¿Qué hacer si te roban el iPhone?

iPhone robo

En la ciudad de Nueva York se estima que en un 18% de los robos cometidos durante 2013 el protagonista fue un iPhone o un iPad. Un porcentaje que arroja la increíble cifra de 8.000 dispositivos Apple sustraídos en tan sólo 12 meses. En Europa, el alcalde de Londres se dirigió de forma directa a los principales fabricantes para que pongan medidas que ayuden a frenar los más de 10.000 robos de dispositivos móviles que se producen en la capital británica cada mes.

Tal es la magnitud que está adquiriendo el mercado de teléfonos robados, que en países como Colombia, tradicionalmente asociados al tráfico de droga, algunos cárteles están dejando a un lado ésta actividad para pasarse al contrabando de dispositivos móviles.

Buscar mi iPhone

En octubre de 2011, con el lanzamiento de iCloud, Apple liberó de forma generalizada a todos sus usuarios la función “Buscar mi iPhone”, una característica que permite localizar, bloquear y eliminar información de un dispositivo Apple de forma remota. En caso de robo con esta función instalada, un iPhone pierde un alto porcentaje de sus funcionalidades si no se dispone de la contraseña de iCloud necesaria para su desactivación.

En el caso de los dispositivos Apple, con un 87% de iPhones y iPads con iOS7 instalado, las posibilidades de tener activado “Buscar mi iPhone” son muy altas pero ¿por qué se siguen robando iPhones de forma masiva?

¿Dónde van los iPhone robados?

El robo de un smartphone es rápido, sencillo y, en la mayoría de ocasiones, no implica ningún tipo de violencia, ya que suele tratarse de los típicos robos por descuido. Lamentablemente en este panorama ­–al menos en España– los riesgos para el delincuente son muy bajos, y no suelen ir más allá de una falta leve. Es decir, a los ladrones de smartphones no les importa la posibilidad de robar un “ladrillo inútil”, la opción de conseguir una “buena pieza” compensa con creces el riesgo de ser capturados.

Dependiendo del tipo de “amigo de lo ajeno” la forma de operar puede variar. La más común es intentar colocar el iPhone o similar lo antes posible, buscando un “primo” que, ya sea por desconocimiento o simplemente por estar cegado por la posibilidad de hacerse con un iPhone a precio de saldo, no sea consciente de poder estar comprando el pisapapeles más caro de su vida.

El antirrobo universal para smartphones estará listo en 2015

Un segundo tipo de delincuente, es aquel que cuenta con mayores conocimientos tecnológicos, y que prima la posibilidad de conseguir un iPhone perfectamente operativo que vender a un precio mucho más alto, frente al dinero rápido. Para ello se aprovechan de iPhones que no tienen activado “Buscar mi iPhone”, que no están protegidos por contraseña o que tienen instaladas versiones vulnerables de iOS, con la idea de desactivar la localización y resetear el terminal. Aunque parezca imposible, el porcentaje de dispositivos que cumplen estas premisas es realmente alto.

Una tercera vía es de la de vender el terminal para su uso como repuestos originales, ya sea por piezas o directamente como iPhone estropeado. Esta opción es menos lucrativa y laboriosa, pero teniendo en cuenta el coste cero de la materia prima para el delincuente, sigue siendo una opción rentable. Por ejemplo, un repuesto de pantalla original de un iPhone 5S  puede llegar a valer hasta 100 euros en el mercado de segunda mano.

¿Qué hacer antes de un posible robo?

  • Actualiza siempre a la última versión de iOS disponible. iOS7 cuenta con una mejor integración de “Buscar mi iPhone” que obliga a introducir siempre el ID de Apple para desactivarlo. Las versiones anteriores de iOS son muy vulnerables.
  • Asegúrate de que “Buscar mi iPhone” está activado y prueba que el dispositivos se encuentra asociado y disponible a través de la opción “Buscar” de iCloud.com.

  • Aunque te resulte incómodo debes proteger siempre tu iPhone con contraseña o Touch ID. En caso de robo por descuido las opciones de que el iPhone esté bloqueado son casi del 100%.
  • Existe una opción que permite borrar el iPhone tras 10 intentos fallidos de contraseña.

  • Algunas aplicaciones de ahorro de batería pueden desactivar “Buscar mi iPhone”, mucho cuidado.
  • Si tienes Jailbreak, algunos tweak como iCaughtU Pro o IgotYa incluso pueden enviarte una foto del ladrón a tu correo electrónico, ya que activan la cámara frontal sin que este lo sepa.

¿Qué hacer si te roban el iPhone?

  • En caso de robo entra en iCloud.com con tu ID de Apple y activa el modo pérdida. Este modo permite establecer un código de bloqueo adicional, además de mostrar un mensaje en la pantalla del iPhone y asignar un número de contacto al que podrá llamar aquel que lo haya. El mensaje permanecerá en pantalla incluso si el iPhone se desconecta de la red o hemos dado la orden de borrado.

  • Es posible borrar el iPhone de forma remota. Hazlo sólo si tu iPhone cuenta con información muy sensible y sabiendo que si lo haces perderás la opción de localización en mapa y la de emitir un sonido, aunque podrás seguir enviado el mensaje de contacto.
  • Utiliza el mensaje para dejar claro que el iPhone es totalmente inútil y que nunca podrá ser utilizado. Si no ha sido un robo, sólo una pérdida, es probable que te lo devuelvan.
  • Puedes ofrecer una recompensa, aunque no suele funcionar. Nunca des datos personales, ya que podría dar pie a algún tipo de acoso por parte del delincuente.
  • Cambia tu contraseña de acceso a iCloud, sobre todo si no tenías activado “Buscar mi iPhone”.

Cómo localizar tu iPhone por iCloud paso a paso

  • Denuncia el robo o pérdida a la policía. De esta forma no serás responsable de posibles actividades delictivas que pudieran ser realizadas con tu iPhone y podrás solicitar la devolución de posibles gastos –llamadas o compras– realizados con él.
  • Aunque tengas acceso a la localización en mapa del iPhone o iPad robado te recomendamos que no intentes recuperarlo por tus propios medios. Las autoridades en EE.UU. están alertando de casos en los que los delincuentes se están sirviendo de esta práctica para atraer a posibles víctimas a sus dominios y cometer delitos mayores.

  • Aunque haya pasado mucho tiempo desde el robo y no hayan conseguido recuperarlo, nunca des de baja el iPhone de tu cuenta de Apple. De lo contrario deshabilitarías el bloqueo por iCloud y abrirías la puerta a que fuera activado con un ID distinto perdiendo todo el control.
  • Contacta con tu operado para incluir el IMEI del iPhone en la lista de negra de dispositivos robados. Esto impide que pueda ser utilizado para realizar llamadas con operadores españoles, aunque no evita el acceso a redes de otros países, ya que desgraciadamente estas listas son independientes de cada país. En este sentido recomendamos no apresurarse en realizar este paso, ya que si recuperas el iPhone suele ser muy complicado que la operadora saque tu IMEI de la lista, por lo que al final el perjudicado podrías ser tú.