Exempleados de Google y Apple preparan el móvil definitivo

nexbit lanzamiento

Ya os hablamos de ellos hace un año: Se llaman Nexbit, y es una compañía formada por antiguos trabajadores de algunas de las ídem más punteras en el panorama tecnológico internacional. Hace bastante tiempo os contamos que Cyanogen se interesó por ellos, cuando dejó de lado a OnePlus para centrarse en otras empresas que reflejaran mejor su filosofía de trabajo. 

El caso es que Nexbit ha anunciado que están preparando el teléfono definitivo, algo realmente impresionante. De momento no sabemos más detalles que los que ellos mismos nos han proporcionado. Tenemos una fecha: el 1 de septiembre, y también algunas características sueltas, y no demasiado concretas. 

Nexbit os sonará por ser "esa compañía" en la que se interesó Cyanogen

Por ejemplo, se ha dicho estará respaldado por algún tipo de sistema de almacenamiento en la nube, aunque no sabemos si se tratará de alguno que ya conozcamos (Dropbox, Google Drive, OneDrive...) o si la marca pondrá sus propios servidores al servicio de los usuarios que compren el smartphone. 

También se ha dicho que pasarán del metal en el cuerpo. Precisamente eso nos ha hecho sospechar, dado que la gente de HTC apuesta más bien por la armadura completa, y el metal está asociado de los terminales de alta gama. Obviamente, tiene desventajas significativas, como problemas de dispersión de calor, pero de eso el público general prefiere no saber nada. 

El caso es que si no hay metal, ¿entonces qué? la solución más obvia es el policarbonato, plástico. Sin embargo, un móvil definitivo y apasionante no debería estar compuesto sólo de plástico... quizá la solución sea algo por lo que están apostando algunas marcas: el cristal trasero. Es cierto que como elemento protector deja bastante que desear, pero hay quien lo considera interesante.

El precio de este móvil definitivo rondaría los 300 dólares, tal y como hemos visto en otros smartphones como el OnePlus 2, que también es considerado por algunos como un smarpthone definitivo.