Skip to main content

¿De verdad los usuarios están abandonando WhatsApp?

whatsapp telegram

Depositphotos

14/01/2021 - 11:35

A pesar de los problemas con WhastApp y el crecimiento que está teniendo el uso de aplicaciones alternativas, esto no parece empujar a que la gente la borre de su móvil.

Es uno de los temas más importantes en el mundo de la tecnología durante los últimos días: millones de usuarios se han cansado de WhatsApp y están descargando aplicaciones alternativas para comunicarse. Sin embargo, puede quedar la duda sobre si esto significa que se deje de utilizar WhatsApp de forma inmediata.

Telegram ha batido récord de descargas a nivel mundial y Signal ha empezado a ser muy conocida gracias a Elon Musk y Edward Snowden, pero de momento no hay apenas información sobre si esto ha afectado realmente a WhatsApp, cuánta gente ha borrado la aplicación o si pasa menos información por sus servidores.

Lo cierto es que todo apunta a que Signal y Telegram no sustituyen a WhatsApp, sino que son utilizadas en paralelo. No es un cambio radical, tal como informan en Business Insider, sino el posible comienzo de una transición. 

A pesar de todo lo que ha ocurrido con WhatsApp en los últimos años, esta aplicación sigue en nuestros móviles de forma muy extendida. No le ha pasado como a Facebook, red social con importantes problemas para llegar a los más jóvenes. Incluso con el malestar que ha provocado su última actualización de los términos de privacidad y que estén intentando solucionarlo, son pocos los que no la han aceptado.

¿Por qué no se abandona WhatsApp?

La gran pega para hacer una transición a aplicaciones como Telegram o Signal se sitúa en que WhatsApp llega a un amplio porcentaje de la sociedad que no está al día de las polémicas o no las valora como importantes. Basta con descargarla para ver los pocos contactos que las utilizan.

Además, es fácil descargar la aplicación y comunicarse a través de ella con los contactos que la tienen instalada, pero no mover los grupos de familias, trabajo o amigos. Esto exige poner de acuerdo a usuarios que ni conocen estas aplicaciones y es posible que desconfíen o renieguen de cambiar algo que para ellos funciona correctamente.

Quizá uno de los mayores problemas esté en que estas aplicaciones no tienen una gran empresa detrás que las publicite y encima no suelen venir de serie con los móviles nuevos. Estas barreras siguen provocando que sean menos utilizadas de lo que nos puede parecer vistas las noticias que llegan.

Dicho esto, es evidente que WhatsApp tiene unos problemas de imagen cada vez más grandes y que cuando se prueba Telegram o Signal se suelen ver las ventajas que tienen sobre WhatsApp. La desaparición de la aplicación de mensajería propiedad de Facebook es casi imposible hoy día, pero tampoco se puede negar que exista una corriente cada vez mayor de usuarios que tratan de abandonarla.