Skip to main content

China usará reconocimiento facial para permitir jugar en el móvil

tencent fortnite

03/10/2018 - 07:47

Parece sacado de un capítulo de Black Mirror o de cualquier película de ciencia ficción en la que se controle de manera desmesurada a la población (con tecnología, claro). China da un nuevo paso en el control de los videojuegos y ha anunciado que usará la tecnología de reconocimiento facial para permitir el acceso a los juegos en el móvil.

China es un país que está, cada vez más, ejerciendo una fuerte presión al sector de los videojuegos. Siempre han sido bastante proteccionistas, impidiendo que las consolas y juegos de fuera del país penetraran en las fronteras. Tras una ligera apertura, algo que también se ha producido a la inversa, parece que el Gobierno vuelve a las andadas.

Hace unas semanas os contamos que el país iba a controlar las horas que jugaban los menores para, según ellos, evitar una degeneración ocular en generaciones futuras. Los críticos van más allá y afirman que, simplemente, se trata de un veto al lanzamiento de diferentes títulos extranjeros.

Tencent está desarrollando un Call of Duty para móviles, y no pinta mal

Hace poco, Tencent afirmó que iba a cruzar sus datos con los de la policía para controlar el tiempo que juegan los menores y, además, autenticarlos en el juego sin posibilidad de que estos engañen al sistema con su edad. Ahora, Tencent va un poco más lejos al confirmar que utilizarán un sistema de reconocimiento facial como método de control parental.

Como podemos ver en HOPC, Tencent utilizará una nueva versión de Youth Guardian, la plataforma de control parental que tienen sus juegos en China para, como decimos, ejercer un control aún mayor en el tiempo que juegan los menores. Y es que, no se limita a un sistema de desbloqueo, como puede tener el iPhone X o los móviles con Android que usan una foto para desbloquearse, sino un intrincado sistema que coteja las fotos con los archivos policiales.

Desde diferentes organizaciones, como podéis imaginar, ya han puesto el grito en el cielo. Veremos cómo funciona el sistema, pero está claro que Tencent y el Gobierno van al unísono en lo que se refiere a combatir que los menores jueguen más de la cuenta.