Skip to main content

El puente de conexión original de las bombillas Philips Hue perderá su conectividad y soporte el 30 de abril

Philips Hue

06/03/2020 - 22:31

La obsolescencia programada alcanza de lleno a las bombillas Philips Hue. Si utilizas el primer puente de conexión Philips Hue, debes saber que perderá la conectividad online y el soporte el 30 de abril. Seguirá funcionando, pero pierde todas las funciones en la nube, incluyendo el uso con Alexa o el Asistente de Google, y no recibirá más actualizaciones ni parches de seguridad.

Las primeras bombillas Philips Hue necesitaban un puente de conexión para conectarse a Internet y al móvil, un dispositivo que hace de intermediario. Las bombillas más modernas ya no necesitan este puente porque funciona por Bluetooth, pero siguen siendo compatibles con él porque dicho puente aporta funciones adicionales, como la posibilidad de controlar hasta 50 bombillas al mismo tiempo.

El puente de conexión Philips Hue que pierde el soporte el 30 de abril es la primera versión que se lanzó en 2012. Es muy fácil de distinguir porque es completamente redondo. En 2015 se lanzó un versión renovada, la que se vende actualmente, que tiene forma rectangular:

Philips Hue puente de conexión

Si tienes el puente redondo debes saber que va a seguir funcionando, es decir, va a seguir conectándose a tu red WiFi para que puedas controlar las bombillas Philips Hue desde el móvil. Pero pierde toda la conectividad en la nube: ya no podrás controlarlo con Alexa o el Asistente de Google.

Además la app y el propio firmware dejarán de recibir actualizaciones, incluidas las actualizaciones de seguridad. Por esa razón Philips recomienda pasarse a la versión 2, más segura a partir de ahora.

Es cierto que Philips ya avisó del fin del soporte hace un año, pero aún así muchos cuestionan que dispositivos de la Internet de las Cosas dejen de ser válidos de repente, cuando la mayoría realizan funciones simples (como apagar o encender una bombilla), y no debería ser complicado mantener el software.

Philips ha explicado en CNET que "el puente de conexión original no ofrece los recursos necesarios para garantizar la evolución del sistema. Desde compatibilidad y calidad, a velocidad y seguridad. Por eso hemos decidido finalizar el soporte".

Si aún usas uno de estos puentes, es el momento de plantearse dar el salto a la segunda versión,  que tiene un coste de 49,90 euros en Amazon.