Skip to main content

Japón ya está experimentando con pantallas táctiles con hologramas, y así funcionan

Pantalla táctil con hologramas

Murakami Corporation

28/02/2021 - 07:45

En Japón ya están probando con pantallas táctiles basadas en hologramas, con lo que jamás el dedo del usuario entraría en contacto directo con el panel.

Si bien las pantallas táctiles cuentan con muchísimas ventajas, también es cierto que es uno de los lugares con mayor número de bacterias dado que son zonas que tocan miles de personas.

Ahora, en la situación de pandemia actual, está claro que lo más recomendable es, después de tocar una pantalla táctil pública, lavarnos enseguida las manos. Pues en Japón han querido llevar mucho más lejos las pantallas táctiles de hoy día, creando pantallas táctiles amparadas en hologramas.

Así que Murakami Corporation, en colaboración con Parity Innovations, ha desarrollado un sistema de control de hologramas sin contacto para inodoros japoneses, pero que también podría ampliarse a otro tipo de dispositivos como cajeros automáticos o máquinas expendedoras, señalan desde InterestingEngineering.

Pantalla táctil con hologramas

Murakami Corporation

Este panel táctil con hologramas llamado “Tecnología de Pictograma flotante (FPT)” hace uso de tecnología óptica de imagen flotante en el aire, de próxima generación. Gracias a esta pantalla táctil con holograma flotante, se permite a los usuarios presionar sobre los botones en el holograma sin tocar físicamente el panel, con lo que no entrarían en contacto con la superficie que podría estar plagada de todo tipo de bacterias.

Esta tecnología funciona con la detección espacial que deduce la posición de un dedo en el aire mediante un algoritmo patentado, señala la empresa. Destacan que este sistema y tecnología puede ser adaptada e implementada a múltiples aplicaciones de productos, porque podría verse también en cajeros automáticos o incluso en pantallas táctiles de autopago.

En principio este panel táctil con holograma se ha estrenado en distintos baños públicos en Japón, mejorando de esta manera la higiene en estas zonas con tantas bacterias. De momento Murakami han suministrado pruebas de su sistema a fabricantes y hospitales para que lo evalúen, y espera que su tecnología esté disponible de forma comercial para 2022.

Y además