PixelSense, más que una simple pantalla táctil

PixelSense, más que una simple pantalla táctil

Es probable que, en un primer momento, no te suene el nombre de PixelSense. Pero si te decimos que es la tecnología de pantalla que integran todos los convertibles 2 en 1 y portátiles Surface de Microsoft, tal vez ese nombre te vaya sonando un poco más.

La excepcional calidad de imagen y la precisión de su pantalla táctil PixelSense es, sin duda alguna, uno de los puntos fuertes de las tabletas Surface. Sin embargo, no existe demasiada información sobre cuál es el origen de esta tecnología de pantalla, ni de su funcionamiento.

Aprovechamos que Microsoft está celebrando el 5º aniversario de la presentación de su Surface y lo hace con una promoción en la que Microsoft te devuelve 100 euros al comprar un Surface Pro 4, Surface Pro o Surface Laptop, para preguntarnos qué hay detrás de esta tecnología para que Microsoft la esté utilizando en todos sus dispositivos Surface actuales, y qué diferencia a las pantallas PixelSense del resto de pantallas táctiles que encontramos en el mercado.

Surface Laptop

Años de desarrollo a sus espaldas

Ninguna tecnología surge de forma espontánea, por lo que han sido necesarios más de 16 años de desarrollo en el seno de Microsoft hasta llegar a la calidad que actualmente encontramos en las pantallas de las Surface Pro o Surface Laptop.

Durante todos estos años Microsoft ha ido depurando su propia tecnología táctil con una pantalla que no detecta las pulsaciones que se realizan sobre su superficie táctil mediante un cambio en la conductividad electroestática de la superficie, tal y como sucede en la gran mayoría de las pantallas capacitivas, sino que, literalmente, ve donde se ha producido la pulsación mediante una malla de sensores ópticos.

En 2002 Andy Wilson, un ingeniero de Microsoft Research, desarrolló TouchLight, un sistema de detección de movimiento mediante cámaras situado tras una superficie semitransparente que permitía la retroproyección de imágenes sobre el panel e interactuar con ellas de forma táctil.

Este es el mismo principio básico que encontramos tras las pantallas PixelSense actuales, aunque obviamente y como iremos viendo en este artículo, la tecnología se ha depurado considerablemente con el paso de los años.

En 2007 llegó el primer Surface

El 30 de mayo de 2017, tras 5 años de miniaturización y desarrollo de su pantalla multitáctil por detección de movimiento y unos 85 prototipos, Microsoft presentó en sociedad el primer Surface. Este primer Surface estaba lejos del concepto de portabilidad que gozan los actuales Surface de Microsoft.

De hecho, se trataba de una mesa de Ikea de unos 90 kilos, sobre la que se había instalado una pantalla táctil de 30 pulgadas con la que se podía interactuar de forma natural con las imágenes, y en la que la pantalla reconocía determinados objetos como teléfonos, tarjetas o cámaras que se colocaban sobre esta superficie táctil e interactuando con ellos, demostrando así que, más que reconocer la pulsación, la pantalla veía los objetos gracias a la acción de las cinco cámaras ubicadas bajo la pantalla que permanentemente escaneaban la superficie táctil. ¿Esta característica no os resulta familiar, no os parece un antepasado directo del Surface Dial?

Surface Dial, el dispositivo circular que se pega a la pantalla

Surface 2.0, el desarrollo táctil continúa

El concepto de la pantalla TouchLight desarrollado por el equipo de Andy Wilson en Microsoft Research derivó en otra tecnología de detección óptica por infrarrojos llamada ThinSight en la que se usaba una matriz de sensores ópticos infrarrojos que se integraban en la pantalla LCD facilitando la detección de objetos y pulsaciones sobre la superficie táctil y reduciendo considerablemente su tamaño ya que se prescindía de las cámaras.

ThinSightMatriz de ThinSight con los sensores ópticos

En 2011, Microsoft comienza a colaborar con Samsung para lanzar una versión mejorada de este Surface inicial. Fruto de la colaboración de ambos fabricantes nace la Samsung SUR40 que, además de contar con una silueta mucho más estilizada que la primera versión de Surface, viene equipada con una pantalla táctil LED de 40 pulgadas con resolución 1080p.

La mesa táctil de Microsoft y Samsung: SUR40

Este nuevo panel introduciría una nueva tecnología llamada Optical Sensor in Pixel (sensor óptico en el píxel) que integraba el sistema de detección óptico en el propio panel LCD, reduciendo drásticamente su tamaño ya que se prescinde del sistema de retroproyección de la primera Surface.

La tecnología Optical Sensor in Pixel detectaba objetos o pulsaciones en la superficie táctil utilizando sensores de infrarrojos integrados en el panel, mientras un sensor óptico presente en cada píxel permitía detectar con mayor precisión la sensibilidad táctil comparados con los paneles táctiles existentes en esa época.

Un año después, en 2012, Microsoft cambia el nombre de esta tecnología táctil y marca el nacimiento de las pantallas PixelSense que ahora montan todos sus convertibles 2 en 1 Surface Pro y Surface Laptop.

La tecnología PixelSense se basa en 4 capas principales:

  • Panel LED en el que se integran los LED blancos e infrarrojos.
  • Láminas ópticas que distribuyen la luz de forma uniforme por todo el panel.
  • Panel LCD con la matriz de sensores ópticos integrados.
  • Cristal protector Corning Gorilla Glass.

El hecho de que cada píxel de la pantalla integre un sensor óptico no solo permite detectar la pulsación en la pantalla, también permite determinar la inclinación, la presión y la velocidad, por lo que la sensación al escribir o dibujar sobre la pantalla PixelSense con un Surface Pen es mucho más natural y precisa.

No basta con ser táctil, la imagen debe ser perfecta

Contar con una de las mejores respuestas táctiles del mercado no es suficiente para una pantalla de la talla de PixelSense, también debía ofrecer una calidad y nitidez de imagen que no desvirtuara el excelente trabajo conseguido con el desarrollo de la parte táctil.

Uno de los mayores obstáculos para obtener una mejor nitidez en las pantallas eran las cámaras de aire que quedaban entre las diferentes capas que formaba el panel LCD, produciendo un efecto reflectante en las imágenes que se mostraban. Para solucionarlo, en Microsoft decidieron aplicar la lógica y acercar la pantalla lo máximo posible al usuario reduciendo el grosor de todos los componentes que formaban el panel.

¿Portátil o convertible 2 en 1? Descubre cuál se adapta mejor a ti

Con la llegada de la Surface Pro 4, la tecnología PixelSense alcanza un nuevo hito reduciendo su grosor y aumentando su resolución hasta 2736 x 1824 píxeles. Para ello crearon junto a Corning el cristal Gorilla Glass más delgado jamás fabricado hasta la fecha con un grosor de 0,4 mm y, lo que es más importante, sin perder un ápice de su resistencia.

Además, la nueva pantalla PixelSense también redujo hasta los 1.1 mm el panel de iluminación LED e integró una nueva tecnología en la fabricación del panel LCD en el que se optimiza la fotoalineación del cristal líquido para conseguir mayor precisión y contraste en los colores, obteniendo una nitidez muy por encima de las pantallas LCD IPS convencionales.

Con estas estas innovaciones, la tecnología de pantallas PixelSense consigue posicionarse como la más delgada y precisa del momento, obteniendo imágenes con colores vivos, bien definidos y precisos.

Las pantallas PixelSense de hoy

Actualmente las pantallas Pixelsense están presentes en toda la gama de dispositivos Surface de Microsoft disponibles en el mercado. Desde Microsoft Surface Pro 4, la nueva Surface Pro y el portátil Surface Laptop.

La última generación de estas pantallas Pixelsense todavía cuenta con una innovación más y es la incorporación de un nuevo chip llamado PixelSense Accelerator que, unido al nuevo Surface Pen, permite duplicar el rendimiento óptico de reconocimiento de pantalla para ofrecer hasta 4096 niveles de presión y prácticamente eliminar la latencia en la escritura, obteniendo la misma sensación que al escribir sobre una hoja de papel.

Hablamos con Aaron Woodman (Microsoft) sobre Fall Creators Update y nos presenta Surface Book 2

Ahora que ya conoces más a fondo la tecnología que se esconde tras las pantallas PixelSense, no tienes excusa para no celebrar el 5º aniversario del lanzamiento de la primera tableta convertible 2 en 1 de Microsoft y aprovechándote de promoción en la que Microsoft te devuelve 100 euros al comprar una Microsoft Surface Pro 4, Surface Pro o Surface Laptop de un valor superior a 699 euros.

 

Computerhoy.com para Microsoft.