Skip to main content

El perro robot de Boston Dynamics tiene un nuevo trabajo: vigilar la central nuclear de Chernobyl

robot

Chornobyl NPP

26/10/2020 - 14:09

Spot, el perro robot de Boston Dynamics ha demostrado una vez más ser útil allí donde los humanos no podemos llegar. Ahora trabaja de vigilante en la central nuclear de Chernobyl.

Los robots de la empresa Boston Dynamics captan todas las miradas en cada nueva aparición. Ya sea con sus ejercicios aeróbicos, sus pruebas de resistencia y agilidad o trabajando, estos robots no dejan indiferente a nadie. 

Las empresas tecnológicas defienden el uso de este tipo de máquinas en innumerables situaciones. Podría ser de utilidad ante una catástrofe natural para rescatar a personas o localizarlas allí donde las personas correrían peligro al entrar. Por eso este último trabajo parece perfecto para Spot. 

Este perro mecánico será vigilante en la planta nuclear de Chernóbil cerca de Pripyat en Ucrania donde ya ha estado realizando algunas pruebas. Según la Agencia Estatal para la Gestión de la Zona de Exclusión en su página de Facebook, ingenieros de la Universidad de Bristol han estado poniendo a prueba distintos tipos de robot para trabajar en la famosa zona de exclusión de Chernobyl y Spot habría conseguido muy buenos resultados. 

Las pruebas consistían en pasear por los alrededores de la zona y adentrarse en lo que se conoce como el área de Confinamiento Seguro. Se trata de una construcción a modo de sarcófago que aísla la central del exterior conteniendo la radiación y protegiendo a los habitantes de Ucrania del peligro que supone vivir con esa central tan cerca.

Spot ha tenido que competir en las pruebas con otras máquinas como drones y otros robots equipados con escáneres con los que graduar y controlar la radiación de ese perímetro, evitando que deba ser un humano el que exponga su salud para llevar a cabo esta labor de vigilancia. 

Sus condiciones móviles hacen que Spot sea un candidato idóneo para esta tarea. No sólo es un robot cuadrúpedo, sino que ha demostrado en anteriores ocasiones ser ágil ante cualquier tipo de obstáculo como escaleras, rampas o incluso puertas. Como resultado de este trabajo, los investigadores recibirán imágenes en 3D de áreas contaminadas y mapas de la distribución de la actividad de radionucleidos.

Es importante recordar que el uso de estos robots no es económico. Comprar Spot puede llegar a costar más de 74.000 dólares. Sin embargo, esta importante inversión podría servir para salvar vidas de empleados y mantener a salvo la población de Ucrania. 

Y además