La Action Cam de Casio puede ser un reloj o colgante

action cam casio

Las cámaras de acción son uno de los productos más de moda, y apenas hay fabricantes tecnológicos que no hayan lanzado ya su propia versión de estos versátiles aparatos. El último en unirse al juego ha sido Casio, que acaba de anunciar su primera cámara de acción: La Exilim EX-FR10.

Pero como siempre, Casio no va a dejarlo así, como una cámara normal pero más resistente. Para marcar la diferencia, la marca que nos trajo los relojes digitales más populares del mundo ha incluido una pantalla en la cámara, destacándose así de la competencia que no incluye pantallas, o las incluye ridículamente pequeñas.

Si te interesan las Action Cam, tenemos un buen surtido de análisis y alguna que otra curiosidad

La pantalla es de dos pulgadas, a todo color y con 230x400 píxeles. Y sabemos lo que estáis pensando: que hay un buen motivo por el que no ponen pantallas en dispositivos que requieren cierta resistencia, y es que las pantallas se rompen. Por suerte, los chicos de Casio han pensado en todo: la pantalla es extraíble, y se puede separar del objetivo para graber sin riesgo de cargárnosla. 

Y hay aún otra sorpresa: obviamente la cámara se puede colocar en casi cualquier superficie, pero Casio le ha añadido soportes para colocarla en la cabeza o colgada del cuello. Dado su pequeño tamaño y la funcionalidad de sus soportes, incluso se puede llevar en la muñeca como un reloj ligeramente llamativo. 

En cuanto a características, la Exilim EX-FR10 tiene un sensor de 14 megapíxeles y una lente de 21 milímetros. Puede ser girada sobre sí misma para colocar la pantalla por detrás o por delante del objetivo, y guarda las imágenes en una tarjera MicroSDHC o MicroSDXC. También se puede extraer los datos por bluetooth o WiFi.