Tesla empuja para sustituir espejos laterales por cámaras

Tesla Motors cámara espejos laterales

La Administración Nacional de Seguridad Vial (NHTSA) de EE.UU. aprobó ayer una ley que obliga a que los coches nuevos vengan con cámaras de seguridad estándar para mayo de 2018. Y si Tesla está en lo correcto, esto podría ser sólo el principio de un cambio en cómo los conductores ven lo que pasa fuera de sus coches.

El fabricante de coches eléctricos ha unido fuerzas con los 12 miembros de la Alianza de Fabricantes de Automóviles de EE.UU., que representa a las principales empresas de automoción, como General Motors , Toyota y Volkswagen, y han presentado de manera conjunta una petición a la NHTSA pidiendo permiso para sustituir los espejos laterales de los coches por cámaras

Según Automotive News, el fundador de Tesla Motors, Elon Musk, ha estado presionando para que las leyes permitan a los fabricantes de automóviles utilizar los sistemas de cámaras laterales exclusivamente durante los dos últimos años.

Actualmente en EE.UU, los espejos laterales son obligatorios en los coches, igual que en Europa, y legalmente no pueden ser sustituidos por tecnologías de vídeocámaras aunque desempeñen un papel similar.

El principal argumento de la petición de Tesla responde a razones de aerodinamismo y consumo energético eficiente, ya que espejos laterales añaden fricción y aumentan el consumo de combustible. 

Las cámaras laterales, conocidas como Sideview, ya se utilizan en coches de concepto desde hace años, pero aumentar la visibilidad externa con cámaras y sensores está siendo una tendencia en aumento en la producción de tecnología del automóvil en los últimos cinco años. 

Nissan utiliza su Around View Monitor como complemento a los espejos para maniobras cerradas, y el sistema LaneWatch de Honda muestra el lado del pasajero orientado hacia atrás para eliminar los puntos ciegos durante los cambios de carril.

El concepto del Modelo X de Tesla al principios tenía cámaras montadas en los laterales, pero las versiones más recientes han cambiado a los espejos convencionales.

Las normativas se mueven despacio en la NHTSA, y en cualquier otra administración. Tesla, seguramente, conseguirá el permiso para sustituir los espejos laterales por cámaras, pero no será pronto.