Skip to main content

Apple se pone ecológico y compra 14.500 hectáreas de bosque

bosque apple
user

16/04/2015 - 21:15

Pues sí, Apple ha comprado un bosque. Bueno, ellos y el Fondo de Conservación se han unido para distintos terrenos en el Rio Mattawamkeag en Maine, así como otros en el condado de Brunswick en Carolina del Norte. El objetivo es utilizar los materiales que se extraigan de estos bosques de forma sostenible para los paquetes y embalajes de la compañía. Por supuesto, no será fácil, y a Apple le va a suponer un desembolso bastante superior a lo que pagan otras compañías, pero desde luego tendrá un efecto mucho más positivo en el panorama ecológico. 

El trabajo en estos bosques permitirá que los productos de Apple sean envasados de forma completamente sostenible y muy estable. Lisa Jackson, que está dirigiendo a Apple en ecología y lo que respecta a iniciativas mediambientales, fue la encargada de llegar a un acuerdo con el CEO del Fondo de Conservación, Larry Selzer, y juntos han explicado el objetivo que hay detrás de este plan. 

Apple abre ResearchKit a desarrolladores de la comunidad médica

"Apple cree que el papel, como la energía, puede ser un recurso renovable, así que estamos tratando de conseguir que el 100% de las fibras vírgenes para sus embalajes de papel salgan de estos bosques controlados y estables". 

El bosque Reed en Maine consta de un terreno extenso de terreno conservado y casi intacto, interconectado con otros bosques como el de New Brunswick, en Canada. Las compañías cercanas se han tomado esto como una buena noticia, ya que los bosques no son lo único sostenible, sino también sus puestos de trabajo. Apple ha unido ecología y economía.

"Apple claramente está dando ejemplo, un ejemplo que esperamos que otros sigan. Lo mires como lo mires, la perdida de los bosques nacionales es uno de los grandes peligros medioambientales a los que se enfrenta nuestra gran nación", declaraba Selzer. 

La verdad es que es una de las noticias más positivas que hemos visto últimamente en el sector de la tecnología, en el que el medio ambiente suele tener un papel muy, pero que muy secundario.

Ver ahora: