Skip to main content

Actualización de Windows hace perder a un equipo de basket

Actualización de Windows hace perder un partido, y la categoría, a un equipo de basket alemán.

28/03/2015 - 21:56

Aunque todos sabemos que Windows ha mejorado mucho a la hora de actualizarse, una actualización importante puede requerir una cantidad considerable de tiempo, especialmente si el ordenador no es demasiado potente, o tiene un disco duro lento.

Que se lo digan al equipo de baloncesto de la segunda división alemana, el Panderborn Baskets, que ha perdido un partido y ha descendido de categoría por culpa de una actualización de Windows. Tal como suena.

Todo comenzó 10 minutos antes del encuentro contra los Chemnitz Niners el pasado 13 de marzo, cuya hora de inicio era las 19:30 de la tarde. En esos momentos, el ordenador portátil que controlaba el videomarcador se bloqueó. Tras un reinicio, comenzó a instalar numerosas actualizaciones de Windows, sin opción de cancelarlas.

Actualización de Windows

Tutorial: Actualiza Windows 7 o Windows 8.1 a Windows 10 a través de Windows Update

Los anfitriones decidieron esperar a que terminase la actualización para evitar que se colgase, pues al parecer no disponían de un ordenador alternativo con el software para controlar el marcador. El problema es que la actualización de Windows se fue eternizando, y el proceso no terminó hasta las 19:55, 25 minutos más tarde de la hora de inicio.

El partido de baloncesto se jugó, terminando con la victoria del equipo anfitrión, el Panderborn Baskets, por 69-62. Sin embargo, el equipo rival presentó una reclamación, argumentado que el reglamento sólo permite un retraso de 15 minutos, y si es superior hay que dar la victoria al equipo rival.

La Bundesliga de Baloncesto aceptó la reclamación del Chemnitz Niners, otorgándole la victoria y sancionando con puntos a descontar al Panderborn Baskets. El resultado es que con la derrota y los puntos descontados, el Panderborn Baskets descenderá de categoría.

Más allá de lo injusta o no que sea la decisión, el responsable de este desafortunado incidente parece ser el dueño del portátil, que tenía activadas las actualizaciones automáticas, algo que no se debe hacer si usas el ordenador en funciones críticas, como es el videomarcador de un partido de baloncesto.

[Fuente: Softpedia]

Ver ahora: