Logo Computerhoy.com

Utilizar el móvil para comprobar fugas y otros mitos sobre el microondas, según la OCU

Microondas

Pese a que lleva décadas entre nosotros, el microondas sigue despertando dudas y preguntas entre los usuarios por culpa de los mitos que surgieron en los años 90. La OCU desmiente todos ellos para que puedas usar el electrodoméstico sin miedo.

Todo el mundo tiene uno en su cocina. A día de hoy es un electrodoméstico clave para millones de hogares, ya que permite calentar la comida de forma rápida, sencilla, limpia y eficiente. Las ondas microondas son las aliadas de cualquier chef (aquí los mejores que puedes comprar en 2022).

A pesar de ello, todavía queda mucha gente que duda de su efectividad, de su uso y de sus consecuencias, y esto es debido a que durante décadas se ha especulado sobre el microondas. Se ha dicho que era malo para salud, que daba cáncer, que afectaba a toda la familia...

Por suerte, la evidencia científica ha demostrado una y otra vez que esto no era verdad, ya que si así fuese millones de familias de todo el mundo habrían muerto hace más de 20 años. Pero aún hay quien duda de los microondas.

La Organización de Consumidores y Usuarios, más conocidos como la OCU, ha decidido publicar un reportaje hablando de los mitos y verdades que circulan alrededor del microondas, y nosotros os lo queremos compartir.

Con todos vosotros, mitos y verdades del microondas, nuestro mayor aliado y mejor amigo dentro de una cocina. Vamos allá:

1. Las radiaciones modifican la composición de los alimentos: Esto es falso. Las radiaciones que emiten los microondas simplemente hacen vibrar las moléculas y así se calienta la comida, pero no modifican los átomos ni convierten la comida en radiactiva.

2. Las microondas pueden salir al exterior del aparato: Es falso. Si el aparato está en buen estado, las microondas no pueden atravesar las paredes ni la rejilla de la puerta.

Además, aún en el caso de que el microondas estuviera deteriorado y tuviera fugas, las ondas pierden intensidad muy rápidamente, con lo que no hay ningún peligro en ese sentido.

Sartén antiadherente

3. Un móvil sirve para comprobar si hay fugas: Hay quien dice que para saber si un microondas tiene o no fugas, basta introducir un móvil en el interior, cerrar la puerta y hacer una llamada. Si suena, es que tiene fugas y no es seguro. Esto es falso.

Los teléfonos móviles no utilizan la misma frecuencia que los microondas. Puede que en algunos casos la protección de los microondas también impida que atraviesen las emisiones de los teléfonos móviles pero esto no tiene nada que ver con que el microondas sea más o menos seguro.

4. Hay que limpiar periódicamente los filtros del microondas: Esto es casi siempre falso. Hay muy pocos  hornos microondas que dispongan de algún tipo de filtro. Normalmente, se trata de microondas que integran una campana extractora y se colocan sobre la placa de cocción.

Si tienes uno de estos, la OCU recomienda que sigas para su limpieza y mantenimiento las instrucciones que indique el fabricante en el manual.

antivirus PC y movil

5. Hay plásticos que no se pueden meter en el microondas: Es verdad. No todos los recipientes pueden usarse en el horno microondas. En concreto, algunos recipientes plásticos pueden migrar materiales a los alimentos, al calentarse.

Solo deben introducirse al microondas plásticos adecuados para su uso en microondas, o bien envases de otros materiales, como el vidrio.

6. Hervir agua en el microondas es peligroso: Es verdad. Cuando se calienta agua en un horno microondas, no se suelen producir las típicas burbujas que surgen al hervir líquidos.

Al introducir algún objeto, como una cucharilla, o mover el recipiente, las burbujas podrían aparecer violentamente y proyectar agua hirviendo hacia fuera, pudiendo producir quemaduras.

Descubre más sobre , autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Computerhoy.