Skip to main content

Cosas que estabas haciendo mal y no lo sabías

cosas que estabas haciendo mal no sabías

10/05/2015 - 11:00 | Actualizado 10/05/2015 - 11:01

"Nunca te acostarás sin aprender algo nuevo", reza un popular refrán español. Precisamente de eso va esta lista, de pequeñas cosas que hacéis mal todos los días y que no sabíais (hasta ahora). 

¿Erais consciente de que casi todos echamos mal la leche o el zumo en el vaso? ¿O de que la mayoría de nosotros colocamos mal la pajita en las latas de refrescos?

Estos trucos muestran cosas de lo más cotidianas, y también muy útiles, desde cómo pelar correctamente un plátano hasta cómo abrir un tarro de cristal sin hacer fuerza.

Si tomas nota de estos consejos, tendrás una vida mucho más productiva.

Leche y zumo

leche y zumo cosas que estabas haciendo mal y no sabías

¿Cuántas veces se nos ha derramado la leche o el zumo de tetra brik mientras lo estábamos sirviendo en un vaso? ¿Y si te dijéramos que hay una forma más sencilla de hacerlo?

El truco está en girar el envase, de manera que quede al revés de como lo echabas anteriormente. ¡Et Voilá! Nunca más se te derramará el líquido del tetra brik. 

Es verdad que no es algo que te vaya a quitar el sueño, pero estamos seguros de que te servirá la próxima vez que vayas a servir un café con leche. ¿Sabías este truco? ¿O era una de esas cosas que estabas haciendo mal?

Pelar un plátano

Pelar un plátano cosas que estabas haciendo mal y no sabías

Millones de años de evolución para que los monos sean los verdaderos expertos a la hora de pelar plátanos. Estamos seguros de que esta técnica, aunque parezca sencilla, os sorprenderá. 

La forma correcta de pelar un plátano es haciéndolo desde abajo, por la parte que no sobresale. Aunque parezca una acción aparentemente tonta, os aseguramos que es mejor que la contraria. 

Estamos seguros de que esta es una de esas cosas que estabas haciendo mal y no lo sabías, ¿o sí?

Papel de aluminio

papel aluminio cosas estabas haciendo mal y no lo sabías

Dos de los grandes enemigos de la historia del ser humano son el papel film y el de aluminio. A todos nos cuesta una barbaridad cortar correctamente un trozo, ya que siempre queda irregular y acabamos cogiendo de más. 

Quizás no te habías dado cuenta hasta ahora, pero la propia caja de este par de papeles viene preparada para cortarlo. Lo único que tienes que hacer es presionar y romper los extremos. De esta forma, podrás sacar el rollo sin retirarlo de la caja.

Una vez hayas decidido la longitud del trozo de papel de aluminio o film que deseas cortar, hazlo con el borde dentado que trae la propia caja.

Seguro que es una de esas cosas que estabas haciendo mal y no lo sabías

Abrir un tarro

Abrir tarro cosas que estabas haciendo mal y no sabías

Este es uno de esos casos en los que la física está de nuestra parte. Y es que, ya sabéis lo que dice el refrán: "Más vale maña que fuerza". ¿Cuántas veces hemos intentado abrir un tarro de cristal y no hemos podido?

Eso se va a acabar. A pesar de que haya algunos que parece que los haya cerrado el Increíble Hulk, todos son capaces de abrirse con un sencillo truco.

Si colocas un cuchillo entre la tapa del tarro y el cristal podrás abrirlo sin problemas. 

La clave está en parar cuando oigas un "plop". ¿Conocías este truco? ¿O era una de esas cosas que no sabías y estabas haciendo mal?

Botes de Nocilla

Poner revés botes Nocilla cosas que estabas haciendo mal y no sabías

Si no te gusta la Nocilla, algo falla en tu organismo. Es uno de esos productos deliciosos que parecen traídos del mismísimo Edén. Eso sí, esa crema de cacao y avellanas es terríblemente indigesta, a la vez que calórica. 

Los amantes de este tipo de comida os habréis dado cuenta que siempre que os vais a echar un poco de esta crema, en la parte superior del tarro hay una capa de grasa líquida

Pues bien, para que esto no ocurra lo único que tendréis que hacer es guardar el tarro de Nocilla al revés, con la apertura hacia abajo. De esta forma, tendrás una crema de chocolate deliciosa y menos grasa.

Seguro que era una de esas cosas que hacías mal y no lo sabías

Manos húmedas

manos húmedas cosas que estabas haciendo mal y no sabías

¿Cuántas veces no os ha funcionado el secador de manos de un baño público? En la mayoría de los casos optamos por recurrir al papel higiénico, o simplemente nos secamos las manos al aire, ya que suele estar "Fuera de servicio". Sin embargo, siempre acaban quedando un poco húmedas.

Eso se va a acabar, ya que os mostraremos un truco que os resultará muy útil para este tipo de situaciones.

Por lo general, en nuestra casa, usamos la toalla nada más lavarnos las manos para secarlas y, la mayoría de las veces, nos vamos teniéndolas todavía mojadas.

En lugar de eso, lo que debes hacer es sacudirlas 13 veces. Después, lo correcto es secarlas con un paño o un trozo de papel. Así, quedarán totalmente secas. 

¿Conocías este truco? ¿O era una de esas cosas que estabas haciendo mal?

Refrescos y pajitas

refresco pajita cosas que estabas haciendo mal y no sabías

Sabemos que no es algo que te deje sin dormir pero, ¿te has preguntado alguna vez la cara que pones cuando buscas una pajita en un refresco y no la encuentras? Por lo general, parecemos bastante ridículos.

Pues bien, en Computer Hoy te vamos a contar un truco para que no vuelvas a poner morritos cuando no la encuentres.

La chapa que abre la lata no sólo cumple esa función. También sirve para introducir por ese círculo la pajita. Así nos será mucho más fácil beber a través de ella.

Seguro que era una de esas cosas que estabas haciendo mal y no lo sabías. ¿O sí?