Skip to main content

¿Qué es mejor que un Chromecast? Una barra de sonido con streaming 4K HDR integrado

Roku Streambar

Roku / The Verge

28/09/2020 - 19:53

Parece que estamos asistiendo al nacimiento de un nuevo tipo de dispositivos: las barras de sonido con streaming incorporado, como la nueva Roku Streambar.

Quizá Google no esté marcando diferencias en el mercado de los smartphones, pero desde luego si lo ha hecho en el de los dispositivos de streaming con Chromecast, uno de los pioneros. Lo hemos visto integrado en televisores, altavoces y otros electrodomésticos, y parece que ahora le llega el turno a las barras de sonido.

Roku, uno de los principales competidores de Chromecast (al menos en Estados Unidos), ha presentado hoy Roku Streambar, una barra de sonido de cuatro altavoces con streaming a 4K HDR integrado.

Se trata de una barra de sonido que destaca por su pequeño tamaño, solo 35 centímetros de largo, así que es ideal para colocar en un dormitorio en la tele junto a la cama, o en una habitación encima de la mesa, para usar con un PC y un monitor, por ejemplo. Pero su potencia de sonido también la hace adecuada para un salón:

Posee cuatro altavoces de rango completo (izquierdo, derecho y dos centrales) que proporcionan sonido estéreo, aunque también es compatible con Dolby Audio.

Se conecta a Internet a través de WiFi o un conector Ethernet por cable para hacer streaming desde las principales apps compatibles con Roku: Netflix Disney Plus, Apple TV, etc. Aunque no menciona a Amazon Prime Video o HBO.

También dispone de Bluetooth para enviar contenido desde el móvil, por ejemplo tus propios vídeos grabados desde el smartphone.

 

Se conecta a la tele a través de HDMI ARC, y dispone de conector USB para conectar un pendrive o disco duro con nuestros vídeos, así como entrada de audio óptica.

Puede ser una solución interesante para integrar en un único dispositivo barra de sonido y streaming, especialmente si no tienes mucho espacio, gracias a su reducido tamaño.

Roku Streambar sale a la venta el 18 de octubre, a un precio de 129 dólares en Estados Unidos. Posiblemente a España llegará a través de la importación.