Skip to main content

Esta fibra óptica del futuro ya es una realidad: adiós cristal y con hasta 53 Gbps

Fibra óptica

24/09/2021 - 09:02

En Japón han ideado la forma de prescindir del cristal para la creación de la fibra óptica por un material que es mucho más resistente, barato e igual de rápido. Hablamos del plástico.

La fibra óptica es la conexión que nos ha conectado. Miles de millones de personas están a milisegundo de distancia gracias a ella. Es rápida, es barata y es eficiente. Pero siempre se puede mejorar.

Desde que se empezó a usar con fines comerciales, la tecnología alrededor de la fibra no ha dejado de avanzar. Se han optimizado los encapsulados, lo que nos ha dado mejores velocidades; se ha conseguido un mejor vacío, lo que evita las perdidas de información, etc.

Pero, por desgracia, hay un inconveniente que no se puede esquivar del todo por mucho que se mejore: la fragilidad de los cables.

Fibra Óptica

DepositPhotos

Por ello, la investigación realizada desde la Universidad japonesa de Keio es una gran noticia, ya que son los primeros en afirmar que es posible crear fibra óptica a través de plástico y no del tradicional cristal.

El profesor Yasuhiro Koike, del Instituto de Investigación Fotónica de la Universidad, ha anunciado hoy que ha creado fibras ópticas de polímero que pueden transportar datos a 53 Gbps, y hacerlo mientras se doblan.

Además de esta ventaja en su resistencia, el uso de plásticos precisa de menos necesidades de corrección de errores, algo muy habitual en las fibras convencionales. Esto, explican los investigadores, permite una mayor señal y menos esfuerzo en la eliminación de ruido.

Fibra óptica

Lo único malo es que esta tecnología no puede transportar datos a largas distancias. Los ingenieros, hasta el momento, tan sólo han probado a usar estas fibras de polímero para transmitir datos a unos pocos metros de distancia.

Pero, como punto positivo, esa distancia puede ser suficiente para instalar fibra óptica de polímero de plástico en un centro de datos, o en lugares con muchas vibraciones, y ya empalmar con la fibra tradicional una vez fuera de ese área de ruido y vibraciones.

La fibra óptica, una vez más, demuestra que tiene mucho campo para mejorar y expandirse, como ya vimos con la última investigación que demuestra que puede ser un sensor de terremotos muy eficaz.