WiFi AC, el WiFi más rápido que el cable. ¿Lo conoces?

WiFi 802.11ac, el WiFi más rápido que el cable. ¿Lo conoces?

Aprobado de forma oficial en enero de 2014, el estándar WiFi 802.11ac, también conocido como Wireless AC, WiFi AC, WiFi 5G o WiFi de 1 Gbit, se reafirma como el preferido de los fabricantes de routers, portátiles y smartphones.

Este estándar ofrece una velocidad mínima en modo multiestación de al menos 1 Gbps, con un caudal de conexión única de al menos 500 Mbps.

La tecnología ya está lo suficientemente desarrollada y los routers y adaptadores Wireless AC han bajado lo suficiente de precio como para que nos planteemos seriamente dar el salto al WiFi AC. Las ventajas son innumerables y no hay que cambiar de proveedor ni de contrato de Internet. Sólamente el router o los adaptadores WiFi, manteniendo la total compatibilidad con cualquier dispositivo antiguo que no queramos o no podamos actualizar.

¿Cuáles son las posibilidades del WiFi 802.11ac, para que nos planteemos un cambio?

Las ventajas del WiFi AC

  • Tres veces más rápido que el estándar actual más rápido (Wireless N)
  • Alcanza las mismas velocidades máximas que el cable, 1 Gbps
  • No sufre cortes ni interferencias al usar la nueva banda de 5 GHz, que está más desocupada
  • Gracias al envío direccional de datos, no le afectan tanto las paredes ni los obstáculos
  • Acepta más conexiones simultáneas sin reducir la velocidad
  • Ideal para transmitir vídeo en streaming a 1080p, proyectos profesionales multimedia, trabajo en la nube, o juego online multijugador
  • Permite ahorrar batería y tiempo al descargar más rápido

Adiós a la atascada banda de 2.4 GHz

Las conexiones WiFi más utilizadas en la actualidad usan los estándares Wireless B (802.11b), Wireless G (802.11g) o Wireless N (802.11n), cada uno más rápido y eficiente que el anterior. Todos ellos transmiten la señal WiFi a través de la banda de 2.4 GHz. Esto incluye no sólo las conexiones WiFi de nuestros ordenadores, smartphones, tablets o consolas, sino cualquier tipo de conexión, desde las alarmas a los wearables o el Internet de las Cosas.

WiFi AC

Por si fuera poco, además de ofrecer una velocidad moderada y compartida, este espectro radioeléctrico se ve afectado por las emisiones electromagnéticas de aparatos como el propio móvil, el microondas, estufas eléctricas, imanes, etc.

El resultado de todo esto es que la banda de 2.4 Ghz está completamente saturada por conexiones de todo tipo, y además sufre frecuentes interferencias. Si conectamos muchos dispositivos a la vez a nuestra red WiFi (el ordenador, el móvil, la tablet, la consola), el rendimiento cae drásticamente.

El WiFi 802.11ac rompe con estas limitaciones porque utiliza la nueva banda a 5 GHz, que está prácticamente libre y no se ve tan afectada por las interferencias electromagnéticas. Por tanto se elimina la saturación, se aprovecha al máximo la velocidad de tu conexión ADSL, y se pueden conectar más dispositivos de forma simultánea sin perder velocidad.

WiFi AC

Estándares anteriores como el 802.11n también son capaces de usar la banda de 5 GHz, pero si se conecta un dispositivo antiguo que usa la de 2.4 GHz, se ajusta a la velocidad más lenta. El estándar WiFi AC es capaz de usar la de 5 GHz y la de 2.4 GHz a la vez, según se requiera, al ser de doble blanda e incluir un modo Wireless N integrado.

FRITZ!Box 3490, el router ADSL con Wireless AC de hasta 1.3 Gbps

Beamforming, el WiFi teledirigido

Otra de las mejoras que aporta el WiFi 802.11ac es el Beamforming. Los router WiFi actuales emite la señal inalámbrica de forma uniforme alrededor suyo. Esta señal se ve frenada por paredes, puertas, escaleras, etc. Las barreras de madera son especialmente perjudiciales para el WiFi. Los routers Wireless AC o WiFi AC utilizan el Beamforming, que dirige la señal WiFi directamente al lugar donde se encuentran los dispositivos conectados:

WiFi 802.11ac

Esta tecnología permite reducir el efecto de los obstáculos y aprovechar al máximo la velocidad de tu conexión.

El WiFi AC utiliza los mismos sistemas de encriptación de contraseñas WPA y WPA 2 que se usan desde hace tiempo, así que es compatible con cualquier tipo de red WiFi y dispositivos antiguos.

Más canales, más anchos

El uso del nuevo radioespectro 5 GHz y el direccionamiento de la señal no son las únicas ventajas del WiFi AC. Puesto que la nueva banda a 5 GHz está más vacía y además ofrece más caudal, permite un mayor número de conexiones simultáneas sin congestionar el ancho de banda, hasta 19, en lugar de las 3 canales del 802.11n. No sólo eso, sino que además dichos canales permiten una mayor cantidad de datos. Mientras que Wireless N dispone de canales de conexión con un ancho de banda de 20 y 40 MHz, en Wireless AC son de 80 e incluso 160 Mhz.

