Skip to main content

Consejos y guía para comprar un PC gaming de sobremesa

PC gaming

06/01/2019 - 11:00

¿Pensando en renovar tu ordenador para juegos? Te damos algunos consejos y guía para comprar un PC gaming de sobremesa y disfrutarlo durante muchos años.

Cuando muchos daban por muertos a los ordenadores de escritorio y enarbolaban la bandera de la era post-PC, la fiebre del gaming revive a los PCs como plataforma para videojuegos.

A estas alturas ya nadie duda que los juegos en PC están viviendo su segunda edad de oro que, tras casi dos décadas de decadencia y malos ports de títulos de consola vuelven a resurgir con fuerza nuevos títulos desarrollados íntegramente para PC.

Esta mayor oferta de juegos para PC ha hecho que los usuarios vuelvan a considerar comprar un PC gaming de sobremesa para poder disfrutar de los últimos juegos del mercado en la mejor calidad sin temor a sufrir lags o tirones durante las partidas. Aquí te damos algunos consejos para comprar un PC gaming de sobremesa.

Te podemos adelantar que no está en nuestro ánimo hacer una lista de componentes que debe tener tu ordenador para juegos, ya que el procesador o tarjeta gráfica que hoy son lo más, mañana estarán obsoletos.

Nuestra intención es darte algunas claves para que puedas emplear esos consejos para comprar un ordenador gaming de sobremesa tanto ahora como dentro de un año.

Fija un presupuesto realista y sé inflexible

Una de las primeras cosas que debes hacer antes de comprar un ordenador, sea del tipo que sea, es fijarte un presupuesto realista de cuánto dinero puedes invertir en tu ordenador. Este presupuesto será la piedra angular que determinará la potencia de tu PC gaming.

Consejos y guía para comprar un monitor gaming

Establecer un límite de presupuesto realista es especialmente importante antes de comprar un PC gaming de sobremesa ya que el elevado precio de sus componentes puede hacer subir rápidamente el importe de la factura casi sin darte cuenta.

El mercado de los componentes para PC está perfectamente delimitado, por lo que siempre habrá un componente ligeramente más caro que ofrecerá un rendimiento ligeramente superior. No intentes hacerte trampas al solitario.

Por piezas, de marca o de tienda

No existe una única fórmula para conseguir el PC gaming de sobremesa. Todo depende de tus necesidades, tus conocimientos y habilidades o de la situación del mercado de los componentes.

PC gaming de sobremesa

Como norma general, puedes encontrar ordenadores de sobremesa para juegos ya montados o puedes optar por seleccionar los componentes que mejor se adapten a tus necesidades y montar tu propia configuración de PC gaming.

Si tienes una mínima idea sobre hardware, puedes montar y configurar tu propio ordenador pieza a pieza. Es una actividad divertida y tiene la ventaja de que conocerás cada pieza y componente que forma tu equipo y podrás ajustarlo a tus necesidades concretas de potencia.

Si se te hace cuesta arriba eso de tener que elegir componentes para tu PC gaming y luego montarlos, tienes dos opciones: Elegir alguno de los ordenadores para gaming de fabricantes de prestigio como MSI, Asus (ROG), HP (Omen), Alienware o Gigabyte u optar por la solución intermedia que consiste en elegir uno de los modelos preconfigurados que ofrecen muchas tiendas.

Descubre qué tipo de PC necesitas

Si eliges la primera opción, los PC gaming de marca ofrecen la garantía de poder empezar a jugar desde el primer minuto ya que todo está perfectamente configurado para comenzar a instalar tus juegos y jugar sin tener que configurar nada más allá de tu cuenta de usuario.

Además, estos ordenadores cuentan con un soporte técnico que te ayudará a resolver cualquier duda o problema que pueda surgir, por lo que se obtiene un respaldo más amplio.

La parte negativa es que, a pesar de ser equipos que funcionan muy bien dentro de sus respectivas gamas, en ocasiones tienen opciones de conectividad o ampliación limitada ya que muchos de ellos utilizan placas base fabricadas exclusivamente para esos equipos y a las que se le han eliminado (o añadido) determinadas funciones o características.

PC gaming de sobremesa

Los PC gaming configurados por algunas tiendas de venta de componentes son el paso intermedio entre montarlo tú mismo y comprar un PC gaming de marca ya que, en este caso, es la propia tienda la que propone los componentes que se incluirán en función del presupuesto.

Estos componentes son los están a la venta en ese momento en el mercado y que tú mismo podrías elegir para montarlos en tu ordenador, por lo que en todo momento conoces qué componentes incluye cada uno de estos equipos.

