Epson Moverio BT-200, las otras gafas de realidad aumentada

Epson Moverio BT-200

Conocer una tecnología de primera mano es la única forma de hacernos una idea más precisa de cuáles son sus posibilidades. Esto es lo que nos ha ocurrido con las nuevas gafas de realidad aumentada de Epson. Las primeras Moverio son de 2011. Eran bastante aparatosas y con un diseño tosco.

Casi tres años después ha llegado la segunda generación en la que se mejoran características y aspecto. Las Moverio BT-200 reducen el tamaño a la mitad, según el fabricante, y son un 60% más ligeras. Sus 80 gramos no suponen una molestia cuando uno se las coloca en la cabeza, pero si utilizas gafas correctoras se reduce notablemente la comodidad. A pesar de que su tamaño aún resulta un poco exagerado, sus lentes totalmente transparentes reducen esa sensación. 

Transparentes u opacas

Esta es precisamente una de las mejoras introducidas. Curiosamente, y a pesar de lo que pensábamos, que los cristales sean translúcidos no distrae de las imágenes de realidad aumentada que vemos en las gafas. Abarcan casi todo el campo de visión del usuario, y son capaces de reproducir una pantalla de hasta 320 pulgadas en resolución qHD.

Pero dependiendo de la aplicación, y el entorno en el que nos encontremos, puede ser más o menos molesto que las Moverio BT-200 sean completamente transparentes. ¿Te imaginas viendo una película en un avión con la vista fija en una pantalla virtual rodeado del resto de pasajeros?Para solucionarlo, Epson ha ideado una forma sencilla para volver los cristales opacos. Se trata de un accesorio -incluye dos unidades con dos niveles de opacidad diferentes– que se coloca delante de los cristales con unas pestañas. El sistema está bien pensado, pero cuesta un poco encajarlas.

Epson Moverio BT-200 opacas

Basadas en Android

Uno de los aciertos de las Moverio BT-200 es que están basadas en Android 4.0.4. El sistema operativo está instalado en un controlador con un aspecto similar al de un teléfono móvil y que va unido a las gafas con un cable. Dentro de él está instalada la batería de 2.720 mAh, el procesador de doble núcleo de 1,2 GHz, 1 GB de RAM y los 8 GB de memoria interna ampliables a 32 GB gracias una ranura para tarjetas SD.

El mencionado controlador cuenta con un panel táctil desde el que se navega por los menús. Es en la imagen que se proyecta en las gafas donde se ve una interfaz que resulta completamente familiar y desde la que realizar ajustes y seleccionar las apps.

Brújula, GPS, micrófono y cámara son otras de las características de estas gafas. La cámara ofrece la resolución suficiente (VGA) para las aplicaciones de realidad aumentada, no para tomar fotos con ella. El sistema de sonido es Dolby Digital Plus, e incluye auriculares.

Epson Moverio BT-200 controlador

Aplicaciones de realidad aumentada

Las Epson Moverio BT-200 están a disposición de los desarrolladores desde el mes de febrero, así que de momento no hay muchas apliaciones entre las que elegir. Pero las que disponía la unidad que hemos probado responden bastante bien, entre ellas el juego Head Gunner, de la compañía de videojuegos Bandai Namco. Se trata de una aplicación sencilla, pero con la que se pueden comprobar las posibilidades de la imagen 3D, el acelerómetro y el giroscopio de estas gafas. Los movimientos de cabeza nos ayudan a disparar a nuestros enemigos y a esquivar sus ataques.

Con la app Wikitude se pueden ver los planetas girando nuestra cabeza hacia el lugar donde se encuentran; y ya se está desarrollando otra con la que localizar los puntos de interés cercanos al lugar en el que nos encontrasmos.  Todas ellas son aplicaciones en prueba, como también lo es la que permite controlar un ‘drone’ y ver lo que está grabando su cámara.