Skip to main content

¿Has tropezado por ir escribiendo en WhatsApp? No estás solo: las lesiones por usar el móvil han aumentado

Andar leyendo el móvil

Getty Images

06/12/2019 - 06:45

Es posible que en alguna ocasión te hayas chocado con otra persona, una farola o una señal por ir escribiendo en WhatsApp o mirando la pantalla de tu smartphone. Si te ha sucedido, que no te dé vergüenza admitirlo porque no eres el único: un estudio revela que las lesiones por utilizar el móvil han aumentado en los últimos años.

El artículo, publicado JAMA Networks, señala que el número de lesiones de cabeza y cuello asociadas al uso del teléfono móvil ha aumentado de manera drástica en los últimos años, especialmente desde la llegada al mercado de los smartphones.

El estudio analiza una muestra de pacientes estadounidenses que acudieron a urgencias entre enero de 1998 y diciembre de 2017 aquejados de alguna lesión relacionada con el uso de su móvil. Las más habituales incluyen golpes, contusiones, cortes y laceraciones en la cara (párpados, ojos y nariz) y el cuello, llegando en ocasiones a afectar a órganos internos.

De acuerdo con los datos recogidos en el documento, la mayor parte de las personas lesionadas tenía edades comprendidas entre los 13 y los 29 años, y su principal causa fueron las distracciones mientras usaban el dispositivo, como escribir WhatsApps o mensajes de texto mientras caminan. 

Hasta 2007, el número de accidentes por usar el móvil era más bien anecdótico, pero los investigadores observan un crecimiento abrupto a partir de este año, que coincide con el lanzamiento del iPhone y la llegada de los smartphones al mercado. "Aunque los móviles estaban ganando popularidad, hasta 2007 sus funciones eran limitadas y, por tanto, era menos probable que fueran distracciones importantes en comparación con los teléfonos modernos", explican los autores. 

A pesar de que a priori estas lesiones pueden parecer menores, los investigadores advierten que es importante tomar medidas y educar a los usuarios, ya que los accidentes por usar el móvil pueden llegar a ser muy graves.