Skip to main content

Consejos y guía para comprar una cámara de fotos según tus necesidades

Consejos y guía para comprar una cámara de fotos según tus necesidades

09/12/2018 - 10:00

Comprar una buena cámara de fotos en 2018 es algo bastante sencillo, ya que los fabricantes han alcanzado un nivel de calidad muy alto. Por lo que partimos de la base que cualquier cámara de las que se han lanzado entre finales de 2017 y todo 2018 te ofrecerá una calidad sobresaliente.

Lo realmente complicado es comprar una cámara de fotos según tus necesidades reales y a tu presupuesto para evitar tener que invertir un dineral en una cámara que no necesitas y de la cual no vas a usar ni el 30% de sus funciones. Ese es el verdadero problema al elegir qué cámara de fotos comprar.

Resulta tentador dejarse llevar por la fiebre de los tecnicismos y elegir la más grande, la más moderna o la que más megapíxeles tenga, pero debes huir de esos tópicos y hacer un análisis objetivo de para qué vas a usar la cámara de fotos, qué esperas conseguir y, sobre todo, qué presupuesto tienes disponible. Lamentablemente, la fotografía es una afición que no sale barata.

Antes de lanzarte a comprar la primera cámara que se anuncia con letras de neón en las publicidades de los grandes centros comerciales, infórmate antes de qué vas a comprar exactamente y piensa si realmente es lo que necesitas, a la larga ahorrarás dinero.

No te limites a dejarte aconsejar por el comercial de la gran superficie. Busca información en páginas web y foros especializados, acude a una tienda de fotografía especializada, donde los dependientes conocen el producto sus virtudes y sus miserias, y te aconsejarán de forma profesional.

El “experto” de las grandes superficies, es probable que esté presionado para sacar el stock de un determinado producto y lo mismo te aconseja sobre la compra de una determinada cámara, como te informa al detalle de las prestaciones de una lavadora.

Estas son las cámaras de fotos más vendidas en Amazon

Con estos consejos y guía para comprar una cámara de fotos según tus necesidades vamos a orientarte sobre qué debes tener en cuenta a la hora de comprar una cámara de fotos en 2018, para que elijas la cámara que realmente necesitas y no caer en los cantos de sirena de los departamentos de marketing de los fabricantes.

Primero, decídete: ¿para qué quieres la cámara de fotos?

No es una pregunta que haya que tomarse a la ligera, ya que de su respuesta dependerá qué tipo de cámara de fotos te conviene comprar.

Todavía hay muchos usuarios que están convencidos de que, para conseguir las mejores fotos necesitas una cámara réflex. Hace algunos años es posible que fuera cierto, pero actualmente no lo es en absoluto, o al menos no siempre.

Consejos y guía para comprar una cámara de fotos según tus necesidades

¿Estás dispuesto a irte de vacaciones llevando una cámara de 1 kilo colgada del cuello durante todo el día? Muchos no lo tienen en cuenta y esa fantástica cámara que compraron con descuento termina en el fondo de un cajón porque pesa demasiado.

Realmente tiene poco sentido invertir en una cámara con sensor de tamaño completo para publicar fotos en Instagram, o para usarla solo durante tus viajes, cuando hay otras opciones que pueden ofrecerte la misma calidad por la mitad de su precio.

Vamos a repasar los distintos formatos y tipos de cámara de fotos que puedes encontrar en el mercado en 2018.

Compactas avanzadas

Son cámaras de un tamaño reducidos que acostumbra a caber en un bolsillo. Integran funciones de disparo manual y montan objetivos fijos, normalmente con un amplio rango focal y un sensor de 1 pulgada como máximo.

Consejos y guía para comprar una cámara de fotos según tus necesidades

Estas características les permiten ofrecer una excelente calidad de imagen, un peso muy contenido y un tamaño perfecto para llevarlas siempre encima durante viajes e incluso para fotografía callejera o fotos ocasionales.

La calidad focal de las lentes que se montan en este tipo de cámaras es muy superior a las que montan los móviles, por lo que en ningún caso podrían equiparase los resultados, sobre todo porque el sensor que montan los smartphones es bastante más pequeño.

Un buen ejemplo de buenas cámaras compactas avanzadas puede ser cualquiera de las versiones de la Sony RX100 o la gama Panasonic Lumix TZ.

Cámaras réflex

Posiblemente las más populares. Cuentan con sistemas de objetivos intercambiables que les proporcionan una gran versatilidad. Su principal inconveniente es el tamaño y el peso ya que no todos los usuarios están dispuestos a cargar con un equipo de varios kilos de peso que incluya el cuerpo de la cámara y un par de objetivos.

Consejos y guía para comprar una cámara de fotos según tus necesidades

Hay modelos con sensor de formato completo (Full Frame) para uso profesional, y otras con un sensor APS-C un poco más pequeño para uso semiprofesional o aficionado. Algunos ejemplos podemos encontrarlos en las Canon EOS 1300D, EOS 80D o EOS 6D MK II, así como en las Nikon D3400, D7200, D750.

Cámaras sin espejo

También conocidas como mirrorless, CSC (Compact System Camera) o EVIL (Electronic Viewfinder with Interchangeable Lens).

Su nombre hace referencia a que no cuenta con un prisma interno como en el caso de las réflex. Y hasta aquí sus diferencias en cuanto a prestaciones con respecto a las réflex ya que cuentan con los sistemas de objetivos similares.

Consejos y guía para comprar una cámara de fotos según tus necesidades

Tal vez en algunos modelos pueda existir una pequeña diferencia en tamaño o peso, pero continúan siendo cámaras que, dependiendo qué objetivos se les monte, pueden alcanzar pesos y tamaños considerables.

Al igual que sucede en el caso de las cámaras réflex, existen cámaras sin espejo con sensor de formato completo para uso profesional, con sensor APS-C para uso semiprofesional y aficionado, y con sensor de micro cuatro tercios que es un poco más pequeño y, por lo tanto, ofrece cámaras mucho más pequeñas y ligeras que el resto de sensores, pero con las mismas prestaciones fotográficas. Encontramos algunos ejemplos de cámaras sin espejo en las Sony A7 III, Fujifilm X-T3 o Olympus OM-D E-M1 II.

Sony a6300 vs Olympus OM-D E-M5 II: ¿Cuál es mejor cámara sin espejo para un aficionado?

Muchos modelos de cámaras sin espejo son perfectamente equiparables a homólogas réflex con las mismas prestaciones, precios equivalentes y resultados idénticos. Pero también encontramos algunas variantes compactas que consiguen exactamente el mismo efecto con las cámaras compactas avanzadas, añadiendo el aliciente de disponer de objetivos intercambiables. La Fujifilm X-A3, Olympus Pen E-PL9 o Panasonic Lumix DC-GX800 son algunos ejemplos de ello.

Consejos y guía para comprar una cámara de fotos según tus necesidades

No atrevemos a decir que, a pocos años vista, las cámaras sin espejo sustituirán en gran medida a las cámaras réflex convencionales, de la misma forma que las cámaras réflex digitales sustituyeron a las analógicas de carrete.

Fija tu presupuesto y elige el mejor momento para comprar una cámara

Una vez sepas para qué vas a utilizar la cámara de fotos, y por lo tanto hayas definido qué tipo de cámara de fotos necesitas, es importante fijar un presupuesto.

El precio define en gran medida la categoría de cámara a la que podrás acceder, y qué características incluirá. Procura ser realista al establecer un presupuesto. No existen las compactas avanzadas de 100 euros, ni necesitas una cámara de 3.000 euros si eres principiante en esto de la fotografía.

Fujifilm X-T20, probamos esta cámara sin espejo

A la hora de comprar tu cámara de fotos, cíñete a ese presupuesto inicial. Siempre habrá una cámara que, por un poco más ofrece tal o cual función adicional.

Otro aspecto que debes tener en cuenta al comprar una cámara es la fecha en la que planeas hacerlo. Como norma general, comprar una nueva cámara de fotos no suele ser algo tan urgente como si se estropea tu smartphone o tu portátil, y permite una cierta flexibilidad en la fecha de su compra.

Características y precio de la Sony A7 III.

Hacerlo coincidir con la campaña navideña, con los descuentos del Black Friday, con las bajadas de precio estacionarias de antes de vacaciones o aprovechar la bajada de precio que experimenta un modelo cuando se presenta su renovación suele ser el mejor momento del año para comprar tu cámara de fotos al mejor precio.

Solo cuerpo o kit con objetivos

Con las cámaras compactas avanzadas no tendrás problemas, pero en el caso de las cámaras réflex y las sin espejo, estas acostumbran a ofrecerse en forma de pack en los que se incluye el cuerpo de la cámara acompañado de uno o dos objetivos.

Si bien es cierto que existen algunos de estos kits en los que se incluyen objetivos de gran calidad, la mayoría incluyen objetivos de gama de entrada con un zoom estándar que no ofrecen la mejor calidad del mundo, pero sí son suficientes para aprender a usar la cámara.

mejor cámara sin espejo para un aficionado: Sony Alpha 6300 vs Olympus OM-D E-M5 II

Comparativamente, estos kits de cámara y objetivo son más baratos que comprar el cuerpo y ese mismo objetivo por separado, por lo que es una excelente forma para aprender a usar la cámara y descubrir qué tipo de fotografía te gusta hacer. En función de tu evolución en el terreno de la fotografía, podrás tomar la decisión de comprar un objetivo de mayor calidad y que se adapte mejor al tipo de fotografía que quieres hacer: retratos, naturaleza, macrofotografía, paisajes, etc.

