Skip to main content

Resolución 4K: origen y conceptos sobre esta tecnología de las TV

Resolución 4K

11/08/2018 - 11:01

Las tecnologías que llegan al mercado no siempre terminan de asentar entre el gran público. Véanse grandes fiascos tecnológicos como los sistemas de vídeo Beta 2000 en los 90, el Láser Disc o, más recientemente, el contenido en 3D.

No obstante, hay tecnologías que sí lo hacen y evolucionan en mejores versiones que se alargan en el tiempo hasta el futuro. Hablamos de la resolución 4K, una tecnología que no solo ha llegado para quedarse, sino que está evolucionando hacia un futuro muy prometedor.

Para conocer a fondo qué nos deparará el futuro de la tecnología 4K, conviene conocer su historia y los conceptos que están relacionados con su desarrollo hasta nuestros días.

Las pantallas 4K están más de moda que nunca. Están ganando popularidad en terrenos muy diferentes como en televisores, en monitores para ordenador, o en pantallas para dispositivos móviles. Pero ¿qué es resolución 4K y porqué se llama así?

¿Qué es 4K?

La resolución de una pantalla define el número de píxeles o puntos de luz que tiene una pantalla con independencia de su tamaño.

Una pantalla de 5 pulgadas 4K UHD puede tener el mismo número de píxeles que una de 75 pulgadas 4K UHD solo que, en el caso de la segunda pantalla, los píxeles serán más grandes.

4K: Cómo elegir el mejor televisor 4K UHD

El número de píxeles define en gran medida la definición y nitidez de las imágenes que se muestran, por lo que es importante contar con el mayor número de píxeles posible, ya que estos hacen posible que la imagen se dibuje con mayor precisión y naturalidad.

Hasta hace poco, el Full HD o 1080p era la resolución más extendida en pantallas de TV y smartphones, pero durante los últimos 2 años la resolución 4K ha entrado con fuerza en el mercado desplazando al Full HD en su reinado.

Resolución 4K

El nombre 4K hace referencia a que suma más de 4.000 píxeles en uno de sus lados, siendo esta cifra hasta 4 veces superior a la que pueden ofrecer las pantallas con resolución Full HD. No obstante, 4K es un término genérico y que puede llevar a confusión ya que, en la mayoría de los casos, ni tiene exactamente 4.000 píxeles ni es exactamente cuatro veces el tamaño del Full HD.

De hecho, los televisores y monitores que presumen de ser 4K tienen resoluciones de 3.840 × 2.160 píxeles. Como puedes ver, el recuento de píxeles de su horizontal está muy por debajo de los 4.000 píxeles que anuncia su nombre, pero tiene una razón de peso para ello.

Las mejores ofertas para comprar un televisor 4K están en Amazon

3.840 × 2.160 píxeles ha sido designada como resolución estándar 4K debido a su factor de forma de 16:9 que tienen los televisores. Esta resolución coincide con el doble del ancho y del alto que una pantalla Full HD, algo que resulta mucho más conveniente para los creadores de contenido y cadenas de TV ya que les permite adaptar más fácilmente el formato en sus transmisiones para hacerlo compatible con resoluciones 1080p

Historia del 4K: evolución sin repetir los errores del 3D

La resolución 4K no ha salido de la noche a la mañana. De hecho, es una tecnología que lleva décadas desarrollándose, pero no ha sido hasta hace poco más de dos años cuando ha sufrido su mayor auge en el mercado.

El aumento de la oferta de contenidos en resolución 4K y la considerable bajada en los costes de fabricación de estos paneles ha propiciado que los televisores con pantallas 4K hayan barrido del mercado a los televisores Full HD, sin aumentar significativamente su precio.

Sin duda alguna el contenido ha sido la clave para que la llegada de esta tecnología al mercado haya sido un éxito. Es precisamente en la industria cinematográfica donde más se ha apostado por los avances en calidad de imagen, consiguiendo que los espectadores disfruten de un contenido más realista.

Proyectores LG

George Lucas dio el pistoletazo de salida a la carrera por la calidad de imagen en el contenido cinematográfico cuando en 2002 filmó Episodio 2: El ataque de los clones íntegramente en Full HD nativo.

Esto obligó a la DCI (Digital Cinema Initiatives), organismo que se encarga de la estandarización de los formatos relacionados con la industria del cine, a ponerse manos a la obra para crear un estándar que cubriera mejores resoluciones en el futuro. Empezaron por las especificaciones 2K para, en 2005, lanzar el estándar cinematográfico para el contenido en resolución 4K.

La base para esta certificación se basó en el resultado de unas investigaciones sobre la máxima resolución que podía ver el ojo humano digitalizando un negativo de película de 35 mm en full frame. La conclusión fue que a partir de los 4.096 píxeles del 4K se perdía nitidez en las imágenes que mostraba el negativo, por lo que esa resolución sería la más fiel al contenido original del negativo.

¿Qué ocurre entre Blade Runner y Blade Runner 2049? Este corto lo explica

La primera película nativa en Ultra alta definición fue Blade Runner: Final Cut de Ridley Scott en 2007 con motivo del 25 aniversario de la primera versión de la película, donde se escanearon los negativos originales en el equivalente digital en 4K. Como podéis imaginar, en 2007 pocas salas de proyecciones pudieron reproducirla en su calidad nativa ya que no contaban con el equipamiento necesario.

Dos años más tarde se estrenaba Avatar de James Cameron. El principal aliciente de esta película fue que era una de las primeras películas que podías disfrutarla en 3D de alta definición. ¿Y eso qué tiene que ver con el 4K? En realidad, mucho.

Sala Dolby Cinema Cinesa La Maquinista

La industria del cine hizo un gran esfuerzo técnico para crear y reproducir contenido en 3D en Full HD. Se equiparon salas de cine con proyectores más potentes que eran capaces de reproducir este tipo de contenido soportando el doble de resolución de la que realmente se mostraba en pantalla para conseguir mostrar un efecto 3D fluido y bien definido.

Con el tiempo, la burbuja del 3D se desinfló, pero la inversión en equipamiento capaz de soportar el 4K ya estaba hecha y, donde el 3D había fracasado, las resoluciones 4K tomaban el testigo.

Dolby Cinema hará que quieras volver al cine

En el ámbito doméstico, la tecnología de pantalla desarrollada para el 3D, fue rápidamente reorientada a ofrecer una mayor cantidad y calidad de píxeles. Por eso, en poco más de 3 años, los paneles 4K han dejado de ser una característica exclusiva de los televisores de alta gama, para encontrarse en televisores de gama media sin que ello suponga un aumento en su precio final.

El contenido es la clave para que una tecnología de imagen tenga éxito. A pesar de los esfuerzos, la industria del entretenimiento no fue capaz de responder adecuadamente a la demanda de contenido en 3D en retransmisiones de TV, y su uso se limitaba prácticamente a determinados contenidos en Blu-Ray, contados videojuegos o en las salas de cine. No volverán a cometer los mismos errores con el 4K.

Gran parte del contenido en Blu-Ray está disponible en resoluciones 4K, el códec de compresión HEVC H.265 que permite la retransmisión de contenido en resolución 4K y servicios de contenido en streaming, como Netflix, ya lo usan para ofrecer su contenido en 4K nativo.

Facebook soporta vídeos en calidad 4K y ultra definición UHD

La industria del videojuego también se mueve hacia el 4K y tanto los ordenadores como las consolas, ya ofrecen (u ofrecerán en sus inminentes actualizaciones) soporte para jugar en resolución 4K.

Formatos UHD: los otros 4K

Dentro de las especificaciones del formato 4K UHD no se define un parámetro determinado de píxeles ya que este recuento varía en función del formato de la pantalla en la que se muestra el contenido.

Esto ha dado lugar a un baile de resoluciones en el que resulta difícil definir un recuento concreto de píxeles en los que, dependiendo del formato y de la relación de aspecto, una pantalla puede contener el triple de píxeles que otra, aun estando dentro de la misma especificación 4K UHD.

En la siguiente tabla te indicamos algunas de las más habituales tanto en el ámbito de la industria, como en el consumo doméstico.

Formato / Relación de aspecto Resolución Recuento total de píxeles
4K UHD / 1.33∶1 (4∶3) 4096 × 3072 píxeles 12.582.912 píxeles
4K UHD / 1.60∶1 (16∶10) 4096 × 2560 píxeles 10.485.760 píxeles
4K UHD (Full frame)/ 1.77∶1 (16∶9) 4096 × 2304 píxeles 9.437.184 píxeles
DCI 4K (Full frame)/ ≈1.90∶1 (256∶135) 4096 × 2160 píxeles 9.216.000 píxeles
DCI 4K CinemaScope / ≈2.39∶1 (1024∶429) 4096 × 1716 píxeles 8.847.360 píxeles
DCI 4K / 1.85∶1 (999∶540) 3996 × 2160 píxeles 8.631.360 píxeles
WQUXGA / 1.60∶1 (16∶10) 3840 × 2400 píxeles 8.294.400 píxeles
4K UHDTV / 1.77∶1 (16∶9) 3840 × 2160 píxeles 7.020.544 píxeles
4K UHD / 2.40∶1 (12∶5) 3840 × 1600 píxeles 6.144.000 píxeles
4K UHD / 3.55∶1 (32∶9) 3840 × 1080 píxeles 4.147.200 píxeles

4K, Ultra HD, Quad HD, 4kx2K, ¿cuál es su verdadero nombre?

Si bien es popularmente conocido como 4K (a secas), en los catálogos y fichas técnicas de los productos acostumbra a acompañarse de las siglas UHD (Ultra Hight Definition). ¿Cuál es la forma correcta de llamar a este formato, 4K o UHD?

Resolución 4K

La Consumer Electronics Association (CEA) es el organismo que se encarga de la estandarización del nuevo formato de gran resolución. En 2012, este organismo estableció unas bases para la denominación de los productos que ofrezcan resoluciones superiores a Full HD (1920 x 1080 píxeles).

En esas bases, la CEA establece que la denominación oficial para todos estos dispositivos será Ultra Hight Definition (UHD), en lugar de las extendidas denominaciones 4K u 8K. El único requisito para usar la denominación UHD es que el dispositivo sea capaz de representar imágenes de al menos 3.840 x 2.160 píxeles y sea capaz de mostrar contenido creado a esta resolución de forma nativa y sin conversores.

TV 4K Samsung

Eso significa que, si bien para un fabricante la forma más sencilla de indicar que su producto permite mostrar imágenes con una resolución cercana a los 4.000 píxeles es poniendo la etiqueta 4K en su hoja de especificaciones, a nivel oficial, debe indicarse que se trata de un dispositivo compatible con el formato UHD.

¿Qué significan las letras de los televisores de Samsung?

Por ese motivo los fabricantes han optado por añadir el “alias no oficial” de 4K a sus productos, añadiéndoles la denominación oficial de la CEA. Por ese motivo, es habitual encontrar estos dispositivos como nombrados como 4K UHD.

De ese modo, en un futuro cercano, podrás diferenciarlos de los dispositivos 8K que también deberán llevar la denominación oficial UHD o Ultra Alta Definición y se diferenciarán llamándose 8K UHD.

Resolución 4K

Como ya hemos comentado, la resolución más habitual en los televisores 4K es la que corresponde al doble de ancho y alto de sus equivalentes en Full HD. Esto ha propiciado que a este formato también se le conozca como Quad Hight Definition (Quad HD o QHD), en clara referencia a que la resolución de una pantalla de estas características es el equivalente a cuatro pantallas Full HD.

El 4K de formato completo o 4Kx2K, con unas dimensiones de 4.096 x 2.160 píxeles, es por muchos considerado por los más puristas como el único 4K auténtico, ya realmente ofrece algo más de 4.000 pixeles en uno de sus lados.

Llega el nuevo HDMI 2.1 que puede soportar una resolución de hasta 10K

Este ha sido el formato que la industria del cine, bajo el paraguas de la DCI (Digital Cinema Initiatives) ha homologado como estándar DCI 4K de máxima calidad para la grabación de películas y contenido cinematográfico en 4K. Por lo que, si vas a comprar algún proyector 4K, es posible que te encuentres con este nombre entre sus especificaciones.

Como puedes ver, el formato 4K está presente en el mercado bajo diferentes nombres, pero todos tienen en común una increíble mejora en la nitidez y definición de las imágenes que ha marcado un punto de inflexión en la calidad visual de las pantallas. Ya no hay vuelta atrás posible.

Mejor distancia para los televisores 4K

Uno de los factores clave para la expansión de los dispositivos 4K ha sido la distancia de visualización.

Una pantalla de gran tamaño proporciona una experiencia más inmersiva al visualizar el contenido, eso ha provocado una mayor preferencia hacia los televisores de más de 50 pulgadas.

Resolución 4K

No obstante, esta tendencia hacia los televisores de gran tamaño tiene un gran inconveniente si se utiliza una resolución Full HD. Al crecer en tamaño, y mantener unas distancias de visionado de en torno a los 2,5 metros de media –que es la distancia más habitual a la que te sientas a ver la televisión—, los pixeles son más grandes y se hacen más visibles a simple vista afectando a la nitidez de las imágenes.

Cómo elegir el mejor tamaño de pantalla: el dilema de las pulgadas

En cambio, los televisores con resoluciones 4K permiten tamaños de pantalla más grandes con el doble de píxeles, por lo que el tamaño de píxel es más pequeño. Gracias a este menor tamaño de píxel puede mantenerse esa distancia de visionado relativamente corta, sin que ello afecte a la nitidez y definición de las imágenes mostradas.

Así será el 4K del futuro

Podemos hablar de futuro de la tecnología 4K en términos relativos ya que, de hecho, ya se está gestando el 8K como su sustituto. Este relevo todavía tardará algunos años y todos los avances que se desarrollen para el 4K luego serán extrapolables al 8K.

Sin duda uno de los retos más complicados para el futuro del 4K será lograr retransmisiones de televisión con calidad 4K UHD, algo que en la actualidad está resultando complicado.

Los Juegos de Tokio 2020 implantarán la resolución 8K

En la actualidad, la mayoría de cadenas de TV que tienen licencia para operar en la banda del TDT ni siquiera consigue hacerlo con una resolución HD de calidad.

Ultra HD Premium

Por el momento, uno de estos nuevos avances en el futuro inmediato de los dispositivos 4K es el Ultra HD Premium que ya podemos encontrar en algunos modelos de gama alta.

La Ultra HD Alliance es un consorcio formado por las principales productoras de cine y televisión y fabricantes. Este consorcio expide la certificación Ultra HD Premium que deja constancia de que el dispositivo que la adjunta reúne las máximas exigencias de calidad a la hora de cubrir un mayor espacio de color, además de ofrecer unos mayores niveles de contraste y brillo.

Todo ello se traduce en una imagen de gran calidad que no solo se sostiene sobre la base de un panel con resolución 4K, sino que también muestra una mayor precisión en la representación de los colores que estableció el creador del contenido.

Esto implica que, para conseguir la certificación Ultra HD Premium, el dispositivo también debe soportar los formatos HDR que proporcionan todas esas características.

Certificación THX 4K

Hace ya muchos años que hablar de certificación THX, empresa que creó George Lucas, es sinónimo de la máxima calidad en imagen y sonido.

Antes de conseguir el certificado THX los dispositivos deben superar las pruebas de la compañía y obtener unos resultados satisfactorios. Con el certificado THX 4K, el listón se eleva considerablemente y para que un dispositivo pueda lucir esta etiqueta en su embalaje antes deberá superar una batería de 400 pruebas diseñadas para asegurar la mejor calidad a la hora de representar el color, tono, contraste y brillo para certificar que el resultado es exactamente el mismo que el creador del contenido estableció cuando lo creó.

Tags:

#sync

Te recomendamos