Skip to main content

¿Existe el botón nuclear? Trump dice que sí, pero miente

Donald Trump podría atacar Corea del Norte, pero no con el botón nuclear.

Eduardo Álvarez

04/01/2018 - 11:54

No sabemos qué es exactamente lo que Donald Trump tiene más grande que Kim Jong Un, pero seguro que no es el botón nuclear. Simplemente porque dicho botón no existe, al menos en Estados Unidos. La última fanfarronada del Presidente de EEUU ha resultado ser una nueva mentira.

La escalada de tensión entre Corea del Norte y Estados Unidos ha alcanzado un nuevo capítulo, esta vez casi cómico. Para empezar, el líder norcoreano espetó en su discurso de Nochevieja que tiene un botón nuclear en su escritorio, ante lo que el presidente de EEUU no tuvo más que decir que el suyo es "más grande".

Como si de un duelo entre infantes se tratase, se ha hecho mucha mofa de las palabras de Donald Trump, que sin embargo tiene acceso innegable al mayor arsenal nuclear del mundo, con cientos de cabezas nucleares intercontinentales listas para ser lanzadas si da la orden.

Y he aquí la cuestión: ¿cómo daría Donald Trump la orden de atacar con misiles nucleares a Corea del Norte? Ciertamente, no pulsando el llamado botón nuclear.

Mucho más complicado que un simple botón

La cadena de comandos necesaria para lanzar un ataque nuclear lleva establecida décadas en Estados Unidos. Algo muy sensible ya que concede al Presidente prácticamente la capacidad unilateral de meter a su país en una guerra de consecuencias inabarcables.

Hay un procedimiento oficial y en ninguna parte del mismo aparece ningún botón. Sí teléfono, y es que para empezar, si Donald Trump -o cualquier otro presidente- quisiera atacar a Corea del Norte, primero tendría que hacer una llamada al Pentágono para comunicárselo al responsable de las Fuerzas Armadas.

Este sería el primer paso. El Primer Oficial de las FFAA le daría a Trump un código, uno que sólo tiene una respuesta: el que el Presidente porta con él en todo momento, crucial a la hora de lanzar un ataque. Es el llamado Biscuit (galleta).

Qué es el invierno nuclear y por qué deberías tenerle miedo

Una vez que ambos responsables confirmen que se han dado los códigos correctos mutuamente -imprescindible para saber que la orden viene del Presidente y no de un suplantador-, la orden iría directamente hacia abajo por la cadena de comandos.

Al final, el encargado de pulsar el "botón nuclear" no sería Donald Trump, sino un soldado anónimo. Él es quien debe ejecutar la acción última que culminaría con el lanzamiento de los ICBM (Misil Balístico Intercontinental).

Antes de ejecutar dicha acción, muchos oficiales deberían dar luz verde y pasarla al siguiente. En este proceso cabe la posibilidad de que alguno de ellos se niegue a hacerlo, aunque se enfrentaría a una corte marcial.

Según indica Business Insider, pasarían unos 15 minutos desde que el Presidente dé la orden hasta que el misil despegue. No obstante, antes de que la dé, el Trump se vería asaltado por una serie de consejeros militares y civiles, un requisito obligatorio para mantener cierto control del orden civil sobre el militar.

[Imágenes: Thinkstock]

Ver ahora:

Sobre el autor

He jugado partidas hasta 2050 en el Football Manager y ganado cinco Champions consecutivas con el Betis. Entrenador de Charmander.

Te recomendamos