La historia de la primera cámara digital

La primera cámara digital de la historia la inventó Kodak. Fue en 1975, hace 40 años, y el artífice del invento se llama Steve Sasson, un ingeniero que todavía trabaja para esta empresa.

Esta primera cámara digital no tenía casi nada que ver con las que conocemos ahora. Un aparatoso dispositivo del tamaño de una tostadora, que pesaba 3,6 kilos y que sólo tomaba imágenes en blanco y negro con una calidad de 0,01 megapíxeles. Tardaba 23 segundos en grabar una foto.

Para construirla Steve Sasson, su inventor, utilizó una lente de una cámara de vídeo Súper 8 y un curioso soporte de grabación: una cinta de cassette.

Steve Sasson, inventó la primera cámara digital en 1978

Pero como por entonces todavía faltaban unos años para que llegara el ordenador personal, la forma de ver las fotos que había hecho esta cámara digital era utilizar un televisor.

En 1978 Kodak registró la patente de la que tiene en honor de ser la primera cámara de fotos digital del mundo. Lo más curioso de esta historia es a la postre, este sería el invento que acabó siendo la perdición de la compañía. 

En los años 90 empezaron a comercializarse las primeras cámaras digitales, aunque Kodak continuó apostando por su lucrativo negocio de fotografía analógica.

Llegado el momento del cambio obligado por la tendencia imparable del mercado digital, ya era demasidado tarde, y ninguna de las cámaras digitales de Kodak llegó a despuntar. En 2012 tuvo que abandonar esta parte de su negocio