Skip to main content

Qué es NFC Móvil, cómo funciona y qué puedes hacer con él

Pago con el móvil y NFC

08/02/2017 - 12:19 | Actualizado 08/11/2018

Es muy posible que tu smartphone soporte esta tecnología, pero, ¿sabes realmente qué es NFC en el móvil, cómo funciona y qué puedes hacer con la conexión inalámbrica NFC? Te explicamos todos los detalles.

Las especificaciones de smartphones, tablets o cualquier gadget con circuitos y botones están llenas de siglas ininteligibles que, aunque parezca increíble, tienen un significado tras de sí y algunas incluso una larga historia. Este es el caso del NFC Móvil.

Es posible que no lo sepas y que nunca hayas reparado en ello, pero es muy probable que tu móvil o tu tablet cuente con soporte para esta tecnología inalámbrica. No se trata de algo nuevo, y a lo largo de los años se ha presentado como una revolución tecnológica que cambiará el mundo, pero no ha sido hasta más recientemente cuando ha empezado a vivir un verdadero auge gracias a los sistemas de pago móvil, como Apple Pay o Google. 

Si no sabes exactamente qué es NFC en el móvil, tal vez te interese conocer toda la historia que se esconde tras esta cada vez más utilizada tecnología de comunicación inalámbrica. 

¿Qué es NFC en el móvil?

Las siglas NFC hacen referencia a su nombre en inglés, Near Field Comunication, que se puede traducir como comunicación de campo cercano. Se trata de una tecnología inalámbrica de alta frecuencia pero que, como su propio nombre indica, su radio de acción es muy bajo. Por este motivo, para poder utilizarla tienes que estar a una distancia de 10 o 15 cm del dispositivo con el que te estás comunicando.

Su funcionamiento se basa en la creación de un campo electromagnético en el que, mediante inducción, se genera un intercambio de información entre ambos dispositivos.

Que es el NFC

El estándar NFC Móvil soporta dos modos de funcionamiento: modo activo y pasivo.

  • NFC de modo activo: ambos dispositivos están equipados con fuentes de energía por lo que ambos son capaces de generar su propio campo electromagnético y utilizarlo para intercambiar información con otros dispositivos.
  • NFC en modo pasivo: uno de los dispositivos no cuenta con fuente de energía propia y, por tanto, necesita que el segundo dispositivo genere el campo electromagnético en el que, mediante la modulación de la carga, se intercambian los datos.

Los móviles con NFC más vendidos en Amazon España

Es decir, que en el modo activo puede producirse un flujo de información en ambas direcciones, que resulta ideal para autenticar identidades o verificar pagos. En cambio, en el modo pasivo el dispositivo que cuenta con fuente de energía propia actúa como un lector de la información que contiene el dispositivo pasivo.

Aunque pueda parecer que esta tecnología es relativamente nueva, su estándar se estableció hace casi una década (casi una eternidad en lo que a tecnología se refiere) y deriva de una tecnología que seguramente usas más de lo que piensas.

Estas son las mejores apps Android para NFC y conexión wireless

Historia de la tecnología NFC Móvil

La historia de la tecnología NFC Móvil tiene sus raíces en las etiquetas RFID. Aunque a priori es posible que no te suene de nada este concepto, seguro que las ubicas si te decimos que son las responsables de hacer saltar las alarmas cuando alguien sale de una tienda sin pagar un producto.

Las etiquetas RFID tienen un comportamiento casi idéntico al modo pasivo de NFC, siendo la etiqueta que va camuflada en el producto el elemento pasivo y el arco de seguridad de la salida de la tienda el elemento activo que lee la información de la etiqueta y determina si ha sido dada de baja en el inventario de la tienda. Si no ha sido así, hace sonar la alarma.

Etiquetas RFID

Hace una década, la mítica Nokia fue una de las primeras marcas que comenzó una serie de pruebas piloto incorporando conectividad NFC Móvil a una serie limitada de sus modelos 3220 y 5140. Otros fabricantes siguieron el ejemplo de la marca finlandesa, aunque sin demasiado entusiasmo.

