Google ya puede probar su coche autónomo en España

¿Qué es LIFE?
¿Qué es LIFE?
El coche autónomo de Google podrá probarse en España

El coche autónomo aterriza en las carreteras españolas. La Dirección General de Tráfico (DGT) ha establecido un nuevo marco normativo con el objetivo de delimitar de qué manera se llevarán a cabo los ensayos y pruebas con coches autónomos en España, una medida que busca impulsar el desarrollo de esta industria en nuestro país y podría atraer proyectos extranjeros como el coche autónomo de Google.

Aunque la normativa actual ya contemplaba la realización de pruebas de investigación sobre vehículos a motor en fase de desarrollo, la DGT ha querido introducir una nueva instrucción que se refiere específicamente a los coches autónomos de manera que España se coloca a la vaguardia en este asunto dentro de la Unión Europea.

La propia DGT describe al coche autónomo como todo aquel cuya tecnología permita "su manejo o conducción sin precisar la forma activa de control o supervisión de un conductor, tanto si dicha tecnología autónoma estuviera activada o desactivada de forma temporal o permanente".

Policía de Mountain View detiene al coche autónomo de Google

El nuevo marco normativo permite la realización de pruebas con coches autónomos en España, pero eso no quiere decir que cualquiera vaya a poder utilizar el coche autónomo de Google en las carreteras de nuestro país ya que la DGT solo permitirá los ensayos a fabricantes, universidades y consorcios que colaboren en proyectos de investigación en este campo.

¿Quién puede probar un coche autónomo en España?

Para poner un coche autónomo en la carretera será necesaria una autorización que podrá ser solicitada por los fabricantes de los coches autónomos, sus carroceros y los laboratorios oficiales, así como los fabricantes o instaladores de la tecnología que permita al vehículo plena autonomía, las universidades y consorcios que participen en proyectos de investigación.

Faraday Future, ¿la marca de Apple para su coche eléctrico?

La autorización indicará en cada caso los tramos de vías urbanas e interurbanas por las que el vehículo inteligente podrá circular durante un plazo máximo de 2 años pudiéndose prorrogar la autorización de manera sucesiva por el mismo periodo de tiempo.

Esta medida podría atraer a proyectos de vanguardia como el coche autónomo de Google, que ya dispone de autorización para circular por algunas carreteras de California, Michigan, Florida o Nevada. Uno de los primeros interesados podría ser Volvo, que ya se ha ofrecido a colaborar con la Administración.

Así es como luce Londres a los ojos de un coche autónomo

España es uno de los principales productores de vehículos a motor de todo el mundo. El año pasado se fabricaron en territorio nacional más de 2.400.000 vehículos, que situaron a España en el noveno puesto del ránking mundial, por delante de potencias como Francia, Reino Unido o Italia, según datos de Organización Internacional de Constructores de Automóviles (OICA).

Varios proyectos trabajan para desarrollar variantes del coche autónomo en España, como los investigadores de la Universidad de Alicante prueban un dispositivo a base de rayos láser y cámaras de vídeo que promete convertir cualquier vehículo en un coche autónomo, o el proyecto del INSIA para controlar un vehículo a través del smartphone que rivaliza con la tecnología desarrollada por Land Rover que puedes ver en el siguiente vídeo.