Skip to main content

Así han evolucionado los lenguajes de programación en 2019

Java

25/04/2019 - 09:58

El mundo de los lenguajes de programación está en constante evolución. Eso lleva siendo así décadas y no parece que vaya a cambiar próximamente, algo lógico si tenemos en cuenta que las necesidades de los usuarios también cambian, y que por lo tanto hay que adaptarse a ello.

Últimamente hemos visto hundirse la popularidad de algunos lenguajes, mientras que otros han ido ganando terreno poco a poco, ya sea porque son más útiles, más fáciles de aprender o porque ofrecen más posibilidades en sistemas concretos.

Lo que está claro es que no se puede decir qué ocurrirá en el futuro con absoluta certeza, aunque sí proporcionar una "foto finish" o al menos analizar las tendencias dentro del sector.

Es lo que hace la firma especializada Tought Works con su Techonology Radar, que analiza cómo han evolucionado los lenguajes de programación hasta llegar a 2019, dando varias pinceladas de lo que ha ido ocurriendo.

Estas son sus conclusiones.

El declive definitivo de Java

Según el análisis de esta consultora, hay una tendencia que parece imparable y que llevamos viendo aproximadamente una década: el declive de Java. Los programadores se han pasado a otros lenguajes que ofrecen más salidas profesionales o que simplemente se adaptan mejor al momento actual.

El principal recipiente de todos esos usuarios es Javascript, considerado como uno de los principales dentro del sector a día de hoy. 

Nada parece indicar que esto vaya a cambiar en un futuro inmediato. Seguramente Javascript siga manteniendo una sólida posición en 2019 y en los años venideros.

Estos son los mejores lenguajes de programación para aprender si eres principante

Scala, Clojure y lenguajes de segunda fila comienzan a ganar terreno

Otra línea que según ToughtWorks queda cada vez más clara es la diversificación. A la hora de elegir lenguaje, cada vez hay más y mejores opciones, y eso es bueno y malo a la vez. Hace que el mercado sea más versátil pero también más fragmentado.

En este contexto, lenguajes como Ruby, Scala o Clojure ganan adeptos constantemente, y lo hacen a costa de otros como Java que los van perdiendo.

Al igual que ocurre con Javascript, todo parece indicar que esta tendencia seguirá durante al menos un tiempo, aunque finalmente es posible que acaben apareciendo otros mejores y más completos.