Skip to main content

Encuentran perros azules en Rusia, y la causa podría ser compuestos tóxicos cercanos

Perro con pelaje azul

Twitter/Moises Lopez

21/02/2021 - 07:01

Activistas han encontrado un gran conjunto de perros callejeros con pelaje azul, y podría deberse a que han ingerido sustancias de una planta química abandonada.

Multitud de perros cercanos a una planta química en Rusia cuentan con el pelaje completamente en azul, posiblemente provocado por sustancias tóxicas, tal como creen los científicos.

Distintos grupos de activistas de animales han alertado sobre avistamiento de perros callejeros con pelaje azul brillante visto cerca de una planta química abandonada de la ciudad rusa de Dzerzhinsk, según informan desde Newsweek. Los activistas creen que el pelaje azul de estos perros se debe a su exposición a químicos dañinos que se filtraron en una planta química cercana.

Esta fábrica cerró en 2015, y cuando fue abandonada los animales callejeros entraron a la misma, y ahí podrían haber ingerido estos compuestos que ha provocado que les salga el pelo azul. Según parece, la fábrica abandonada producía plexiglás y ácido cianhídrico, básicamente cianuro de hidrógeno disuelto en agua, un compuesto extremadamente venenoso. Otro compuesto culpable de este pelaje sería sulfato de cobre, un compuesto inorgánico de color azul brillante que se utiliza en distintos procesos industriales.

Alguno de estos perros han sido recogidos por médicos y se les han hecho distintas analíticas, y parece que, de primeras, no hay que preocuparse sobre la salud de los animales.

El tinte de su piel implica que han tenido contacto directo incluso ingestión de sustancias potencialmente tóxicas o dañinas”, señala Kelly O'Meara, vicepresidenta de animales de compañía de Humane Society International. “Esto podría resultar en un doloroso ardor o picazón en la piel o incluso sangrado interno y enfermedades que podrían conducir a la muerte”, añade.

No es la primera vez que se avistan perros callejeros azules, dado que en 2017 se vieron en Mumbai, y una investigación posterior confirmó que la alta contaminación de las fábricas del río Kasadi en el distrito Navi de la ciudad estaba haciendo que los perros tomaran ese tono azul.