Tras un periodo de estandarización del protocolo NFC, comenzaron a realizarse diversas pruebas de pago con móvil con NFC. Uno de los proyectos de éxito con el uso de esta tecnología se llevó a cabo en 2010 en Sitges, la turística localidad de la costa catalana, en el que participaron 1.500 usuarios y 500 comercios locales.

Este y otros proyectos exitosos dejaron patente el potencial de la tecnología NFC como método de pago seguro. Fue la espoleta que disparó la progresiva incorporación a las especificaciones de los dispositivos que se fabricaron a partir de 2012.

Desde entonces, se han explorado nuevas utilidades a esta tecnología y los fabricantes están apostando más que nunca por este tipo de conectividad inalámbrica de cercanía.

Usos del NFC Móvil

Como puedes imaginar, el principal interés que está moviendo tanto a fabricantes como a grandes corporaciones comerciales está siendo el pago desde el smartphone o cualquier otro tipo de dispositivo móvil.

El NFC también está presenta en la tecnologia Contactless

En 2011 Google presentó Google Wallet, un sistema de pago móvil basado en NFC que permite digitalizar las tarjetas de crédito y realizar pagos con ellas a través del smartphone. Pero, tal y como ya es habitual en este tipo de proyectos, Google limitó su uso a Estados Unidos.

Los primeros pasos serios en España con este sistema de pago basado en tecnología NFC los dieron las grandes compañías de sistemas de pago como Visa o MasterCard con el uso de las tarjetas Contactless.

Con este sistema de pago, basta con acercar una tarjeta equipada con un chip pasivo NFC al lector NFC del comerciante y se transmiten los datos de pago. En la actualidad estos sistemas se han encaminado en unificar el concepto que ya desarrolló Google Wallet en 2011, con las tarjetas Contactless, y ya podemos realizar pagos acercando el smartphone al datáfono del propio comercio, de la misma forma que acercamos la tarjeta con contacto o la introducimos en el lector.

En la actualidad, si tu smartphone cuenta con NFC, tu banco está asociado a una app de pago activa y el establecimiento está equipado con un lector de tarjetas Contactless, tienes la posibilidad de pagar directamente con el móvil en España. Entre las plataformas disponibles actualmente se encuentran Google Pay, Apple Pay, Samsung Pay, Bizum, Masterpass, Vodafone Wallet o Orange Cash. Además, se trata de un sistema de pago de alta seguridad, ya que suelen combinarse con los sistemas de verificación biométrica, ya sea mediante huella dactilar o reconocimiento facial.

El NFC como sistema de pago seguro

La comodidad del NFC

Pero la tecnología NFC no solo se puede aplicar a los métodos de pago. Existen muchos otros usos en los que el NFC Móvil puede facilitarte mucho la vida.

Un ejemplo de ello es la sincronización instantánea con otros dispositivos inalámbricos, como altavoces o auriculares, que resulta mucho más sencillo que realizarlo vía Bluetooth ya que con este debes emparejarlos primero, para después establecer la sincronización.

La tecnología NFC facilita la conexión entre dispositivos

En este terreno, marcas como Sony están haciendo un gran trabajo integrando sistemas de sincronización NFC en muchos de sus dispositivos portátiles para mejorar la experiencia de uso de sus productos.

Otro de los usos con los que el NFC contribuye a la comodidad de los usuarios son las NFC Tags o etiquetas NFC. Estas etiquetas NFC utilizan el modo pasivo de esta tecnología y actúan de forma similar a las etiquetas RFID, de las que ya te hemos hablado.

Utilizando una app puedes programarlas para que, al acercar tu smartphone, se modifique automáticamente su configuración.

Etiquetas NFC programables

Por ejemplo, podrías dejar una de estas etiquetas en tu mesita de noche y al dejar tu smartphone junto a ella, automáticamente, se pondrá en silencio, desactivará el Bluetooth y los datos móviles y activará el modo ahorro de batería. Todo ello sin que tú tengas que hacer nada en absoluto.

