Skip to main content

Con este parche Microsoft prepara tu equipo para la primera gran actualización de 2021

Windows 10 21H1

14/02/2021 - 11:28

Los de Redmond acaban de lanzar una actualización gradual que preparará nuestro equipo para la actualización de funciones previstas para primavera.

Este año contaremos con dos importantes actualizaciones para Windows 10, primero una actualización de funciones que presumiblemente estará disponible a lo largo de esta primavera, y en el último trimestre del año la gran actualización que ofrecerá multitud de nuevas características y cambios de diseño del sistema operativo.

Todo parece indicar que la actualización de funciones que llegará esta misma primavera está al caer, y aunque será escalonada, los de Redmond acaban de implementar un nuevo parche o actualización acumulativa para preparar todos nuestros dispositivos para esta próxima actualización de funciones.

La actualización acumulativa KB4023057 es obligatoria para los componentes del servicio de actualización de Windows 10 y prácticamente se ha lanzado para ayudar a solucionar problemas con la configuración de Windows update, es decir, para cuando recibamos esta actualización de funciones todo nos vaya fenomenal.

Así que este parche incluye mejoras de confiabilidad para el servicio Windows update para aquellos equipos con las versiones de sistema operativo 20H2, 20H1 y anteriores.

Uno de sus efectos será arreglar el servicio de actualización de Windows limpiando el espacio en disco para asegurar que nuestro equipo tiene suficiente almacenamiento para poder soportar la nueva actualización de funciones.

También repara los archivos del sistema, los recursos y las características dañadas que puedan afectar al proceso de actualización garantizando así que todas estas funciones que se incluyan en la actualización se instale sin problemas.

Tal como informan los de Redmond en la página de soporte, la actualización acumulativa KB4023057 se está implementando de forma gradual y se podría instalar de forma automática en nuestro equipo. De momento no se ha reportado ningún problema con este parche, por lo que parece totalmente seguro. En todo caso si observas algún tipo de mal funcionamiento tras recibirlo siempre podrás desinstalarlo usando el panel de control.

Esto básicamente nos viene a confirmar que la actualización de funciones 21H1 de Windows 10 está al caer, con lo que podría empezar a implementarse a partir de marzo, aunque tardará unos meses en estar disponible para todos.