Skip to main content

¿Es tan mala la carga inalámbrica como la pintan?

Mate 20 Pro - carga inalámbrica

19/08/2019 - 16:27

Dejar tu smartphone sobre una base al llegar a casa o en un compartimento de tu coche para cargarlo es una de las opciones más cómodas que existen para recuperar la carga de la batería de tu smartphone, ya que prescinde por completo de cables y enredos, pero ¿es tan mala la carga inalámbrica como la pintan?

La American Chemical Society cree que las excesivas temperaturas a las que se someten las baterías de los móviles durante el proceso de carga del smartphone hace que su durabilidad se reduzca pudiendo acortar la vida útil de la batería.

La carga inalámbrica lleva ya algún tiempo entre nosotros, pero ahora se está impulsando gracias a que con sus nuevos desarrollos se está consiguiendo equiparar la potencia de la carga rápida de los smartphones con la carga inalámbrica, obteniendo tiempos de carga muy similares.

Este aumento en la potencia de carga no hace más que acrecentar la polémica en torno a la conveniencia de usar una base de carga inalámbrica frente a los tradicionales cargadores con cable.

Carga al 50% ese es el estado perfecto para un smartphone

Más allá de usar un sistema de carga u otro, lo más importante es mantener la batería siempre dentro de unos determinados niveles. Tan malo puede ser para una batería pasar de un 100% a un 0%, como mantenerse constantemente en torno a ese 100%. En ambos casos, independientemente del método de carga elegido, la degradación de la batería será mayor.

La comodidad de uso en este caso juega en contra de las bases de carga inalámbrica ya que es muy habitual dejar el móvil en estas bases al llegar a casa o durante tus viajes o trayectos en coches equipados con compartimentos de carga inalámbrica y olvidarse de retirarlos cuando la carga se ha completado.

Carga rápida Galaxy S9

Así pues, la durabilidad de la batería no siempre está relacionada con el sistema de carga que se use, si no con el “estrés” al que se le somete por estar constantemente cargando y descargando para evitar la sobrecarga de la batería.

Sí, la temperatura influye en la degradación de la batería

No de los argumentos de la American Chemical Society es que las baterías se calientan en mayor medida cuando se cargan desde una base inalámbrica que desde un cargador.

Ese es un argumento lleno de asteriscos que hay que matizar. La carga inalámbrica no calienta más una batería de lo que lo haría, por ejemplo, un sistema de carga rápida. Sin embargo, nadie duda de las bondades de este sistema de carga que utiliza un cable para embutir hasta la energía suministrando más del triple de amperaje del que usa un cargador inalámbrico.

Escucha"Episodio #10: Wi-Charge - ¿Qué es... ? Con Rubén Andrés Barbero" en Spreaker.

Es absolutamente cierto que el aumento de temperatura continuado contribuye a degradar la batería, pero ese es un problema común a todos los sistemas de carga, tanto por cable como inalámbricos.

Si el cargador o base de carga entrega más potencia de la que el smartphone soporta, probablemente se calentará más de lo habitual.

cargador inalámbrico de 20W para el Galaxy Note 10 Plus

De la misma forma, si se utiliza un sistema de carga rápida con cable o uno de los nuevos cargadores de carga rápida inalámbrica para los Galaxy Note 10+, la batería sufrirá más por el exceso de temperatura que si se usa un cargador menos potente que no transmita tanto amperaje, siempre que no se ponga a cargar a pleno sol, claro.

En definitiva, tanto la carga inalámbrica como la carga por cable son tecnologías seguras para la batería de tu smartphone. Que pueden ser más o menos nocivas para tu smartphone en función del uso que hagas de ellas, pero que, siguiendo unas normas de uso responsable, ofrecen las mismas garantías de fiabilidad en sus cargas.

Tags:

#Móviles

Leer también:

Ver ahora: