Skip to main content

Este es el vehículo autónomo que te entregará las pizzas en el futuro

Nuro

23/06/2019 - 07:46

Nuro y Domino’s Pizza se han asociado para entregarte los pedidos mediante un coche autónomo, en un servicio que se empezará a probar en Houston para poder extenderse después al resto del mundo.

Si consideras que el repartidor de pizzas no es lo suficientemente rápido, te piden propina o a veces se suele equivocar y llama al vecino, en un futuro tendrás que lidiar con robots autónomos que te traigan la pizza enfrente de tu casa.

Y es que Nuro, una empresa de reparto autónomo, se ha asociado con Domino’s Pizza para entregar pizzas de manera autónoma por distintos lugares de Estados Unidos. Esta asociación comenzará con un programa piloto en Houston y después podría extenderse a otras partes de Estados Unidos.

Nuro

El coche autónomo de Nuro será el encargado de realizar las entregas y parece un microbús en carretera. “Estamos emocionados por poder anunciar que nos hemos asociado con Domino's, la compañía de pizzas más grande del mundo, para entregar los pedidos de manera autónoma", anuncia Nuro.

Los clientes que pidan una pizza usando este servicio a pruebas deberán molestarse en bajar a la calle, acercarse a Nuro, usar un código especial para desbloquear el compartimento que le corresponda y recoger su preciada pizza.

Nuro

Sin embargo, este tipo de sistema de entrega autónoma de productos cuenta con bastantes críticas. Muchos usuarios señalan que estos robots pueden entorpecer el acceso de los peatones en la ciudad, e incluso causar accidentes, aunque de momento no se ha reportado ningún tipo de accidente entre este tipo de robots y los humanos.

Esta IA puede saber cuántos ingredientes tiene una pizza y cómo se ha hecho

Estos vehículos de reparto robótico utilizan una combinación de sensores y cámaras con GPS y aprendizaje automático para navegar a través de las multitudes. Son capaces de mapear el entorno y evitar obstáculos de forma autónoma.

Ya depende del usuario si prefiere que un repartidor humano suba directamente a la puerta de su casa para la entrega de la pizza, o tener que confiar en un robot bajando enfrente de su portal.