Skip to main content

Conducir un roadster ya no está reñido con la tecnología: así es el nuevo BMW Z4

BMW Z4 2019

12/04/2019 - 10:39

En su tercera generación, el BMW Z4 se pone al día en cuanto a tecnología y trae en su interior un amplio abanico de funcionalidades que gustarán a los amantes del mundo tecnológico. En ComputerHoy.com ya lo hemos conducido, y en este reportaje os mostramos una toma de contacto con la tecnología de este coche de BMW.

Hace tiempo que conducir un coche fuera de lo común dejó de estar reñido con la última tecnología de a bordo. Pese a que durante años las marcas se han tomado quizás más calma de la debida a la hora de actualizar la tecnología de sus coches más "exóticos", BMW no ha querido esperar más y ha decidido traer con el nuevo BMW Z4 todo su repertorio tecnológico del momento.

Si decimos roadster y BMW en la misma frase, seguramente a muchos lo que se les vendrá a la mente es el BMW i8 Roadster, la versión descapotable del BMW i8 Coupé, un coche que definitivamente encabeza esa lista de coches fuera de lo común de la que hablábamos al comienzo: pero el BMW Z4 –en su ya tercera generación– también es un roadster, un roadster que además está al alcance de muchos más que su primo mayor: parte de un precio de salida de 48.900 euros.

Con el Z4 de tercera generación, a las palabras roadster y precio más o menos razonable se le suma ahora también la palabra tecnología. No tiene mucho que envidiarle a un BMW Serie 5 en cuanto a tecnología de a bordo, no al menos en el sentido de que, por tratarse de un roadster –por lo tanto, un coche pensado más para la diversión que el uso práctico–, no vas a tener que renunciar a funcionalidades como el Head-up display, un navegador con pantalla táctil o un sistema operativo que se actualiza periódicamente de forma remota.

Siendo un coche descapotable, no podemos pasar por largo la característica de su capota: es de lona, y es capaz de abrirse en diez segundos. La maniobra de cierre o apertura puede realizarse también en marcha, hasta una velocidad máxima de 50 km/h.

ComputerHoy.com ha tenido la oportunidad de ponerse al volante del nuevo BMW Z4. En este reportaje os adelantaremos algunas pinceladas de su tecnología de a bordo, y os mostraremos qué funcionalidades tecnológicas ofrece este coche desde el punto de vista de alguien dos punto cero.

Tanto el cuadro de instrumentos como el navegador que encontramos en el interior del nuevo Z4 son digitales, en ambos casos se trata de pantallas a todo color de 10,25 pulgadas (26 centímetros). La interfaz está basada en la última versión del sistema operativo BMW 7.0, y con BMW Live Cockpit Professional (opcional) disponemos de un cuadro de instrumentos personalizable en función del modo de conducción que llevemos activo.

Cuadro de instrumentos del BMW Z4

En el modo deportivo, el cuadro de instrumentos luce un aspecto más agresivo (protagonizado por el color rojo) en el que toda la información se limita a los datos más relevantes durante una conducción rápida (velocidad, revoluciones y poco más); en el modo Eco Pro, en cambio, la información que se muestra da importancia a otros datos completamente diferentes como por ejemplo la eficiencia de la conducción.

Lo que podéis ver arriba es una fotografía del cuadro de instrumentos en el modo Comfort, con el navegador –con ruta de navegación incluida– mostrándose en el centro de la pantalla. En esta primera toma de contacto, no hemos apreciado que exista ningún problema con la posición del cuadro de instrumentos respecto al volante: toda la información necesaria durante la conducción está siempre a la vista.

Los modos de vista del navegador cambian a medida que seleccionamos uno u otro modo de conducción, un proceso que se realiza pulsando sobre los correspondientes botones ubicados a un lado de la palanca de cambios. Hablando de la palanca de cambios, decir que este año el Z4 solo se ofrece en versión con cambio automático, no está previsto que en España vaya a distribuirse ninguna versión manual.

Head-up display del BMW Z4

Si levantamos un poco la vista, lo que veremos en el parabrisas es el Head-up display. Es la primera vez que esta tecnología está disponible en el roadster de BMW, y se trata de algo más que de sobra conocido por todo el mundo en el mundo de la automoción: es una tecnología que proyecta información sobre el parabrisas para que no tengas que apartar la vista de la carretera para ver tu velocidad actual, el límite de velocidad del tramo por el que estás circulando o, incluso, ver quién te está llamando en ese momento al móvil (siempre y cuando esté conectado por Bluetooth).

Qué es y cómo funciona el Head-up display en los coches

La información que se muestra a la derecha de la velocidad puede personalizarse eligiendo entre diferentes opciones, incluyendo la reproducción de música o el navegador –para así tener las indicaciones siempre visibles, sin que por ello dejen de mostrarse al mismo tiempo en el cuadro de instrumentos y en el propio navegador–.

BMW Z4

El navegador se presenta también con una pantalla de 15 pulgadas –al igual que el cuadro de instrumentos–, una pantalla que está ligeramente girada hacia el conductor (un roadster se disfruta sin problemas en solitario). La interfaz parte de una pantalla de inicio que muestra en forma de tarjetas la reproducción multimedia, el tiempo y la información del teléfono; después, desde los menús de la izquierda podemos navegar por todos los apartados del sistema.

Tal y como ya es habitual en los coches de BMW desde hace un tiempo, el navegador tan solamente es compatible con Apple CarPlay, pero no con Android Auto. Tiene la ventaja de que permite arrancar el sistema del iPhone en el navegador sin necesidad de conectarlo por cable, vía Bluetooth.

A través de BMW ConnectedDrive, el coche dispone de acceso a funcionalidades adicionales tales como la actualización del sistema vía software –de forma que el navegador se actualiza igual que tu móvil, en este caso sin necesidad de pasar por el taller–, las advertencias de peligro desde otros coches de la marca o la llave digital.

Base de carga inalámbrica

Debajo del navegador encontramos una base de carga inalámbrica para móviles acompañada de un puerto USB. La base de carga sí es compatible tanto con Android como con los iPhone, cualquier teléfono que disponga de la tecnología de carga inalámbrica.

Por la parte de la asistencia a la conducción, de serie el BMW Z4 trae un aviso de colisión y un sistema de aviso (y frenado) ante peatones en ciudad, al igual que también es de serie el sistema de aviso de abandono de carril. De forma opcional, se le puede añadir el control de crucero activo (con función Stop & Go), el reconocimiento de señales de tráfico, la prevención de colisión trasera o la alerta de tráfico cruzado, entre otros.

Precios del BMW Z4 (2019) en España

Versión Potencia (CV) Precio recomendado
sDrive 20i 197 CV Desde 48.900 euros
sDrive 30i 258 CV Desde 56.300 euros
M40i 340 CV Desde 70.750 euros
BMW Z4 2019

El BMW Z4 de 2019 ya está a la venta en España por un precio que parte de 48.900 euros. Si queréis más información sobre él, echad un vistazo a la prueba de nuestros compañeros de AutoBild.es.

Tags:

#sync, #Destacado

Ver ahora: