Los coches de Google harán un mapa de la contaminación

Los coches de Google harán un mapa de la contaminación

La contaminación atmosférica es uno de los grandes problemas medioambientales que padecen las grandes ciudades de todo el mundo hoy en día, afectando de manera negativa a la calidad de vida y la salud de las personas.

Podemos ver un ejemplo en el caso de Pekín donde, aunque en 2015 ha conseguido reducir sus niveles de polución, todavía se registran índices de contaminación que superan cinco veces la media recomendada por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

En España, los niveles de polución no son tan desproporcionados como en China, pero tampoco son los adecuados, como revela un estudio de Ecologistas en Acción. Según el documento, el 84% de los españoles viven en zonas que superan los límites de la OMS para la contaminación por ozono troposférico, que se concentra especialmente en las grandes ciudades.

Para que podamos ser conscientes de la calidad del aire de todo el mundo, Google, a través del programa Google Earth Outreach, ha llegado a un acuerdo con Aclima, una empresa dedicada al desarrollo de tecnología para la salud, a través del que se han integrado sensores en los coches de Street View con la finalidad de recabar los datos necesarios para hacer un mapa de la contaminación a nivel global.

En la primera prueba piloto, que tuvo lugar en Denver (EE.UU.), 150 millones de datos de la calidad del aire fueron recogidos por tres coches de Google Street View en un plazo de algo más de un mes.

Los sensores que integraban estaban preparados para medir los productos químicos que son peligrosos para nuestro organismo, como el dióxido de nitrógeno, óxido nítrico, ozono, monóxido de carbono, dióxido de carbono, metano, carbono negro, partículas y compuestos orgánicos volátiles (COV). Con esta información elaboraron un mapa como el que puedes ver a continuación.

Los coches de Google Street View harán mapas de la contaminación de las ciudades

El objetivo de Google es poder hacer un mapa de estas características en todas las ciudades del mundo, y para lograrlo tienen la intención de adquirir más sensores medioambientales para aumentar sus fuentes de datos.

[Fuente: TechCrunch]

Róterdam creará el purificador de aire más grande del mundo