Logo Computerhoy.com

Coleccionistas de videojuegos, los cartuchos y CD no duran para siempre: cómo evitar que se estropeen

Enrique Luque de Gregorio

Generado con IA.

¿Cuál es la vida útil de un videojuego clásico? Aunque suele ser difícil dar una respuesta a esta cuestión, el mantenimiento de los cartuchos y los CDs parece fundamental para su conservación. 

Todo lo retro parece estar de moda: bandas de los ochenta que llenan estadios como nunca antes, franquicias cinematográficas que vuelven por todo lo alto 40 años después de su estreno y, cómo no, están los videojuegos. 

Desde hace aproximadamente una década, el coleccionismo ha provocado una auténtica fiebre por poseer cualquier tipo de cartucho o juego antiguo

El problema es que estos no van a durar para siempre. Nada en esta vida dura eternamente, y los videojuegos clásicos tampoco son una excepción. 

Una realidad que, si eres coleccionista, te afecta. ¿Cuánto se calcula que puede durar un cartucho? ¿Y otros formatos? ¿Qué formas existen de prolongar su existencia útil, si es que realmente es posible?

La duda eterna: ¿cuál es la vida útil de los videojuegos clásicos?

Muchos videojuegos clásicos están siendo readaptados a formatos clásicos, ya sea en forma de recopilaciones, consolas minis o, en muchos casos, títulos para descargar digitalmente. Sin embargo, si hablas con coleccionistas, seguramente te digan que lo que les gusta a ellos son los cartuchos, CDs o disquetes originales. Y no son precisamente dos o tres. 

Por supuesto, si además el producto está con su caja en buenas condiciones, las instrucciones y todo eso, mejor que mejor. Lo que sucede es que no por robustos que pareciesen (y lo eran) los cartuchos clásicos, su ciclo de vida dejará de terminar en algún momento. Y hay que tener en cuenta que hablamos de juegos que muchas veces se lanzaron hace cuatro décadas (o más).

La gran pregunta es: ¿cuánto durarán los cartuchos clásicos, de sistemas como NES, Súper Nintendo, Mega Drive, etcétera? La respuesta, por desgracia, no es sencilla. 

Primero, porque los expertos coinciden en que hay muchos elementos que pueden ser determinantes para calcularlo: su mantenimiento, el uso y, sobre todo, la calidad de los materiales. 

En ese sentido, poca gente duda que los productos de antes eran más resistentes que los de ahora, pero tampoco eternos. En ocasiones se habla de que un cartucho clásico puede durar 50 o 60 años en buenas condiciones, pero tampoco es exacto, y mucho menos que pueda aplicarse en todos los casos. Por ejemplo, los cartuchos con baterías para guardar partidas, duran menos (si bien pueden cambiarse). 

Cómo cuidar de un videojuego retro

Algo similar sucede con los CD: los estudios llevados a cabo no se ponen de acuerdo acerca de cuál puede ser su duración. Algunos, incluso, hablan de 500 años, aunque la mayoría barajan cifras más cercanas en el tiempo: entre 20 y 80 años, dependiendo de a quién le preguntes. En todos los casos, eso sí —cartuchos o CD—, se coincide en algo: el mantenimiento es crucial. 

Si quieres que tus videojuegos clásicos duren más, es recomendable que los guardes en sitios secos y frescos, y sobre todo apartados de la luz del sol directa o de fuentes de calor intensas (radiadores de calefacción, estufas y demás). 

Además, si limpias tanto estos como los CD, procura que sea siempre con un paño suave y seco para quitar el polvo, evitando los productos químicos. 

Conoce cómo trabajamos en Computerhoy.

Etiquetas: Videojuegos, Curiosidades