Skip to main content

¿Jugar con pelotas de tenis es peligroso para tu perro?

Perro con pelota de tenis

Getty Images

10/03/2021 - 22:15

¿A tu perro le encantan las pelotas de tenis? Si la respuesta es afirmativa, presta atención porque te vamos a explicar si resulta peligroso para él jugar con este objeto.

Los perros disfrutan jugando a ir a buscar los objetos que les lanzamos. Ya sea un palo, un frisbee o una pelota, nuestros amigos peludos podrían pasar horas corriendo tras ellos y trayéndolos de nuevo.

Pero, a la hora de elegir un juguete para tu mascota, es importante que escojas un producto especialmente diseñado para este fin, ya que de lo contrario podría ser perjudicial para la salud de tu mejor amigo.

Esto es precisamente lo que sucede con las pelotas de tenis. Aunque a priori pueda parecer un objeto totalmente inofensivo, en realidad puede resultar peligroso para tu perro por diferentes motivos, de manera que preferible que las evites. 

Por un lado, este objeto supone un riesgo de asfixia. Una pelota de tenis no está diseñada para resistir la presión que ejerce una mandíbula canina, de manera que tu perro la puede romper con facilidad. Al hacerlo, el animal puede tragarse los pedazos resultantes, que pueden obstruir las vías respiratorias o el aparato digestivo.

Por otro lado, su uso continuado puede ocasionar graves problemas dentales a tu perro. El material con el que están fabricadas las pelotas de tenis es mucho más áspero de lo que parece a simple vista. En general, la pelusa amarilla que recubre el caucho de la pelota está hecha de fieltro de nailon, lo que, unido a las partículas de tierra y arena que se suelen acumular en su superficie, desgasta los dientes del animal. 

Aparte de esto, al quedar la pulpa dental expuesta las bacterias pueden acceder con mayor facilidad, lo que incrementa el riesgo de que se produzca una infección.

A la vista de estas consecuencias queda claro que jugar con pelotas de tenis es peligroso para tu perro, especialmente si las utiliza de manera habitual. Por lo tanto, si quieres prevenir problemas lo mejor es que elijas otro tipo de pelotas o juguetes especialmente diseñados para que tu mascota.

Y además