¿Imaginas lo cómodo que sería que una de estas etiquetas pusiera en silencio los móviles de los espectadores que entren en una sala de cine?

Las etiquetas NFC: cómo usarlas y para qué sirven

NFC como herramienta de comunicación

El NFC también puede funcionar como una herramienta para la comunicación con los usuarios de un determinado servicio, por ejemplo como apoyo a la publicidad o al turismo.

Ya se han realizado con éxito algunas pruebas en la Alhambra de Granada en los que al acercar un smartphone con NFC, se ofrecía una audio-guía descriptiva del interior del monumento.

En otras pruebas, como las que llevaron a cabo la EMT de Málaga y Orange, se instalaron etiquetas NFC en las paradas de autobús y, al acercar un smartphone con NFC, permitían conocer el tiempo de espera y los horarios de los autobuses. Proyectos similares se han realizado con éxito en otras ciudades.

El NFC como método para interactuar con los usuarios

Además, el NFC puede llevar un poco más allá determinadas campañas de marketing.

Por ejemplo, en una prueba piloto realizada en Barcelona, una conocida cadena de hamburgueserías, ofrecía descuentos y promociones a todo aquel que acercara su smartphone a un cartel publicitario equipado con una etiqueta NFC. Estos descuentos cambiaban en función de la hora en la que el usuario interactuaba con el cartel, ofreciendo distintas ofertas para el desayuno, comida o cena.

Transferencia inmediata de datos por NFC

Como ya has visto, el NFC Móvil proporciona un intercambio de datos inmediato entre el emisor y el receptor. Esto facilita el intercambio de pequeñas cantidades de información de forma inmediata.

Uno de los usos más útiles a nivel de usuario puede ser la facilidad para compartir determinada información con otro dispositivo que también soporte NFC.

Por ejemplo, puedes compartir un enlace a una página web, tu tarjeta de visita o una foto, con solo acercar ambos smartphones. Sin duda mucho más cómodo e intuitivo que compartirlos a través de Bluetooth o Wi-Fi.

La transferencia de datos con NFC es mucho más sencilla

Futuro del NFC Móvil

Tras tantos años de gestación, la tecnología NFC parece encontrarse en una etapa de madurez que permite a los fabricantes y desarrolladores tomarla como una opción más que seria y meditada.

Sus usos han sido probados con éxito en muchos ámbitos cotidianos pero, como toda tecnología, necesita de la implicación de los fabricantes para desarrollarla todavía más y darle muchos más usos que los actuales. Desde luego, potencial no le falta.

En el futuro podríamos ver al NFC mejorando la tecnología RFID que se utiliza en los sistemas de pago inalámbrico de peajes (VIA-T o Teletag) en un gran número de autopistas de todo el mundo.

NFC aplicado a los automóviles

En el futuro también encontraremos al NFC como sistema de identificación personal, como ya se ha probado con éxito en multitudinarios eventos, como las últimas ediciones del Mobile World Congress de Barcelona, en el que los asistentes se identificaban utilizando su smartphone. Tal vez sea el final de las entradas a los eventos deportivos, espectáculos o conciertos, tal y como las conocemos actualmente.

Aplicada al Internet de las cosas, tu nevera podría monitorizar las etiquetas NFC de los alimentos que guardes en ella y realizar las listas de la compra por ti.

Así puedes pagar con PayPal a través de Samsung Pay

En el ámbito automovilístico, muchas marcas están apostando por los “coches conectados” o smartcars, en los que el NFC podría suponer una pieza clave. Tal y como nos anuncian año tras año, el NFC puede ser la tecnología que revolucione el concepto de la conectividad o continuar siendo la eterna promesa. Ahora que ya sabes qué es NFC en el móvil, ¿tú qué opinas?

Tags:

#sync

Ver ahora: