Skip to main content

Hay un problema con las actualizaciones de Windows, y Microsoft lo sabe

Windows 10 April 2019 Update

04/03/2019 - 13:11

Las actualizaciones de Windows nunca han estado libres de problemas, problemas que culminaron con la fallida actualización del pasado mes de octubre de 2018. Con diferencia, la llamada October Update fue la peor de todas las publicadas hasta entonces.

Sin embargo, más que un hecho aislado fue la constatación de que hay problemas con las actualizaciones de Windows 10, que no paran de acumular quejas y más quejas que llevan amontonándose años, sobre todo las relacionadas con los momentos elegidos por el sistema para actualizar.

Estas quejas han quedado reflejadas en un curioso estudio, en el que se valora el funcionamiento de estas actualizaciones por parte de los usuarios. Evidentemente, el estudio ha sido realizado a la luz de la actualización de octubre, que entre otros fallos acabó borrando archivos de los usuarios sin su permiso.

Mayormente, las quejas de los usuarios que han participado en el estudio tienen que ver con los reinicios de Windows para instalar actualizaciones, un inconveniente que se puede desactivar, aunque la mayoría no lo sabe. Se puede configurar W10 para que se actualice de noche, aunque los usuarios también se muestran insatisfechos con la forma de hacerlo.

Cuestionados al respecto, hay respuestas que resultan particularmente llamativas. Por ejemplo, parece que cuando el PC tarda más tiempo de lo normal en actualizarse los usuarios comienzan a pensar que hay algo fuera de lugar y que su ordenador puede resultar dañado.

Pese a estos problemas, un 53% de los usuarios entrevistados considera que la política de actualizaciones de Windows ha mejorado en los últimos años, sobre todo en seguridad y velocidad, aunque evidentemente sigue sin ser suficiente.

Este es el portátil más vendido en Amazon: HP, con Windows y por sólo 257 euros

Por ahora sabemos que Microsoft trabaja en mejoras para este sistema. Windows 10 aún tiene mucho recorrido por delante y muchos parches por instalar, aunque la compañía trabaje en una versión Lite del SO para ordenadores menos potentes.

Mientras llega, habrá que esperar a ver qué se le ocurre para atajar las quejas. Quizás en un futuro pase a haber menos actualizaciones  y más significativas, una buena forma de reducir las molestias que se causa al usuario con cada nuevo reinicio.

Tags:

#Windows