Skip to main content

Este bólido marino quiere alcanzar el récord del mundo de velocidad sin motor: 150 Km/h

SP80

SP80

20/08/2021 - 21:58

Dos embarcaciones competirán en 2022 para batir el récord del mundo de velocidad a vela. La mítica marca de los 80 nudos está a punto de romperse.

Hay algo mágico y ancestral en navegar sin motor. No se alcanzan las velocidades de los motores fuerabordas, pero es más satisfactorio y natural.

El viento no ofrece la misma potencia de empuje que un motor, pero aún así se pueden alcanzar velocidades muy respetables.

El equipo suizo SP80, apoyado por la Escuela Politécnica Federal de Lausana, quiere batir el récord del mundo de navegación sin motor con este trimarán que parece un avión que planea sobre el agua:

El actual récord de velocidad fue batido en 2012 por el australiano Paul Larsen, que con su velero VESTAS Sailrocket II alcanzó los 65,37 nudos, es decir, 121 Km/h. Puedes verlo en este vídeo.

Se trataba de una embarcación clásica con la vela enganchada al mástil. El problema de este sistema es que cuando el viento sopla con una gran fuerza el mástil tiende a girar, y para evitar esto hay que desviar recursos del barco, principalmente en ergonomía, que frenan la velocidad.

El equipo suizo SP80, al igual que el francés Syroco, que también quieren batir el récord, van a utilizar un sistema de vela basado en las cometas, sin mástil.

Pero mientras que el equipo francés se decanta por un hidroala y su embarcación volará un metro por encima del agua, el SP80 se va a mantener en el agua todo el tiempo.

Ellos argumentan que cuando un hidroala navega a gran velocidad el agua que toca el ala se convierte en vapor, y eso puede provocar inestabilidad. Además un sistema de levitación sobre el agua tiene más posibilidades de volcar.

Con el apoyo económico del fabricante suizo de relojes Richard Mille, el equipo SP80 ya ha comenzado la construcción del trimarán. Si todo va bien, intentarán batir el récord en 2022.

Las pruebas de simulación han demostrado que podrá alcanzar los 80 nudos, superando la mítica barrera de los 150 Km/h.

Un reto interesante que seguiremos con atención el año que viene.