Skip to main content

Huawei Matebook D15: por qué es uno de los mejores portátiles ligeros con Windows 10

Huawei Matebook D15

Huawei / Getty Images

05/05/2020 - 15:01

Desde que el nuevo Matebook D15 de Huawei llegó al mercado, ha captado la atención de muchos potenciales usuarios. Este ultraligero con Windows 10 es un portátil de apenas 1,5 kg de peso que merece bastante la pena. Te contamos por qué.

En este artículo, ComputerHoy podría recibir una comisión por tus compras. Más información.

A la hora de comprar un ordenador portátil, hay muchas características a valorar, pero sobre todo ahora mismo influyen tres: el peso del equipo, la fluidez que proporcione y su precio. En estas tres variables desataca especialmente el Huawei Matebook D15, un ordenador portátil que poco a poco va ganando terreno en el mercado.

Tanto por estética como por prestaciones se presenta como una gran alternativa al MacBook Air, aunque no por precio, y es que cuesta prácticamente la mitad que el portátil de Apple. Poco a poco ha ido bajando de precio y ahora lo puedes comprar por unos 600€ en Amazon y también en PcComponentes.

MateBook D 15 (2019)

Matebook D 15

Este ordenador de 15,6" tiene un peso de poco más de 1,5 kg. Con su procesador AMD Ryzen 5 cuenta con potencia más que suficiente para que Windows 10 funcione de forma fluida.

Por muchos motivos podemos argumentar que este precio es una buena ganga si lo que buscas es un portátil Windows 10 que no sea demasiado caro, que dé un buen rendimiento y que además tenga un diseño premium, alejado de lo que suele ofrecer el tipo de portátil low cost al que estamos acostumbrados.

A continuación hacemos un repaso a los motivos por los que el Matebook D15 merece la pena como uno de los mejores portátiles con Windows en cuanto a relación calidad-precio, con algunas cosas que deberías tener en cuenta antes de comprarlo, aunque prácticamente todas son positivas.

Luego, evidentemente, tú decides si realmente quieres dar el paso o no.

Precio más competitivo que en años anteriores

Huawei Matebook D15

En años anteriores, la gama más básica de los Matebook se movía más o menos en torno a este precio, de unos 600€. Sin embargo, sus características eran más discretas, con un Ryzen 3 como procesador o con simplemente 128GB de almacenamiento interno, lo más básico que se despacha en cuanto a SSD.

Esta vez parece que Huawei ha aprendido la lección y no quiere sumir a su Matebook D15 en la irrelevancia, sino dotarlo de personalidad y atractivo. Lo ha conseguido con unas especificaciones bastante buenas, pero también con un diseño premium metalizado que lo diferencia de otros portátiles con Windows 10.

Por ejemplo, equipa un AMD Ryzen 5 como procesador, un gama media que junto a los 256GB de SSD garantiza una buena fluidez del sistema. Hay muchos portátiles baratos con Ryzen 5, aunque para empezar muchos de ellos vienen sin sistema operativo, mientras que otros simplemente tienen un diseño bastante menos atractivo o prescinden del SSD, elemento prácticamente indispensable a estas alturas.

Por el precio que tiene, hay pocos PC que den una mejor calidad en cuanto a componentes y estética. Además, pesa apenas 1,53 kg y tiene un grosor excepcionalmente delgado, de menos de 17mm.

En la práctica, que esté a la venta por sólo 600 euros es una rebaja bastante importante si lo comparamos con anteriores generaciones.

Gran pantalla sin apenas marcos

Huawei MateBook D15

Aunque hay disponibles otros Huawei Matebook, este modelo es el que tiene una pantalla de 15,6 pulgadas de diagonal, algo importante para muchos usuarios. Otros ultraligeros consiguen rebajar el peso más allá de los 1,53 kg de esta versión, pero lo hacen sacrificando pulgadas de pantalla.

Si quieres un portátil que tenga unas dimensiones algo mayores, esta puede ser una buena opción, y es que más allá del tamaño también tiene panel IPS antirreflejos y Full HD como resolución.

Muy pocas pegas se le pueden poner, ya que por exprimir incluso exprime al máximo los marcos, dando un salto de calidad importante a la experiencia de usuario en este apartado.

El panel ocupa el 87% de la zona frontal, un muy buen rato que no es ni mucho menos habitual en portátiles que se muevan en su mismo segmento de precios.

Sólo 1,53 kg de peso

Huawei Matebook D15

Ya hemos mencionado este dato en varias partes del texto, pero sigue siendo de capital importancia, especialmente si lo que quieres es un portátil que te permita desplazarte al trabajo o la universidad y llevarlo encima sin que pese demasiado.

Sí, tiene un peso algo superior al de los MacBook Air, por ejemplo, que pesan apenas 1 kg, pero también hay que tener en cuenta que su pantalla tiene un mayor tamaño.

Además, los ultrabooks no suelen ser precisamente baratos, y el diseño ultrafino y ligero es algo que se paga caro en el mercado, normalmente en precios que rondan los 1.000€ y no los 600€ como ocurre en este caso.

Eso nos lleva una vez más a la conclusión que precipitábamos al principio: este Matebook 15 es un gran portátil con Windows 10 capaz de hacerle sombra a los MacBook pero por mucho menos dinero.

Cámara desplegable para mayor privacidad

Huawei MateBook D15

Más allá de las características que hemos valorado, Huawei ha querido hacer de la necesidad virtud con el diseño de este ordenador. Lo decimos porque su cámara frontal se esconde en un mecanismo retráctil que está justo sobre el teclado.

Era una de las pocas soluciones posibles si tenemos en cuenta que simplemente no cabe en su lugar habitual, que es sobre la pantalla. No cabe porque los marcos son tan delgados que no hay espacio físico para ella.

Eso, ya de paso, hace que la privacidad sea notablemente mejor. Aunque algún programa malicioso lograse acceder a tu cámara, no vería absolutamente nada durante la mayor parte del tiempo, y eso siempre es algo a valorar positivamente.

Conectividad sin fisuras

Huawei MateBook D15

Pocos portátiles de 600 euros cuentan con una conectividad tan completa y sin fisuras como el Matebook D15, que para empezar tiene WiFi AC, cómo no. Eso significa que podrás detectar y conectarte a las redes de 5 GHz que son ya omnipresentes en hogares y empresas.

Pero ahí no acaba la cosa: tiene Bluetooth 5.0, USB Tipo C para transferencia de datos y de carga (podrás usar un cargador de móvil para cargarlo en caso de emergencia) y además también tiene NFC.

Sí: has leído bien. Tiene NFC, pero evidentemente no para pagos móviles sino para vincular de forma inmediata tu smartphone Huawei. De esta forma podrás transferir archivos mucho más rápido y de forma más cómoda, con sólo posar el teléfono sobre el chasis del portátil.

Además de todo esto, el lector de huellas incorporado facilita bastante la labor de desbloqueo y acceso en Windows 10.

En este artículo, ComputerHoy recibe una comisión de sus socios afiliados por cada compra que realices a través de los enlaces de productos que hemos incluido, algo que en ningún caso supone un coste adicional para ti. No obstante, nuestras recomendaciones son siempre independientes y objetivas. Puedes consultar nuestra política de afiliados aquí.