Skip to main content

Proponen proteger la Tierra de las llamaradas solares con un escudo

llamarada solar

06/10/2017 - 15:06

Científicos de Harvard han publicado un estudio que propone colocar un escudo magnético gigante en órbita para proteger a la Tierra de las llamaradas solares. 

Un equipo de científicos de la Universidad de Harvard (Estados Unidos) ha publicado un estudio que propone colocar un escudo magnético gigante en órbita para proteger a la Tierra de las llamaradas solares. 

Una llamarada o erupción solar es la liberación de radiación electromagnética de una forma súbita e intensa que se produce habitualmente encima de las manchas solares. El estallido de radiación abarca desde las ondas de radio hasta los rayos X y los rayos gamma.

Este fenómeno se clasifica en tres categorías: llamaradas de clase X, las más grandes, que interfieren en las ondas de radio de todo nuestro planeta, afectando negativamente al funcionamiento de servicios como los GPS; en segundo lugar están las de clase M, de tamaño medio, y por último las de clase C, pequeñas y con pocas consecuencias. 

Estos eventos se empezaron a estudiar en 1859 y se producen con frecuencia. A principios del pasado mes de septiembre se registró la llamarada solar más potente de los últimos 12 años, procedente de la mancha AR2673, con clasificación X9.3. En el mismo período, el Solar Dynamic Observatory (SDO), el telescopio de la NASA para estudiar el Sol, registró imágenes de otra llamarada de nivel X8.2, que puedes ver en el vídeo sobre estas líneas.

Como consecuencia de estos fenómenos, los sistemas de GPS se ralentizaron o dejaron de funcionar durante un tiempo. Esto es debido a que las llamaradas solares de clase X interfieren afectan a la infraestructura eléctrica ubicada en la órbita terrestre baja (LEO por sus siglas en inglés) y en la órbita geoestacionaria (GEO). En estas zonas se encuentran la mayoría de los satélites de telecomunicaciones y de geoposicionamiento, así como la Estación Espacial Internacional. 

Hazte con un telescopio para observar el espacio

En su estudio, los investigadores han analizado el impacto económico de las llamaradas solares, y prevén que en los próximos 150 años se producirá un evento que causará daños de 20 billones de dólares. Además, consideran que los daños irán aumentando con el tiempo. 

Para evitar que se pongan en peligro nuestras telecomunicaciones, sistemas eléctricos y tecnología espacial, estos científicos han propuesto la creación de un escudo magnético en órbita de grandes dimensiones. Se colocaría en el punto L1 de Lagrange Tierra-Sol, donde desviaría las partículas cargadas y crearía un arco de choque artificial alrededor de nuestro planeta.

Una mancha solar envía tormentas geomagnéticas a la Tierra

De acuerdo con los investigadores, la construcción y despliegue de este escudo magnético es factible en sus parámetros físicos básicos. No obstante, no se trata de una tarea rápida y su fabricación llevaría años: creen que podría estar terminado antes de que este siglo termine. Su coste sería de unos 100 mil millones de dólares, una cantidad inferior a la necesaria para reparar los daños que se prevé que causarán las llamaradas en el futuro.

[Fuente: Science Alert]

Ver ahora: