Logo Computerhoy.com

Inventan una técnica para purificar las aguas residuales sin peligro para la salud humana

Foto del redactor David Hernández

Redactor Colaborador

Aguas residuales

DepositPhotos

Foto del redactor David Hernández

Redactor Colaborador

Esta nueva técnica es capaz de transformar las aguas residuales en agua potable sin elementos químicos que dañen al ser humano.

El agua es uno de los principales bienes que tiene el ser humano en nuestro planeta, un elemento que podría acabar escaseando en el mundo, y no obstante actualmente más de 785 millones de personas carecen de acceso al mismo.

Como resultado del avance del cambio climático, es probable que cada vez más comunidades en el mundo no tengan acceso a agua potable, y científicos están trabajando en cerrar la brecha entre las aguas residuales y el agua potable con distintos métodos eficientes.

Ahora un equipo de investigadores de la Universidad de Stanfordha descubierto una fórmula para optimizar los procesos eléctricos y así transformar los desechos de azufre para allanar el camino para un tratamiento de aguas residuales económico, y todo alimentado por energía renovable, con el objetivo de así producir agua potable.

Si bien los científicos llevan trabajando años para purificar las aguas residuales y reutilizarlas en las fuentes de agua potable, la técnica llamada “filtración anaeróbica” cuenta con un gran defecto, y es que produce subproductos dañinos llamados sulfuros que son peligrosos para la salud humana.

Así que los investigadores de la Universidad de Stanford reformularon el costo de la filtración anaeróbica, y según un estudio publicado en la revista ES&T Engineering, idearon un método para convertir los sulfuros venenosos a base de agua residuales en moléculas inofensivas.

Así que en lugar de utilizar productos químicos para separar los derivados del azufre en componentes inofensivos, emplearon la "oxidación electroquímica del azufre", algo que consume poca energía y permite así un control preciso de los compuestos de azufre finales, lo que elimina la amenaza química de la filtración anaeróbica.

El proceso en el que estoy trabajando consiste en convertir electroquímicamente los sulfuros de las aguas residuales en algo más valioso, por ejemplo, ácido sulfúrico, que puede usarse en muchos procesos de fabricación y también en fertilizantes", explica Xiaohan Shao, Ph.D. estudiante de ingeniería civil y ambiental en la Universidad de Stanford y autor principal del estudio.

Además añade que esta técnica utiliza tan poca energía que podría acabar funcionando con fuentes renovables y aplicarse a los sistemas de alcantarillado de toda una ciudad.

Conoce cómo trabajamos en Computerhoy.

Etiquetas: Medio Ambiente