Si ya tienes claro qué tipo de fotografía te gusta, estos kits no tendrán sentido para ti y lo mejor es comprar el cuerpo de la cámara y el objetivo adecuado para el tipo de fotografía que quieras hacer por separado.

Cómo elegir la mejor tarjeta de memoria para tu cámara de fotos

Existe una norma no escrita al comprar las cámaras y objetivos por separado: gasta dos tercios de tu presupuesto en un buen objetivo y el tercio restante en la cámara. Puede parecer una exageración, pero no lo es tanto si se tiene en cuenta que la vida media de una cámara son 8 años, mientras que hay objetivos que todavía están en uso 20 años más tarde, pasando de cámara en cámara.

Al elegir objetivos, elige los objetivos más luminosos que tu presupuesto te permita. Esto se mide en función del valor F. Por ejemplo, un objetivo con una focal de 50mm y f/1.8, es menos luminoso que uno de un 50 mm f/1.4 o 50 mm f/1.2. Observarás que, a pesar de tener el mismo rango focal (50 mm), su precio sube a medida que el número f baja.

No te centres en una sola marca

Ser fan de una sola marca limita mucho la capacidad de elección, por lo que está bien tener simpatía por una determinada marca, pero hacerlo puede tener graves consecuencias para tu economía. No tengas miedo a apostar por otras marcas, te sorprenderán.

mejor cámara sin espejo para un aficionado: Sony Alpha 6300 vs Olympus OM-D E-M5 II

Por ejemplo, el mercado de las cámaras réflex ha estado dominado con mano férrea durante años por dos grandes actores: Canon y Nikon. Por lo que es fácil encontrar con numerosos fans incondicionales de esas marcas.

Sin embargo, si quieres comprar una cámara compacta avanzada o una sin espejo, lamentamos decirte que esas marcas que dominan en el ámbito de las réflex, no han hecho los deberes y ahora empiezan a ofrecer algunos modelos interesantes en ese segmento, mientras que marcas como Sony, Fujifilm, Olympus o Panasonic llevan más de cinco años engordando sus catálogos con cámaras sin espejo para todas las gamas.

Canon lanza la EOS M6 sin espejo junto con las réflex 77D y 800D

Céntrate en la gama de cámara que necesitas e infórmate de las prestaciones que ofrecen los distintos modelos de esa gama en cada marca, sin más. Solo así conseguirás exactamente la cámara que necesitas al mejor precio.

No te líes con las prestaciones

Además del peso, tamaño o precio, la tecnología que incluye cada cámara es decisiva en su rendimiento. No obstante, tampoco conviene obsesionarse con estas prestaciones técnicas ya que, al fin y al cabo, lo que realmente importa en fotografía es quien aprieta el botón de disparo y su visión del mundo.

Consejos y guía para comprar una cámara de fotos según tus necesidades

Al elegir una cámara de fotos es fácil dejarse llevar por el detalle de los números, las cifras y la mínima mejora técnica. En muchas ocasiones, esas cifras y prestaciones de la cámara apenas tienen incidencia a la hora de hacer fotos o, en la mayoría de los casos, existen para cubrir situaciones muy específicas en las que puede que nunca llegues a encontrarte.

Para guiarte en la compra una cámara de fotos según tus necesidades, vamos a revisar algunos de los aspectos técnicos que debes tener en cuenta al comprar una cámara de fotos.

Sensor

Mentiríamos si te dijéramos que el sensor no es una de las partes más importantes de la cámara, pero a nivel de principiante, tampoco merece la pena obsesionarse con él.

Nuestra primera recomendación está clara: Olvídate de los megapíxeles.

 Sony Alpha 6300

A menos que vayas a hacer una pancarta con la que cubrir la fachada de tu casa, de nada te servirá tener una cámara de 40 megapíxeles. Lo que realmente debes tener en cuenta es la calidad de cada uno de esos megapíxeles, y esa calidad no se refleja en el número de megapíxeles, sino en el tamaño del sensor y en la tecnología que se encarga de su gestión.

Huye de quien te recomiende elegir una cámara de formato completo para un principiante. De hecho, apenas notarías diferencia alguna entre una foto hecha con una Full frame y una APS-C en igualdad de condiciones.

Si vas a hacer fotos de forma ocasional y quieres un mínimo de calidad, una cámara compacta con sensor de 1 pulgada te ofrecerá unos resultados excelentes.

La guerra de las cámaras móviles ya no se libra con megapíxeles (y eso es bueno para ti)

Pero si prefieres utilizar una cámara de objetivos intercambiables, apuesta por una con un sensor APS-C de calidad. Su precio es relativamente más barato, e incluso hay profesionales que las usan de forma habitual cuando quieren dejarse sus pesados equipos de formato completo en casa. Una cámara APS-C – o micro cuatro tercios si te importa el tamaño y el peso—, ofrece calidad más que suficiente para la mayoría de usuarios, más aún si eres principiante en esto de la fotografía.

Puntos y velocidad de enfoque

La precisión y velocidad del sistema de enfoque es otro de los factores a tener en cuenta al comprar una cámara de fotos. El sistema de enfoque es el que se encarga de mantener al sujeto a fotografiar perfectamente enfocado mientras haces la foto. De ahí su importancia para obtener fotos nítidas y bien definidas con tu cámara.

Consejos y guía para comprar una cámara de fotos según tus necesidades

Los sistemas de enfoque más habituales son por diferencia de contraste, por detección de fase y enfoque híbrido en el que se combinan ambos. Lo ideal es que cuente con sistema de enfoque híbrido ya que es el que mejor capacidad de respuesta y precisión ofrece.

Además, también debes tener en cuenta el número de puntos de enfoque que tiene. Cada punto de enfoque representa una zona en la que el sistema de enfoque busca diferencias para detectar los objetos a enfocar. Por lo tanto, cuantos más puntos de enfoque disponibles, más preciso y rápido será el enfoque y más fácil será mantener el foco aunque el sujeto se mueva.

Sistema de estabilización

El sistema de estabilización de la cámara es muy importante en la cámara de un principiante, ya que le será de gran ayuda para obtener fotos nítidas y sin trepidación por el movimiento. Conseguir buenas fotos desde la primera toma es importante para no perder la motivación.

Las 6 mejores cámaras réflex para principiantes de 2017

El sistema de estabilización consiste en mantener el sensor “suspendido” mediante un sistema mecánico que compensa los pequeños movimientos que puedes hacer al sostener la cámara a pulso para evitar que las fotos queden movidas.

Lo ideal es contar con un sistema de estabilización de cinco ejes en el cuerpo. En el vídeo que te mostramos a continuación puedes ver la diferencia entre una cámara con sistema de estabilización de 5 ejes en el cuerpo (mitad superior del vídeo) y con estabilizador en el objetivo (mitad inferior del vídeo).

Algunas cámaras integran sistemas de estabilización en las lentes de los objetivos, pero no en el sensor, por lo que se consigue compensar parte de ese movimiento, pero no es tan efectivo y si utilizas objetivos de gama baja o antiguos que no estén estabilizados, hacer una buena foto sin trípode puede ser toda una hazaña.

Grabación de vídeo en 4K

Si además de hacer fotos también quieres una cámara capaz de grabar vídeo en 4K, las cosas se complican ya que algunos fabricantes utilizan sistemas de compresión que no proporcionan vídeos en 4K real recortando su calidad final.

HDR en la pantalla frente al HDR en la cámara: qué es cada uno y qué diferencias hay

En cualquier caso, revisa las especificaciones técnicas de la cámara para asegurarte de que la cámara permite grabar vídeos en 4K a 60 imágenes por segundo, una cifra inferior a eso no ofrece la calidad suficiente para un buen resultado y solo pagarás por la etiqueta 4K, no por una mejor calidad de vídeo.

Además, también deberías fijarte si la cámara soporta perfiles S-Log o Gamma Log para conservar la máxima calidad para el retoque en postproducción.

Conectividad inalámbrica

Actualmente ya no basta con que la cámara guarde la información en una tarjeta, también debe ser capaz de compartirla de forma inalámbrica a otros dispositivos.

Diseño de la Fujifilm X-T20: así es esta cámara sin espejo

Elegir una cámara de fotos con conectividad Wi-Fi, Bluetooth o NFC te permite compartir fácilmente tus fotos con tu móvil o con tu portátil. De ese modo, no tienes que esperar a llegar a casa para compartirlas en tus redes sociales. Basta con vincular la cámara a tu móvil y las fotos que hayas hecho, se enviarán.

Además, esta conectividad te aporta un mayor control a distancia de las funciones de disparo ya que muchas de estas cámaras permiten convertir el móvil en un control remoto desde el que puedes configurar las opciones de disparo, o disparar las fotos a distancia. Algo que resulta muy cómodo para hacer selfies o fotos con trípode.

Tags:

#guias, #sync

Ver ahora: