Skip to main content

Samsung Galaxy Z Flip, toma de contacto y primeras impresiones

Galaxy Z FLip

12/02/2020 - 04:38

La compañía surcoreana vuelve a lanzar un móvil con pantalla plegable tras su Galaxy Fold que tanto nos gustó al probarlo. El Galaxy Z Flip llega en formato clamshell con una pequeña pantalla externa para ver notificaciones y se abre como los teléfonos de antaño para mostrar la pantalla que cubre todo el interior, lo que vendría a ser la zona de pantalla y teclado de los móviles de hace años, muy similar en concepto al Motorola Razr 2020.

Finalmente hemos podido asistir al evento Unpacked 2020 de Samsung donde se ha mostrado la nueva familia de móviles Galaxy S20 junto con el Galaxy Z Flip, el móvil plegable tipo concha de la compañía surcoreana.

En las últimas semanas los rumores y filtraciones relacionadas con los nuevos dispositivos de Samsung no han cesado, y hemos tenido informaciones nuevas prácticamente cada día. Pero hoy el Galaxy Z Flip ha quedado totalmente al descubierto: se han filtrado las imágenes de prensa y las especificaciones oficiales completas. 

Las características del Galaxy Z Flip confirman en gran medida las filtraciones que ya habíamos visto. Destaca el procesador Snapdragon 855+, a diferencia del Exynos 990 de los Galaxy S20, y que tiene 8 GB de RAM, una pantalla secundaria de pequeñas dimensiones (poco más de una pulgada).

Como vemos se queda en un punto menos premium que el Galaxy Fold aunque con un diseño más compacto con la diferencia de que tendrás que abrir sí o sí para usarlo.

Especificaciones Samsung Galaxy Z Flip
Pantalla Infinity-O Dynamic AMOLED de 6,7" Full HD+ (2.636 x 1.080 px)
Pantalla externa OLED de 1,06" (300 x 116 px)
Procesador Snapdragon 855+
Memoria RAM 8 GB
Almacenamiento 256 GB UFS 3.0
Cámara principal 12 Mpx Dual Pixel f/1.8
12 Mpx Ultra gran angular f/2.2 

Grabación 4K 60 fps
Cámara frontal 10 Mpx Dual Pixel f/2.4
Batería 3.300 mAh con carga rápida de 15W
Biometría Reconocimiento facial, lector de huellas dactilares en el lateral
Dimensiones y peso Plegado: 87,4 x 73,6 x 17,3 mm
Abierto: 167,9 x 73,6 x 6,9 mm
183 gramos
Disponibilidad Desde el 14 de febrero
Precio Alrededor de 1.500 euros

Resumen de la toma de contacto del Galaxy Z Flip de Samsung:

Recuerda a los móviles de antaño pero con una gran pantalla continua cubriendo todo el interior

Tanto la disponibilidad como el precio del Samsung Galaxy Z Flip ya se habían filtrado con anterioridad, estará disponible desde el 14 de febrero a un precio de 1.500 euros. El diseño es una evolución muy interesante con los aprendizajes que han tenido con el Fold. El móvil plegado es más compacto y mucho menos alto que el Galaxy Fold.

Recuerda a una caja de polvos de maquillaje con espejo en formato. El grosor plegado lo hemos comparado con una moneda de 10 céntimos de euro y, como vemos, es prácticamente el doble que un móvil normal.

Altura plegado

Sin embargo una vez abierto el grosor es muy del estilo de un móvil tradicional y es algo que se agradece. De hecho, la sensación en mano es la de un móvil muy ligero, el que la pantalla no tenga delante un cristal se hace notar en peso, y también tacto. Es algo que hay que entender y hacerse a ello. Un móvil con pantalla flexible no es un móvil con una pantalla tradicional.

Galaxy Z FLip
Galaxy Z FLip

Tiene lector de huellas en un lateral, doblando también como función de botón de encendido, donde también se encuentra el botón doble de volumen. En la parte inferior se encuentra el conector USB-C y el altavoz.

Galaxy Z FLip

Es interesante hacer notar que las esquinas inferiores tienen dos pequeñas protuberancias de goma para separar los dos extremos del móvil a la hora de estar plegado. El sistema de plegado ha heredado la solución que dieron en los laterales con la última revisión del Galaxy Fold, tapando esa rendija para evitar la entrada de suciedad dentro.

El móvil da una sensación de smartphone premium en cuestión de materiales cuando está plegado y se hace raro tener un smartphone que sabes que tiene una gran pantalla de 6,7" de diagonal en un formato tan compacto.

Pantalla interna muy similar al Fold pero con el pliegue en horizontal

¿Se nota la zona del pliegue? ¿Se hunde la pantalla? ¿Durará durante años al tener que abrirlo sí o sí para usarlo? Esas son varias de las preguntas que nos rondaban la cabeza antes de probarlo y, la verdad, es que os mentiríamos si decimos que la zona del pliegue no se nota. Sí, se nota, pero al ser una zona bastante menor que la que tenía el Fold, el efecto se palía bastante.

Samsung Galaxy z Flip

En términos de tacto, la pantalla parece hundirse menos que la primera versión del Fold y me atrevería a decir que es algo más rígida que la versión final del mismo. El tacto es bueno y funcional incluso en la zona de plegado.

