Skip to main content

Huawei abre una tienda sin empleados en Wuhan, gestionada por robots, para evitar contagios del coronavirus

Tienda sin empleados de Huawei

28/02/2020 - 17:48

Era algo que nadie había previsto, pero epidemias como la del coronavirus podrían acelerar la implantación de robots en los comercios y otras profesiones que ofrecen atención directa al público. En Wuhan, la zona cero donde se originó el coronavirus, Huawei ha abierto una tienda sin empleados, gestionada por robots.

En los lugares en donde el coronavirus se ha convertido en una epidemia la gente tiene miedo de ir a las tiendas a comprar, y los comercios están notando el bajón en ventas. Una posible solución es abrir tiendas sin empleados, como ha hecho Huawei.

La tienda de Huawei en Wuhan está gestionada por robots, así que no hay peligro de contagio por otras personas. Y los propios empleados tampoco se exponen al coronavirus. Puedes ver cómo funciona en este vídeo:

Los clientes se introducen en una cabina aislada y tienen acceso a todos los productos de la tienda desde una pantalla táctil, de forma similar a comprar online desde un ordenador o el móvil.

En la tienda se venden los típicos dispositivos de Huawei, desde móviles a auriculares inalámbricos, pulseras de actividad, smartwaches, etc. Un dato importante es que solo venden productos de pequeño tamaño. Aquí no hay televisores o patinetes eléctricos, por ejemplo.

La razón es que los productos son gestionados por un brazo robótico giratorio que solo puede acarrear cierto peso. Como podemos ver en el vídeo, cuando el cliente selecciona un producto el robot lo busca en los compartimentos que tiene a su alrededor, y lo extrae con unas pequeñas ventosas que tiene en el brazo. Por eso no puede sujetar demasiado peso.

Huawei Watch GT Sport

Huawei Watch GT Sport

Uno de los relojes inteligentes de Huawei. El Huawei Watch GT Sport tiene una pantalla AMOLED, así como diferentes aplicaciones para el seguimiento deportivo más completo. Además, tiene un elegante diseño para cualquier ocasión.

El cliente paga desde el móvil por NFC o Bluetooth, y obtiene su compra sin haber estado en contacto con ningún ser humano.

Es un sistema efectivo y aséptico, pero en cierto modo inquietante, desde el punto de vista del empleo. ¿Caminamos hacia un mundo sin empleados en las tiendas y en las cajas de los establecimientos? ¿Epidemias como la del coronavirus están acelerando este proceso, o es algo inevitable?