Skip to main content

Consejos y guía para comprar una pulsera de actividad o smartband

Smartband deportiva

31/07/2018 - 11:00 | Actualizado 27/11/2018 - 19:57

Si estás valorando la posibilidad de comprar una pulsera de actividad, toma nota de los consejos que te ofrecemos en esta guía de compra para saber qué debes tener en cuenta y las características que tienes que buscar en una smartband.

Ahora que nos preocupamos más por llevar un estilo de vida saludable, comprar una pulsera de actividad es algo que cada vez se plantean más usuarios. Si tú eres uno de ellos, seguro que ya sabrás que elegir la mejor smartband para tus necesidades no es una tarea fácil, ya que en el mercado hay infinidad de alternativas disponibles.

Actualmente, estos dispositivos wearables cada vez prestan más funciones, que van desde contar pasos y calorías hasta permitir pagos móviles mediante NFC.

Hay pulseras cuantificadoras de todo tipo, desde las que están completamente enfocadas al deporte hasta las que se centran más en otros aspectos. Por eso es necesaria una guía para comprar pulseras de actividad, y es que características hay entre las que elegir.

Para ayudarte en la tarea de escoger un modelo, en esta lista recopilamos algunos consejos para comprar una smartband, ya sea fitness o de otro tipo. Se trata de una serie de aspectos que son importantes, prestaciones que te pueden interesar o no.

En los últimos dos años, estos wearables viven una auténtica revolución. Poco a poco incorporan novedades, de forma que prácticamente se han comido el mercado de los smartwatches, propiciando una fusión de facto entre ambos públicos objetivos.

Aquí van nuestros consejos para que no te equivoques al elegir una.

Autonomía de batería

La duración de la batería es una de las características más importantes de una smartband, por lo que se trata de uno de los primeros aspectos en los que tienes que fijarte. Las más baratas del mercado quizás tengan prestaciones buenas, pero ¿qué hay de la autonomía?

Si la duración de la batería es inferior a 48 horas, se puede decir que es bastante escasa. Debes buscar el equilibrio entre prestaciones y batería, de forma que no tengas que cargar más de una vez a la semana tu wearable.

Por suerte ya hay una amplia variedad de estas pulseras que equipan pantalla de bajo consumo, algunas incluso OLED. Esto dispara la autonomía sin necesidad de ampliar su capacidad.

Certificación IP y de qué tipo

Si quieres llevar tu pulsera de actividad en todo momento, su resistencia a los diferentes elementos también es otra característica que debes tener en cuenta. Por tanto, otro aspecto clave que tienes que observar es si cuenta con certificación IP, y de qué tipo es. 

En caso de que el modelo que estás mirando no la tenga, puedes casi descartarla, ya que por el sudor o las salpicaduras es muy probable que acabes dañándola.

Esta certificación IP debe ser IP66, 67 o 68. Básicamente significan lo siguiente:

  • IP66: resistente a salpicaduras
  • IP67: sumergible a un metro durante media hora
  • IP68: sumergible durante un tiempo más prolongado y a mayor profundidad

Precisión a la hora de cuantificar

Normalmente todas las smartbands ofrecen como mínimo contar pasos. Además, la mayoría de ellas ya dispone de medidor de horas de sueño y algunas incluso disponen de sensor de frecuencia cardíaca.

Cuantos más valores mida, mejor para ti, pero debes tratar de comprar una que lo haga con exactitud. De nada sirve que mida la frecuencia cardíaca si los valores son completamente irreales.

Por desgracia, a la hora de elegir la mejor smartband deportiva es difícil saber si es precisa o no. No queda más que fiarte de las valoraciones y opiniones de sus usuarios.

Running con calor

Cuántos modos tiene

El catálogo de pulseras cuantificadoras de todo tipo es tan amplio que incluso puedes encontrar modelos especializados en un sólo deporte, sobre todo el running.

Por lo tanto, dependiendo de la actividad que quieras cuantificar quizás te interese buscar una pulsera en concreto, digamos con modo multideporte.

Estas son las pulseras de actividad más vendidas en Amazon España

Algunas de estas pulseras son completamente sumergibles y pueden detectar actividades como la natación o el ciclismo.

 

Diseño y comodidad

En el último punto, uno de los más importantes. Una clave para elegir pulsera de actividad es saber de antemano si es cómoda o no. Algunos modelos no se adaptan bien a todos los tipos de muñeca.

Pulsera Fitbit Charge 2

Por lo tanto, es mejor que la pruebes antes de comprarla, si es que es posible. Quizás conozcas a alguien que la tenga o puedas acercarte a una tienda física donde la muestren.

Ten en cuenta que si haces deporte el roce puede ocasionarse algún daño leve en la muñeca.