La pantalla interna es AMOLED de 6,7 pulgadas con resolución FullHD+ en formato prácticamente 22:9, más panorámico de lo normal. Solo la hemos podido probar en interior en un modo demo que sube constantemente el brillo al máximo. Los ángulos de visión nos han parecido buenos y el nivel de brillo en la línea de las últimas pantallas Samsung, seguramente ronde los 800-900 lux, a ojo de buen cubero.

Samsung Galaxy z Flip

Es un panel con 60Hz de frecuencia de refresco a diferencia de la nueva familia Galaxy S20 que monta paneles que pueden funcionar a 120 Hz ofreciendo una experiencia más suave de uso, pero, ciertamente Samsung tiene muy pulidas las transiciones y el Snapdragon 855+ ejecuta con total fluidez tanto el sistema operativo como las aplicaciones.

La pantalla externa también es AMOLED con 1,06" de diagonal y una resolución bastante elevada para su diagonal. Es a todo color y en ella se muestra desde la hora hasta notificaciones si deslizamos lateralmente o incluso puede servir de espejo para tomarnos selfies con la cámara trasera con doble sensor y, en principio, con un rendimiento mejor que la interna.

Galaxy Z FLip

Samsung tiene un gran expertise en este campo y es donde destaca frente a la competencia, algo que lleva demostrando con su gama S de Galaxy varios años y que tan solo les han hecho sombra en términos de frecuencia de refresco hasta los recién presentados Galaxy S20.

Android 10 de serie con modo Flex (a medio abrir)

Samsung ha hecho uso de la última versión de Android que cubre con su capa OneUI. Además en esta ocasión ha personalizado la misma con funcionalidades para sacar provecho al nuevo sistema de bisagra del Galaxy Z Flip.

Móvil plegable de Samsung

Gracias a un menor peso y cómo se dobla, puede funcionar apoyado en una mesa de manera que Samsung ha optimizado aplicaciones como la galería o la cámara para que tengan una zona táctil en la parte inferior, la paralela a la mesa, y una zona donde mostrar contenidos, la que se levanta de la misma.

De esta forma podrás usar el móvil para videollamadas sin tener que sujetarlo o simplemente usarlo como sistema de notificaciones o para leer el correo o whatsapp dejándolo en cualquier superficie plana.

Galaxy Z FLip

El diseño y la pantalla de 6,7 pulgadas invitan también a ver contenidos multimedia aunque, en este terreno, el aspecto ultrapanorámico corre en contra ya que veremos columnas negras en los laterales a no ser que ampliemos la imagen y perdamos contenido en la parte superior e inferior de la pantalla (en modo apaisado).

Tenemos que probar a fondo la estabilidad del software así como también el rendimiento que ofrece el Snapdragon 855+ y los 8 GB de RAM. Además, también tengo curiosidad especial por ver cómo rinde esa memoria UFS 3.0 y si pasa notablemente el giga por segundo en velocidad de lectura.

Cámaras en configuración más humilde que los S20 pero que promete buenos resultados

Si hay algo que había que mejorar en los móviles Samsung Galaxy de últimas generaciones era su hardware de cámara, llevaban usando el mismo sensor y sistema de doble apertura desde el lanzamiento del Galaxy S9.

Galaxy Z Flip

Está claro que la competencia ha apostado por soluciones de gran resolución, sensores de mayor tamaño e incluso ingeniosas soluciones de zoom que permiten un zoom híbrido de hasta 10x con gran calidad.

El Galaxy Z Flip monta una configuración más modesta que la de los S20, pero parece bastante funcional y prescinde del zoom. Tenemos dos sensores de 12 Mpx en la parte trasera, mejor dicho, en la parte externa. Y un sensor en la parte superior de la pantalla a modo de agujero de 10 Mpx. Tanto el principal externo como el interno tienen sistema dual pixel que mejora el enfoque.

Así es la nueva familia Galaxy S20

Nos gustará poder probar las cámaras en situaciones reales ya que este modelo parece haber sido concebido como un dispositivo bien equilibrado para poder ofrecerlo a un precio contenido.

¿Galaxy Z Flip de flipados o de flipante?

Tras probar el terminal durante cerca de una hora solo puedo decir que, personalmente, me ha gustado el concepto. Es un formato que busca el compromiso entre un tamaño reducido en el bolsillo y un uso tradicional, es decir, que se aproxima bastante a lo que es usar un smartphone de grandes dimensiones en el día a día.

De hecho, a diferencia del Fold, este móvil tendrás que abrirlo para usarlo salvo para coger o rechazar llamadas o responder SMS mediante respuestas predefinidas, todo ello accesible desde su pantalla externa.

Galaxy Z Flip

Nos falta probar la calidad de sonido que ofrece, la estabilidad de su sistema de conectividad y, como no, el rendimiento general y específico de CPU y GPU así como de la memoria interna y cámaras.

Creo que 1.500 euros es un precio algo elevado para este terminal y más cuando por este mismo precio puedes adquirir en esta misma marca el modelo ultra del S20 con un sistema de cámaras notablemente superior así como de batería, uno de los puntos que sobre el papel parecen de los más débiles, con sólo 3.300 mAh.