¿Cuántos tipos de neuronas hay en el cerebro?

¿Qué es LIFE?
¿Qué es LIFE?
Descubren que existen 50 tipos de neuronas inhibitorias en el cerebro. Es un importante avance en la investigación médica

La investigación médica ha contado históricamente con importantes hándicap. Uno de ellos es la dificultad existente para estudiar en profundidad el funcionamiento del cerebro a nivel neuronal. Es el principal motivo por el que a día de hoy no se conocen todos los procesos por los que se rige nuestro organismo.

Pese a estos inconvenientes, se producen pequeños pasos en la investigación cerebral. El último de ellos se debe al estudio del Instituto Mortimer B. Zuckerman para el Estudio del Cerebro y la Conducta, radicado en Columbia (Estados Unidos), especializado en ciencia y medicina.

Sus investigadores han averiguado que existen 50 tipos distintos de neuronas espinales inhibitorias. Estas neuronas tienen mucho que ver con el movimiento muscular. Son el nexo entre las neuronas sensoriales, receptoras de estímulos externos, y las motores, ejecutoras del movimiento.

Las células madre devuelven la visión a una invidente

Son muchas las enfermedades raras, especialmente musculares, que no tienen tratamiento ni explicación. Es en el cerebro donde se desarrollan la mayoría de los procesos que afectan al sistema locomotor; de ahí la importancia de los resultados de esta investigación. El estudio se ha elaborado con ratones, ya que es prácticamente imposible trabajar a nivel neuronal con humanos.

Saber que cada tipo de neurona inhibitoria tiene una función ayudará a comprender mejor las causas de enfermedades como las degenerativas musculares. No hay un grupo de neuronas que controle el movimiento muscular de manera global; cada uno tiene distintos propósitos y cada músculo se sirve de un tipo distinto.

 

Cinco maneras para dormir mejor según la ciencia

“Si quieres entender cómo se produce el movimiento, tienes que entender cómo son los circuitos neuronales locales en la espina dorsal” ha afirmado Jay Bikoff, uno de los investigadores participantes en el estudio. La metodología interdisciplinar utilizada en él da esperanzas a los autores de poder continuar profundizando en las conclusiones sobre el funcionamiento del cerebro y el movimiento muscular.

Al aproximarse al problema desde distintos enfoques y distintas disciplinas, la probabilidad de aportar ideas novedosas es mucho mayor. Así lo cree el Doctor Paninski, uno de los implicados en la investigación. La colaboración entre distintas disciplinas científicas es una tendencia creciente en los últimos tiempos.

[Fuentes: Sciencedaily y Columbia Spectator]