Skip to main content

Así es la primera hamburguesería en la que todos sus trabajadores son robots

hamburguesa
-
user

26/08/2019 - 08:30

No solamente se augura para el futuro una exitosa alianza de robots con humanos entre fogones, sino que en la actualidad ya comienzan a palparse los frutos de la unión entre Inteligencia Artificial y cocina.

Mientras que en otras ocasiones hablamos de Bruno –el habilidoso autómata de Zume Pizza– o de la startup robótica Momentum Machine, capaz de hacer 400 hamburguesas por hora, hoy le toca el turno a Creator, un pionero restaurante localizado en San Francisco y en el que una máquina es el chef estrella.

Este local californiano, que ha recibido el apoyo de Alphabet, la empresa matriz de Google, ya hace hamburguesas a toda pastilla gracias a su sofisticado robot.

Tras colocar los ingredientes y condimentos con inusitada precisión, cada hamburguesa está lista en unos cinco minutos. Tras abrir puertas el pasado verano de 2018, en la actualidad tiene una lista de espera de tres semanas.

Creator presenta una máquina al estilo quiosco que no requiere ningún tipo de intervención humana. El desarrollo del sistema ha contado, según su creador Alex Vardakostas, con 350 sensores, 20 computadoras y 50 algoritmos, para obtener como resultado uno de los instrumentos culinarios más avanzados que existen.

Visita Pantry, el supermercado virtual de Amazon España

El responsable lo define como “la hamburguesa más fresca de la historia”. El pan se unta con mantequilla y se tuesta en el momento, mientras que todos los ingredientes se cortan frescos. Cuentan con dos tipos de queso o quince salsas diferentes, además de vegetales como lechuga, pepinillos, tomate o cebollas.

El robot es capaz de hacer diferentes cosas simultáneamente: cortar tomates, encurtidos, rallar y derretir queso, moler y colocar la carne en la plancha y cocinar bajo demanda, combinando precisión tecnológica con técnicas gourmet.

El robot también emplea Inteligencia Artificial para cocinar cada hamburguesa a la perfección, con la vigilancia de once termosensores que vigilan la temperatura del ambiente o de las superficies de cocción, ajustándola de forma personalizada.

Vardakostas: “Resolver un desafío de ingeniería como este ha sido increíblemente difícil. No es solo una obra de tecnología o algo así. Queríamos hacer la mejor experiencia gastronómica“, revelaba Vardakostas a Business Insider.