Además, WiFi AC aprovecha mejor la tecnología MIMO, que permite usar varias antenas para transmitir y recibir datos al mismo tiempo, e incluso enviar y recibir más de una señal de datos en el mismo canal de radio. El estándar 802.11ac emplea hasta 8 flujos MIMO y hasta 4 clientes multi-usuario MIMO, así como una modulación de más alta densidad, 256-QAM.

Para que lo veas más claro, estas son las diferencias técnicas entre los dos estándares WiFi más potentes:

Estándares WiFi802.11n802.11ac
Banda2.4 o 5 GHz2.4 y 5 GHz (simultáneamente)
Conexiones simultáneas319
Beamforming (direccionamiento de la señal WiFi)No estándarEstándar
Ancho de banda20/40 MHz80/160 MHz
Flujos espaciales MIMO48
Funcionalidades MIMO-4 clientes MIMO multiusuario, múltiples estaciones
Modulación64-QAM256-QAM
Velocidad máxima (comercial)0.6 Gbps2.6 Gbps

 

WiFi AC a la velocidad del cable

Los anteriores datos técnicos se resumen en una mayor velocidad de transmisión WiFi, más estabilidad en la señal, más conexiones simultáneas y menos influenciable a las interferencias y los obstáculos.

La velocidad máxima estándar del WiFi AC es de 1.3 Gbps, similar al cable, aunque utilizando múltiples antenas MIMO en paralelo se pueden alcanzar velocidades teóricas de hasta 6.77 Gbps. En la práctica, ya se pueden adquirir en las tiendas routers WiFi AC que alcanzan los 2.6 Gbps. Además, estos nuevos routers y adaptadores ya incluyen conexión USB 3.0 para transmitir los datos descargados a una velocidad hasta 10 veces mayor que el USB 2.0.

WiFi AC

¿Qué necesito para usar WiFi AC?

El estándar 802.11ac es compatible con buena parte de las conexiones ADSL que ofrecen todas las operadoras en España, así que con suerte no tendrás que cambiar de conexión. Aún así, pregunta a tu proveedor para mayor seguridad. Debes ser consciente de que sólo transmitirá a la máxima velocidad que tengas contratada. Aunque tengas un router Wireless AC que funciona a 1 Gbps, si tu ADSL contratado sólo ofrece 10 Mbps sólo podrás transmitir a 10 Mbps.

Por otro lado, el rendimiento que ofrece WiFI AC depende de las antenas implicadas. Las velocidad de 1 Gbps sólo la alcanzarás con tres antenas, tanto en el router como en el punto de acceso o adaptador. Si quieres llegar a los 2.6 Gbps, necesitarás aún más. El estándar acepta hasta 8 antenas, y diversos modo de uso en paralelo. Ten en cuenta que los smartphones compatibles con 802.11ac sólo suelen tener una antena, así que no pueden alcanzar la máxima velocidad, aunque tu conexión ADSL lo permitiese.

Independientemente de tu contrato de ADSL, la ventaja de usar el estándar Wireless AC es que exprimirás al máximo esa velocidad, gracias a las mejoras que hemos mencionado. Podrás usar más dispositivos de forma simultánea y la señal llegará más fluidamente a todos los rincones de la casa.

Lo primero que necesitas es, lógicamente, un router WiFi AC, compatible con el formato 802.11ac. La mayoría de las marcas ya disponen de algún modelo. Son algo más caros que los routers Wireless N, pero las mejoras son notables, especialmente si tienes una buena conexión.

AVM dispone del modelo FRITZ!Box 3490, un router con Wireless AC que alcanza 1.3 Gbps.

FRITZ!Box 3490FRITZ!Box 3490

O el cable módem FRITZ!Box 6490. Incluso vende un repetidor de señal, FRITZ!WLAN Repeater 1750E.

Para aprovechar al máximo el router y usar la banda de 5 GHz necesitas que los dispositivos que se conectan sean compatibles con el estándar AC. Casi todos los móviles, tablets y portátiles de gama media/alta que han salido a la venta en el último año, ya tienen un chip WiFi 802.11ac. En el caso de los ordenadores y otros dispositivos que acepten WiFi a través de USB, también venden adaptadores y puntos de acceso WiFi 802.11ac que añaden este nuevo WiFi de alta velocidad. Por ejemplo, el FRITZ!WLAN Stick AC 430:

FRITZ!WLAN Stick AC 430FRITZ!WLAN Stick AC 430

Si algunos de tus dispositivos siguen usando el estándar B o N, no hay problema, pues como hemos comentado los routers AC son de doble banda y son compatibles con los estándares más antiguos.

WiFi AC puede resultarte de utilidad si tienes una buena conexión, descargas muchos datos o realizas a menudo streaming en HD. Los dispositivos Wireless AC han bajado mucho de precio, así que ahora es el momento de dar el salto, en el caso de que sufras cortes y ralentizaciones en tu conexión WiFi actual, o no le saques el máximo rendimiento.

10 cosas que no sabías que podías hacer con Fritz!Box