Skip to main content

No te engañan los ojos, es un barco con forma de coche

Barcos con forma de coche de Floating Motors
Floating Motors

Sergio Ríos

10/09/2021 - 19:35

La compañía Floating Motors ha ideado unas embarcaciones con el diseño de algunos famosos coches de las últimas décadas. Habrá varios modelos y configuraciones.

¿Quién dijo que los barcos y los coches no se pueden parecer? Habitualmente, estos dos tipos de vehículos no tienen nada entre sí, más allá de la función de transportar personas. Sin embargo, la compañía Floating Motors pretende cambiar esto con sus peculiares creaciones.

Se trata de pequeñas embarcaciones que se asemejan a algunos modelos icónicos del automovilismo como el Jaguar E-Type o las furgonetas Volkswagen T2. Cada creación tiene sus características, en función de las posibilidades que ofrezca el modelo en el que se basa. 

Así, en el caso de la Volkswagen, es posible contar con espacio para tomar el sol en el techo o incluso contar con una escalera para subir de nuevo después de nadar en el mar. De esta forma, pretende revolucionar el mundo de la navegación esta compañía, formada a partir de la unión de la especializada en embarcaciones Jet Capsule y Lazzarini Design Studio

Varios modelos y configuraciones

Por el momento, la empresa ofrece distintos modelos, cada uno de ellos con tres tipos de casco: catamarán, convencional y foil. Además, están disponibles de momento cinco modelos con motores fueraborda eléctricos cuyas potencias ascienden hasta los 243 CV en función del modelo. 

Una vez seleccionado el modelo, la firma asegura que cada cliente puede incluso optar por un tipo u otro de configuración de la suspensión y detallan que sus embarcaciones pueden ser utilizadas para distintos propósitos. 

Aún están trabajando en sus productos, pero apuntan que también ofrecerán en el futuro distintos tamaños. El pequeño tendría una longitud de unos 3,5 metros, mientras que el más grande podría medir poco más de 7 metros.

Pronto se conocerán más detalles de estas peculiares creaciones, pero no cabe duda de que no pasarán desapercibidas dentro y fuera del agua. ¿Y vosotros? ¿Ahorraréis para compraros una especie de ‘E-Type acuático’ en el futuro?

Este artículo fue publicado en Top Gear por Sergio Ríos.

Y además