Logo Computerhoy.com

Cuidado con Hyena, la nueva IA que hace estúpida a ChatGPT

Foto del redactor Ilan K. Cherre

Redactor Colaborador

GPT-5: posible fecha de lanzamiento, mejoras y ¿alcanzará la inteligencia artificial general?
Foto del redactor Ilan K. Cherre

Redactor Colaborador

ChatGPT tendrá competencia dentro de poco, aunque Hyena será destinada a tareas mucho más complejas que ser un chatbot.

ChatGPT de OpenAI no deja de acaparar titulares, aunque ahora puede que peligre su hegemonía como uno de los chatbots más inteligentes y capaces del momento. Se ha puesto a prueba a ChatGPT y a otra IA, para ver cuál de las dos es más capaz a la hora de manejar datos. El resultado es sorprendente ya que Hyena ha salido victoriosa.

¿Cuál es el secreto de Hyena? Hay que entender en primer lugar lo que se ha conseguido o se pretende conseguir con Hyena, de hecho, justamente esto es algo importante a la hora de tener en cuenta la nueva IA. Detrás de ella se encuentran personas que tienen amplia experiencia en el campo de la IA.

Hyena se puede entender como una IA que es capaz de hacer todo lo que puede hacer ChatGPT, pero con un menor tiempo de entrenamiento y, además, con una mayor capacidad de procesamiento de datos. Sí, estos son los puntos fuertes de esta IA que puede llegar a revolucionar todo el panorama actual de la Inteligencia Artificial.

Lo que se ha hecho para probar y conocer la capacidad de procesamiento de Hyena es hacer que conseguir que recopile información de diferentes fuentes. La prueba tiene como nombre The Pile ya que se trata de una colección de textos con un peso de 825 gb lo que supone más de 250.000 libros que han tenido que pasar por esta IA.

Hyena es la nueva IA que quiere sentar cátedra en este sector

Al pasar por la IA lo que hicieron los investigadores fue pedirle a Hyena que ofreciese más datos, para sorpresa de todos la IA consiguió puntuaciones cercanas a ChatGPT y todo ello con un menor entrenamiento. Además, de haber sido expuesta a una base de datos mayor de la que solicitar información compleja.

No es todo lo que ha podido hacer Hyena, de hecho, entre sus diferentes características se ha visto que, a la hora, de ofrecer información para completar una tarea de lenguaje compleja es capaz de alcanzar aceleraciones que se traducen en una mejora de rendimiento de cien veces en comparación con ChatGPT.

En definitiva, Hyena supone una revolución en el campo de la IA. Pero no es perfecta y, por encima de esto, todavía no está lista. Es una IA que sigue en desarrollo y que, además, no se convertirá en un chatbot al que preguntarle cosas curiosas. Los retos que tiene Hyena por delante son otros y se dividen en distintos campos como el de la medicina.

Conoce cómo trabajamos en Computerhoy.

Etiquetas: Inteligencia artificial, seguridad