Skip to main content

Ya puedes ser criogenizado en España, por 200.000 euros

Criónica

17/11/2018 - 01:03

Volver a la vida después de muerto es, a día de hoy, ciencia-ficción. Pero la ciencia dice que, teóricamente, es posible. O lo será dentro de unos años. Quizá décadas, quizá siglos... Pero la posibilidad está ahí. Según los defensores de la criogenización, podría llegar tan pronto como en 2050...

El primer centro de criogenización de Europa, creado por la empresa española Cecryon, ya está en marcha en la localidad valenciana de Ribarroja. Según datos de la propia clínica, más de 30 personas ya han consultado las condiciones en apenas unas semanas, y dos de ellas han contratado el servicio. En el mundo ya hay 500 personas criopreservadas, principalmente en Estados Unidos y Rusia.

Ser criogenizado en España cuesta 200.000 euros. Pero, ¿en qué consiste la criogenización, también llamada criopreservación? Aquí podemos ver las cápsulas de Cecryon, en donde las personas serán preservadas. ¿Se puede resucitar después de muerto?

Criogenización

La Criónica estudia la preservación a bajas temperaturas de seres humanos que la medicina contemporánea ya no puede mantener con vida.

Desde su punto de vista estas personas no están muertas, sino que su vida ha sido detenida, y puede volver a reactivarse. Suena a ciencia-ficción, pero la realidad es que hoy en día esto se consigue (salvando las distancias) con la medicina actual. Por ejemplo cuando una persona ha sufrido un paro cardíaco y es reanimada, o con los embriones o el semen congelado que se usa en las fecundaciones in vitro.

La clave de la criogenización está en la rapidez con la que una persona fallecida se preserva antes de que se vuelva irrecuperable. La criogenización consiste en aplicar unas sustancias químicas al cuerpo, llamadas crioprotectores, que permiten preservar las células y los tejidos a una temperatura de 120 grados bajo cero, sin que se formen cristales de hielo. Esta técnica se llama vitrificación, y ya se puede aplicar a órganos tan grandes como el cerebro.

Biohacking, el primer paso hacia el transhumanismo

Lo difícil no es conservar el cuerpo, sino resucitarlo, es decir, reactivar su paralización. La criónica se apoya en tecnologías como los nanorobots para reparar células individuales, una a una, y reactivar el tejido celular.

Hoy en día es ciencia-ficción pero dentro de unas décadas... quien sabe. A fin de cuentas, si te sobran 200.000 euros, no tienes nada que perder...

Tags:

#ciencia