Skip to main content

Reserva tu actualización a Windows 10 para no perderla

 actualización a Windows 10
user

24/07/2016 - 14:30

Si tienes una licencia válida de Windows 7 o Windows 8 cuentas con la posibilidad de actualizar a Windows 10 de forma gratuita si lo haces antes del 29 de julio. Sin embargo, también tienes la posibilidad de reservar tu actualización para instalarla más adelante siguiendo cualquiera de estos pasos.

¿Por qué reservar y qué conlleva?

Como decía, la posibilidad de actualizar a Windows 10 de forma totalmente gratuita desaparecerá el día 29 de julio de 2016. Los que hayan actualizado antes tendrán su copia de Windows 10 activada de por vida, pero los que no lo hagan solo podrán comprar el sistema operativo para obtener una clave de producto.

Sin embargo, algo que muchos usuarios no saben es que es posible reservar tu actualización desde Windows 7 o Windows 8 a Windows 10. De este modo, aunque decidieses instalarlo en diciembre, o en el año 2017, tendrías la licencia original de Windows 10 esperándote a que quieras utilizarla.

Esto es posible gracias a que cuando decides actualizar un equipo con cualquiera de las dos versiones anteriores de Windows, tu dispositivo recibe una validación digital. Esto significa que Microsoft registra tu equipo en sus servidores para asociarlo a una licencia válida de Windows 10.

La activación de Windows 10 facilitará los cambios de hardware

Una vez que esto sucede, da igual lo que hagas, puede borrar Windows 10, instalar Ubuntu, o cambiar cuantas veces quieras de sistema operativo. Siempre que vuelvas a instalar Windows 10 en dicho dispositivo, los servidores de Microsoft lo reconocerán y activarán la licencia correspondiente.

Actualmente esto funciona de modo que la vinculación se realiza hacia el hardware de tu equipo, y no a tu cuenta Microsoft, aunque dentro de poco será posible vincular una licencia a tu cuenta para que puedas trasladarla cuanto te cambies de PC. Por ello, de momento la activación automática no funcionaría si cambias tu placa base, o compras otro PC, aunque es posible solucionarlo.

A continuación veremos tres formas de reservar tu actualización a Windows 10. Intentaré explicarlo de la mejor forma posible, pero recuerda que si tienes cualquier duda durante el proceso puedes dejar un comentario y te ayudaré en todo lo que sea posible.

Actualizar y deshacer la actualización

Actualizando a Windows 10

La forma más fácil y rápida de reservar tu copia gratuita a Windows 10 es hacer uso del propio método de actualización que el sistema ofrece a los usuarios de Windows 7 o Windows 8. Para ello, necesitas descargar la herramienta MediaCreationTool desde la página web oficial de los de Redmond.

El problema es que este método puede causar problemas como pérdida de programas instalados por la incompatibilidad entre versiones, o directamente por disponer de un versión instalada que es específica para el sistema que tenías. Si quieres que todo se quede exactamente como estaba en tu PC, quizás te convendría saltar este método y probar con el siguiente.

Si quieres continuar, una vez descargada, asegúrate de ejecutarla como administrador (clic derecho sobre el archivo, y selecciona "Ejecutar como administrador"). Tras aceptar los términos de la aplicación, escoge la opción de actualizar tu equipo ahora, lo que provocará que comience la descarga de Windows 10.

¿Problemas con Windows 10? Deberías revisar tu instalación

Una vez acabes todo el proceso y Windows 10 haya sido instalado, deberías poder acceder a tu escritorio, aunque también existe la posibilidad de que te aparezcan problemas relacionados con el proceso de actualización que dificulten el uso del PC. Por ese motivo, personalmente siempre recomendaré una instalación limpia, ya que muchos usuarios se han topado con parpadeos de pantalla y muchos otros errores que

Si puedes utilizar tu equipo con Windows 10 instalado, haz clic en el botón de Inicio, y selecciona Configuración. Ve hasta el apartado de Actualización y Seguridad, y en la sección de activación a la izquierda asegúrate que pone "Windows 10 en este dispositivo está activado con derechos digitales". En caso contrario, deberás esperar hasta que sea así.

Una vez que tu dispositivo esté activado, simplemente tendrás que cambiar a la sección "Recuperación" (también estás dentro del apartado de Actualización y Seguridad). Aquí verás las opciones "Volver a Windows 7" o "Volver a Windows 8.1" dependiendo de cuál fuese tu sistema operativo anterior, provocando que Windows 10 se desinstale pero conservando tu actualización para cuando quieras usarla.

Crear una copia completa de tu sistema antes de actualizar

Crear imagen del sistema Windows

Si quieres tener la seguridad de que vas a poder restablecer tu PC exactamente como lo tenías antes de realizar el proceso de actualización, puedes realizar una copia completa de tu equipo haciendo uso de las imágenes del sistema. Esto te permitirá restaurar exactamente tu dispositivo a como lo tenías anteriormente.

Desde Windows 7 y Windows 8 es realmente sencillo hacer copias de este tipo, puesto que el propio sistema operativo ofrece un asistente que nos guiará en cada paso. A continuación tienes un enlace a un artículo en el que se explica con detalle cómo realizar este tipo de copias de seguridad, conocidas como imágenes del sistema.

Cómo crear una copia completa de tu Windows 7, 8.1 o 10

Lo único de lo que tendrás que preocuparte es de contar con un dispositivo o medio físico que tenga el suficiente espacio disponible para guardar todo lo que tienes en tu PC. Por ejemplo, si tu disco duro tiene 300 GB ocupados actualmente, necesitarás algo donde almacenar una copia de seguridad de unos 300 GB aproximadamente.

Esto es así debido a que este tipo de copias, como explico dentro del propio artículo, se realizan bit a bit. En estos casos quizás lo más recomendable sería hacer una pequeña limpieza del sistema eliminando aplicaciones, juegos, películas o archivos pesados que realmente no nos importe tener que volver a reinstalar para lograr aligerar la copia de seguridad.

Estas medidas, junto con la ejecución del liberador de espacio en disco que incluye el propio Windows, deberían ayudarnos a reducir de forma considerable el tamaño final de la copia de seguridad. Cuando la tengas hecha solo tendrás que seguir los pasos del apartado anterior, y posteriormente restaurar tu equipo con dicha imagen del sistema.

Actualiza a Windows 10 y formatea tu equipo

Formatear Windows

La opción más eficaz, pero también la más engorrosa sin lugar a dudas, es actualizar tu equipo a Windows 10 como indico en el punto 2 de este tutorial para obtener la reserva de Windows 10, y tras ello realizar un formateo e instalación limpia del sistema operativo que tuvieses anteriormente.

Esto lógicamente provocará que pierdas todos los datos que no hayas guardado previamente, y te obligará a reinstalar todos los programas que tuvieses en tu equipo. Sin embargo, seguramente tras hacerlo tu PC te funcione incluso mejor que antes, dado que en la mayoría de los casos un formateo siempre es recomendable.

Cómo formatear tu PC

Si quieres seguir esta tercera y última opción lo primero que tendrías que hacer es actualizar a Windows 10 como decía, y una vez hecho y comprobado que tu copia ha sido activada por lo servidores de Microsoft, seguir los pasos que hay en el tutorial que está enlazado justo encima de esta línea.

No es un proceso especialmente difícil, aunque quizás para quienes lo hacen por primera vez les resulte algo complicado. De un modo u otro siempre puedes pedir ayuda a alguien que sepa más de informática a la hora de seguir estos pasos, o dejarnos un comentario para intentar ayudarte.

Ver ahora: