BlackBerry amenaza con acciones legales contra filtraciones

John Chen CEO de BlackBerry

John Chen, CEO de BlackBerry, ha anunciado en el blog de la compañía la adopción de medidas legales para evitar fugas de información confidencial.

Chen entró en la compañía a finales de 2013 con el gran reto por delante de impulsar BlackBerry, que llevaba acumulando pérdidas varios trimestres.

Desde su entrada, el CEO ha tenido una actitud positiva y entusiasta en cuanto a la recuperación de la marca, y es con ese ánimo con el que empieza su comunicado: "En el poco tiempo que llevo en BlackBerry, estoy impresionado por el espíritu de lucha de esta empresa. Es esta capacidad de resistencia la que nos impulsa a transformar la sociedad y llevar la marca de nuevo a su estatus icónico. Y sé que ustedes - nuestros clientes y socios - están todos en la lucha con nosotros."

Las filtraciones de información es uno de los problemas a los que se enfrentan todas las compañías de tecnología, si no recordemos el reciente caso de Microsoft y todos los problemas que está teniendo con el ex empleado que filtraba información crítica de sus futuros lanzamientos.

Es un problema de seguridad, de confianza en la compañía, de pérdidas económicas, y lo malo, (para las compañías, claro) es que corren como la pólvora, porque todos estamos deseando saber qué va a ser lo próximo.

"Una de las cosas más frustrantes para todos nosotros en el BlackBerry es cuando un proyecto crítico y confidencial se publica en los medios de comunicación antes de que estemos listos para discutirlo. Las fugas son, en el mejor de los casos, confusas, y en en el peor francamente engañosas para nuestros grupos de interés. Las implicaciones en el negocio de una fuga rara vez son ventajosas."

Pero Chen tiene claro que él va a hacer todo lo posible por acabar con las filtraciones de sus productos, y por eso avisa: "Es por eso que quiero hacer saber que, en este momento, estamos llevando a cabo una acción legal en contra de una persona que robó información confidencial sobre un producto BlackBerry futuro e hizo pública dicha información. Esta persona falsamente se hizo pasar por un empleado de uno de nuestros socios operadores para obtener acceso a redes seguras."

Como decíamos, en muchos casos la información se publica por mera curiosidad, sin ánimo de hacer daño a la compañía, de hecho, habría que estudiar cómo de dañino es para las ventas, ya que la información crea más expectación para la salida del producto. Pero bueno, creemos que Chen esto también lo sabe, y, aún así, él asegura que provoca pérdida y, siendo de esta manera, él no puede permitir que se lleven a cabo acciones punibles contra su compañía.

"Reconozco que, en algunos casos, las fugas reflejan el interés genuino de la gente en BlackBerry. Hay un montón de gente cuyo entusiasmo por nuestra compañía y nuestros productos hace que quieran saber lo que vamos a hacer a continuación - y que puede ser un gran activo para nosotros como marca. Pero, cuando la curiosidad se vuelve hacia la criminalidad, debemos tomar medidas enérgicas. Siempre vamos a tomar las medidas adecuadas para evitar las fugas y, en algunos casos, esto significa perseguir a los individuos - internos o externos - que filtren información confidencial."

John Chen termina el comunicado con algo parecido a una disculpa para sus incondicionales, que seguro entienden las medidas legales que, como ha explicado el CEO, son necesarias para frenar los actos criminales.

"Esto puede significar que vea algunas entradas menos en blogs con fotos y rumores sobre los próximos smartphones de BlackBerry. Conozco que estoes divertido para nuestros fans, pero puede estar seguro de que tenemos el compromiso de comunicar nuestros cambios pronto y con frecuencia - cuando estén listos para ser compartidos."

De momento, Chen ha avisado, y como dice el refrán: el que avisa no es traidor. Habrá que ver si consigue frenar así las filtraciones de BlackBerry.