Consejos y claves para comprar una tarjeta gráfica

La ventaja en este caso la tienes en que es la tienda la que se encarga de montar el equipo y dejarlo preparado para su funcionamiento. Después, serán los fabricantes de cada componente montado quienes se encargarán de darte soporte técnico y garantía si surge algún problema en el equipo.

Hacerlo tú mismo no siempre sale más económico

Incluso cuando tengas los conocimientos necesarios para montar tu propio ordenador, conviene explorar las opciones que ofrecen los ordenadores que ya vienen montados, ya que la escasez de componentes o las leyes de oferta y demanda del mercado de componentes pueden hacer que estos equipos resulten más económicos que montar un equipo con esas mismas características.

Consolas y PC gaming en AliExpress

El mercado de los componentes es muy cambiante y sensible a las leyes de la oferta y la demanda haciendo que un componente que escasea suba rápidamente su precio, mientras que de otros que hay demasiado stock baje de precio de la noche a la mañana.

Si decides montar tu propio PC gaming de escritorio, esta variación de precios afectará directamente a la factura final de tu ordenador, para bien o para mal.

En cambio, los fabricantes de ordenadores almacenan stocks de componentes con los que amortiguan el impacto de esa variabilidad de precios, hasta el punto de que, en ocasiones, puede ser más rentable comprar un ordenador ya montado, que uno equivalente por piezas.

Un claro ejemplo lo hemos podido ver durante el periodo de escasez de tarjeras gráficas durante “la fiebre del Bitcoin” que trajo consigo una desorbitante subida del precio de estos componentes y haciendo que la factura final de cualquier ordenador montado a piezas subiera su coste.

En cambio, gracias a la existencia de stock de piezas, los ordenadores de marca consiguieron mantener sus precios, de modo que era más rentable comprar un PC ya montado que montarlo uno mismo.

Ante la posibilidad que esto vuelva a suceder, aunque vayas a comprar tu PC gaming de sobremesa a piezas, compáralo con el precio de sus equivalentes de marca ya montados.

Busca el equilibrio y encontrarás la fuerza

¿Imaginas un coche con el aspecto y potencia de un Ferrari, pero equipado con las ruedas de una bicicleta? Sería cuanto menos ridículo ya que unas ruedas tan débiles no permitirían desarrollar toda la potencia que ofrece el resto de componentes del coche. Pues con los ordenadores sucede exactamente lo mismo.

Qué es cuello de botella en el PC y cómo evitarlo

El equilibrio de potencia en los componentes es una de las claves para lograr un PC gaming solvente en cualquiera de las gamas. No importa si es un PC gaming barato de apenas 600 euros, o un ordenador para entusiastas de los videojuegos.

Al comprar un PC gaming de sobremesa debes prestar especial atención al equilibrio entre procesador, memoria RAM y tarjeta gráfica. Solo así sacarás el mejor rendimiento de todos ellos evitando la aparición de los cuellos de botella.

PC Gaming bystaxx - eSports

Si eliges un modelo con un procesador poco potente, digamos un Intel Core i3, con mucha memoria RAM, unos 16 GB, y una tarjeta gráfica de gama media-alta como podría ser un Nvidia GeForce GTX 1070.

El resultado más probable de esta configuración será pagar un sobrecoste por una cantidad de memoria que no utilizarás, el procesador estará siempre funcionando al 100% de su capacidad y la mayor parte del tiempo de uso la tarjeta gráfica estará funcionando al 50% de su capacidad.

¿Cuál es la cantidad de memoria RAM adecuada para mi PC?

Por muy sorprendente que pueda parecer, no es complicado encontrar este tipo de configuraciones que apuestan por un componente “estrella” como la tarjeta gráfica, y luego flaquean en otros componentes importantes como el procesador, la frecuencia de la RAM o la potencia de la fuente de alimentación. Eso sí, no faltarán luces RBG por doquier.

En muchos casos, algo tan sencillo como comparar las especificaciones técnicas del equipo en el que estas interesado con los equivalentes de su competencia basta para mostrar las debilidades y fortalezas de cada uno.

Formatos y tamaños para todos los gustos

Al pensar en un PC gaming de sobremesa tendemos a pensar en una enorme caja de ordenador llena de luces de colores que ocupa una gran parte de la mesa. Sin embargo, esa descripción no siempre coincide con la realidad ya que existen ordenadores gaming compactos que apenas ocupan el espacio de una consola.

Asus ROG GR8 II, Diseño

La ventaja de contar con un PC gaming en un tamaño convencional es que permite actualizaciones de hardware más sencillas e instalar soluciones de refrigeración más complejas que mantendrán a raya las temperaturas del PC.

A cambio, debes cederle parte del espacio disponible en tu mesa o habitación debido a su gran tamaño.

En cambio, los PC gaming compactos ofrecen unas prestaciones similares, pero en un espacio mucho más reducido. Más cercano al tamaño de una consola de videojuegos, que al de un ordenador convencional.

Asus ROG GR8 II, análisis y opinión

Este tipo de equipos es ideal para llevarlo contigo de “LAN party”, torneos de esports o a otros eventos gaming similares ya que ofrecen una gran potencia en un chasis compacto y ligero que puedes llevar en una mochila sin mayores problemas.

Estos estos PC gaming compactos de sobremesa ofrecen dos grandes inconvenientes: actualizaciones limitadas y dificultad para refrigerar.

El montaje de componentes de alto rendimiento conlleva inevitablemente la generación de grandes cantidades de calor. Al contar con muy poco espacio en el interior de estos equipos, la temperatura tiende a dispararse obligando al sistema de refrigeración a funcionar a pleno rendimiento generando un mayor ruido y temperaturas más altas.

Asus ROG GR8 II, Hardware

Por otro lado, la falta de espacio en el interior limita el tamaño y las características de los componentes, haciendo imposible añadir una segunda tarjeta gráfica, mejorar el sistema de refrigeración o añadir más unidades de almacenamiento. Algo muy a tener en cuenta, sobre todo tratándose de un ordenador para juegos.

Fíjate en los conectores de la caja

Hace algunos años, bastaba con que el ordenador tuviera los suficientes puertos como para conectar un teclado, un ratón y un monitor para poder disfrutar al máximo de tus juegos. Hoy las cosas han cambiado bastante y las nuevas formas de jugar en realidad virtual obligan a cumplir una serie de requisitos mínimos en cuanto a conectividad.

Contar con un buen número de puertos de conexión siempre ha sido importante para un buen PC gaming de sobremesa. Varios puertos USB, diferentes conectores HDMI y DisplayPort, conectores de audio, etc.

Lenovo Legion Y920 Tower, análisis y opinión

Pero si bien lo más habitual es encontrar este tipo de conectores en la parte trasera del equipo, si estás pensando en un equipo con el que jugar a juegos en realidad virtual, es importante que todos esos conectores también tengan presencia en el frontal del equipo para mejorar el acceso.

En este sentido, es habitual encontrar dos o más conectores USB 3.1 en los frontales de los ordenadores de sobremesa para juegos, así como los conectores para auriculares y micrófono. Sin embargo, no es tan común encontrar conectores HDMI, DisplayPort o USB tipo C con función Thunderbolt 3 tan necesaria para conectar unas gafas de realidad virtual al ordenador de escritorio.

Parte superior del Lenovo Legion Y920 Tower

Este tipo de dispositivos de realidad virtual va a ir teniendo más presencia en el mercado en el futuro, por lo que no contar con un ordenador gaming preparado para juagar en realidad virtual puede ser un gran error a no muy largo plazo.

Piensa en el futuro con actualizaciones

El segmento de los ordenadores de escritorio para gaming están en constante evolución, lo cual obliga a los jugadores a actualizar constantemente sus equipos para conseguir el mejor rendimiento.

Interior del Lenovo Legion Y920 Tower

Una de las características básicas que debería cumplir tu PC gaming de sobremesa es ofrecer facilidades para realizar esa actualización sencilla de los componentes con un acceso sencillo a ellos, y procurando que sean lo más estándar posible.

Si tu PC gaming de sobremesa ha sido montado a piezas, esto no tiene mayor trascendencia, ya serán componentes estándar en el mercado y no tendrás mayores problemas para sustituir los componentes anteriores por otros nuevos más potentes.

Cómo controlar la temperatura de tu ordenador

El problema viene cuando estamos ante un equipo de fábrica, en el que los componentes pueden haber sido diseñados por el fabricante específicamente para esa línea de productos o en los que pueden darse incompatibilidades a nivel de hardware.

Por ese motivo, al comprar tu PC gaming de escritorio no solo debes tener en cuenta qué prestaciones está ofreciendo a día de hoy, sino que también debes tener en consideración que componentes podrás actualizar en el futuro para continuar disfrutando de la máxima potencia en juegos durante mucho tiempo.